Pasando por la Convención

Pregunta: ¿Cómo puede ser despertado un estudiante nuevo que se une al grupo, para hacer el tipo correcto de trabajo?

Respuesta: El grupo lo lleva a ciertas acciones y le da una oportunidad. No es por casualidad que vivimos aquí y no en una realidad diferente. En el mundo de las acciones nosotros podemos existir incluso en el nivel “animal”, separados de la espiritualidad que construimos por encima de nosotros. Por encima de mis atributos actuales, yo creo gradualmente la imagen de un ser humano. La construyo por medio de la conexión con los amigos y creando entre nosotros de la fuerza del Creador. Estas son todas las acciones espirituales internas que están por encima de nuestros “nosotros” actuales.

Mientras tanto, nos conectamos en el nivel corporal sin intenciones espirituales, y así construimos el entorno. Tenemos la infraestructura necesaria para hacerlo, es decir que tenemos “este mundo” desde el cual comenzamos nuestro avance espiritual. Aquí tenemos una oportunidad única: Por un lado, esta base es adaptable de cierta manera al mundo espiritual, y por otro lado, éste nos permite existir sin ninguna adaptación a él. La realidad que veo y siento en mis cinco sentidos corporales, es en realidad un regalo precioso: Aquí yo estoy en el borde de una acción espiritual, de un ascenso espiritual, y al mismo tiempo puedo influir en la espiritualidad.

Pregunta: ¿Y qué puedo hacer si soy todo lo contrario y me inclino hacia el desapego? Por ejemplo, se acerca una convención, y yo no quiero ir. ¿Es esta la ruptura?

Respuesta: Por supuesto. Es más, la falta de deseo de ir a la convención todavía no es el interrupción más fuerte.

Si te hubieran invitado a una fiesta de tu agrado, con mucho gusto te unirías a ellos, puesto que los sabores que más te gustan y las acciones y todo lo que “infla” tu ego, está esperándote allí, así que correrías en el momento de la primera llamada.

Aquí, sin embargo, tú avanzas espiritualmente, y por ello sientes que la convención es un lugar para esforzarte. De aquí se deriva el rechazo: De repente te vuelves perezoso, y te sientes irrespetado, y te llega “algo más importante” y hay otros cálculos… todo esto es el resultado de la Luz que ilumina para ti, así que esta es una buena cosa, pero utilízala donde veas un lugar para trabajar.

Cuanto más avanzamos, más nos sentimos así. En consecuencia, tú verás que cada vez hay menos gente entre nosotros. Ahora suponemos que cuanto más avancemos, más habremos, pero en realidad no es así.

En 2007 yo estuve en una gira por diez ciudades en Estados Unidos y había cerca de 600 personas en cada conferencia que di, y 2.000 personas en Nueva York. Hoy en día, sin embargo, hay alrededor de 50 a 100 personas.

¿Por qué es así? Debido a que hemos avanzado y también lo ha hecho el público. Las personas no se sienten atraídas por la palabra “Cabalá” en sí. Ellas entienden más y saben que esta se trata de trabajo interno. Gracias a las Luces que ahora están más cercanas, la gente entiende algo nuevo y por lo general no quiere venir a las conferencias o ir a las convenciones.

Hay una pequeña minoría restante y estas son las personas que cumplirán la corrección. Todo el resto se unirá a los “pioneros” de alguna manera, pero sólo por el camino del sufrimiento. Muy pocos se mueven hacia adelante debido a la Luz, mientras que el resto se mueven por los sufrimientos…

(89505)
De la 4º parte de la lección diaria de Cabalá del 10/4/12, Escritos de Baal HaSulam

Material relacionado:
Es hora de la aplicación práctica de la Cábala
Primeros auxilios para el enfermo
Una oportunidad para trae la bondad a nuestro mundo

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: