Un misterioso “consentimiento por encima de mi yo”

Pregunta: Durante el curso de educación integral cuando comenzamos nuestro trabajo práctico, queda claro que las personas no entienden lo que significa “elevarse por encima de uno mismo” o “unirse”. Piden que se les muestre cómo se hace y dónde pueden ver un ejemplo de tal comportamiento.

Respuesta: Es imposible de ver. Tal vez sea posible mencionar algo abstracto para que haya algo hacia que esforzarse, pero nada más. A través del entrenamiento el grupo desarrolla una sensación común. Esto es una especie de salida de uno mismo, de mis instintos. La salida de uno mismo asume un par de etapas.

Una es “entrar” en tu compañero de conversación. Este es un entrenamiento sicológico básico que es usado ampliamente para varios propósitos. Comienzo a sentir, a estudiar a la otra persona porque por alguna razón es algo que necesito hacer o es de interés para mí. O tal vez simplemente quiero elevarme sobre mí mismo y tratar a una persona con amabilidad, como se tratan los familiares entre sí.

Sin embargo, incluso cuando trato de entrar a las sensaciones y pensamientos de otra persona, entonces su corazón y mente (sus sensaciones y pensamientos) se vuelven como si fueran míos. Digamos que soy capaz de obtener cercanía con él y su entorno interno, pero en realidad todo lo que estoy haciendo es sustituir mi “animal”, mis propios instintos y reglas de conducta por las de alguien más, pero en realidad no me elevo por encima de nuestro nivel animal general.

Tenemos que imaginar algo totalmente diferente. La salida de uno mismo no debe ser hacia otra persona. Cuando entreno para sentir a otra persona, esas sensaciones no deben estar inmediatamente dirigidas hacia sentir todo lo que está dentro de otra persona: sus pensamientos subconscientes, instintos, y reflejos. No estoy interesado en el “mecanismo automático” que opera dentro de él. Más bien estoy interesado en la aspiración de cada uno de los amigos para ascender por encima de ellos mismos. Trato de conectarme a su aspiración por ascender y llegar al próximo nivel, que es el nivel humano. Trato de estar junto con ellos y cada uno de ellos trata de hacer lo mismo con relación a los otros.

A través de esto creamos un atributo común. Creamos pensamientos y deseos que están separados de nuestras cualidades animales y están dirigidas hacia elevarnos por encima de nuestro nivel actual. Deseamos que nuestra comunicación consista de amor, entendimiento, y que esté por encima de nuestro mundo y de nuestra vida de manera que cada uno de nosotros se desvanezca en este nuevo atributo común, en esta nueva imagen de un solo deseo y una sola mente.

Tenemos que imaginar esto y cultivarlo constantemente de tal manera que la sensación de nuestro atributo común aparezca como el corazón y la mente del grupo. Esto será de máxima importancia para nosotros y nuestro “yo” se desvanecerá dentro de esto. Mi deseo de ascender sostendrá a las personas a mi alrededor y todo lo que pertenece a mis instintos, reflejos, y hábitos se desvanecerá como algo totalmente inútil y no existente en el momento. No los usaré hasta el punto en el que gradualmente me acostumbraré a vivir en este nuevo atributo común que he creado por encima de mi propio yo.
[85077]
De una “Charla acerca de la educación integral” 29 de febrero del 2012

Material Relacionado:

Un nacimiento consciente de la humanidad
La mentalidad es irrelevante
No Puedes Evitar Los Obstáculos

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta