El punto en el que se conectan los corazones

Pasa mucho tiempo hasta que, en contra de todos los deseos y rechazos, la persona puede convencerse a sí misma de que es esencial que ella establezca una relación con los amigos. Le toma mucho tiempo aclarar todo esto y convencerse a sí misma, esto le ocurre después de muchos ascensos y descensos.

Gradualmente, al aprender de todos los estados y acciones que ha atravesado, al observarse a sí misma, la persona empieza a entender qué es bueno y qué es malo para ella. Primero pensó que era bueno cuando ella tenía nuevas sensaciones, cuando comprendía y sentía más, y pensaba que era respetada y poderosa. Ahora, ella empieza a entender gradualmente que todas estas sensaciones agradables no indican su progreso espiritual en absoluto. Por el contrario, indican que la persona está ahogándose cada vez más profundamente en su ego, en el deseo de recibir, en la materia de la creación.

En primer lugar la persona piensa que el progreso depende del estudio de la teoría, del conocimiento de la materia. Ella atraviesa los libros que quiere entender, creyendo que al que será capaz de acercarse a la meta. Luego se apresura a difundir este conocimiento, esperanzando obtener con ello una recompensa por sus esfuerzos. Trata de abrirse camino hacia diferentes direcciones girando alrededor de un punto central: el amor por el otro.

Ella alcanza esto sólo cuando no tiene otra opción, y está en total desesperación por no haber alcanzado nada por sí misma. Como resultado de todas estas acciones, la Luz la ilumina, y ella comienza a entender y a sentir que la entrada al mundo espiritual se abre sólo cuando su corazón se conecta con el corazón de su amigo.

A través de este punto de conexión, en el que los corazones entran en contacto, yo salgo de mi corazón y penetro en el corazón del amigo, y así descubro dentro del corazón del amigo mi mundo espiritual. Esto es lo que cada uno de nosotros hace con relación a los amigos.

Toma mucho tiempo hacerlo, puesto que esto tiene que estar en el corazón y no en la mente. La mente se vuelve sólo una herramienta externa. Así, avanza la persona en la dirección correcta y descubre el estado más distante y odioso de todos los estados de este mundo.

Anteriormente ella no podría haber imaginado siquiera que esta fuera la meta de la vida. Pero esto es lo que tiene que alcanzar, para que la meta de su vida sea la conexión de los corazones de todas las personas de este mundo en un corazón.

Tenemos que ser pacientes con nosotros mismos y con los amigos que atraviesan los diferentes estados externos. Todos necesitan su propio tiempo y forma de desarrollo, hasta que finalmente descubran que no hay otro trabajo, sino el amor de los amigos.

Cuanto más tranquilo estés en este proceso, más éxito tendrás. Las personas que piensan que pueden iniciar este trabajo de inmediato, por lo general se queman rápidamente. Este reconocimiento requiere de un período de adaptación, de un tiempo para que todos los otros tipos de trabajo se “sequen”, para que a partir de toda la experiencia y esfuerzos, la persona sienta desesperación. Entonces, con la ayuda de la Luz que Reforma ella entenderá y sentirá que nada le ayudará excepto la conexión. Es entonces cuando comienza su trabajo en el lugar correcto.

Puesto que estamos conectados en una red general con todas las personas en el mundo, nosotros les pasamos a todos en esta sensación y esta comprensión. Así, comienza el mundo a hablar de la necesidad de reforzar las conexiones entre las personas, lo cual puede salvar a la humanidad. Cuanto más trabajemos en nosotros mismos y cuantos mayores esfuerzos hagamos, más Luz atraeremos sobre nosotros mismos de acuerdo a la ley de equivalencia de forma, la cual también se vierte dentro de las vasijas externas, sobre toda la humanidad y así esta idea les llega a todos.

(90034)
De la 1° parte de la lección diaria de Cabalá del 10/11/12, Escritos de Rabash

Material relacionado
Egoísmo es la fuerza que se opone a la unidad
Desespérate pero no te rindas
La red interna el acceso es a través del deseo

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta