¿Qué me despertará?

A veces la persona está en un estado tal que no quiere nada. Nada le atrae: ni la unidad con los amigos, ni entender los textos cabalísticos, ni sentir, ni la conexión con alguien importante. Ella no piensa en las metas internas que debe cumplir durante el día en el grupo ni en el trabajo. Es como si estuviera “muerta”. No es que sienta que ella está “muerta”, sino que no se siente a sí misma en absoluto, está dormida.

¿Qué puede pedir la persona en tal caso? Ella puede pedir dos cosas:

  • Estar un poco más cerca del grupo, para que las “corrientes” que fluyen a través de los amigos fluyan también a través de ella, y que éstas la sacudan y la despierten.
  • Un deseo básico de someterse a la Luz para que ésta la impresione y la reviva.

Si no tiene una clara demanda proveniente de sus deficiencias o de sus impresiones, ella necesita estos dos factores: uno de ellos funciona desde el lado de la vasija y el otro funciona desde el lado de la Luz.

En primer lugar, yo quiero pertenecer a los amigos para que todo lo que fluye a través de ellos, fluya a través de mí. Lo principal aquí es estar involucrado en “asuntos espirituales”. Yo vengo, me siento y escucho lo que está pasando; sólo escucho a nivel espiritual, al abrir todas mis “aperturas” espirituales a las corrientes que fluyen en el grupo.

En segundo lugar, permito que la Luz opere en mí, pase a través de mi, al llenarme y devolverme a la vida

(91018 – De la 2° parte de la lección diaria de Cabalá del 23 de octubre del 2012, El Zóhar)

Material Relacionado:
No pierdas la abertura en la pared para la tenue Luz
¿De dónde recibe uno el deseo para levantarse del sofá?
Como dibujar una imagen del Creador en su interior (avanzado)

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas:

Próximas Entradas: