Un pinchazo de la Luz

Nosotros estamos dentro de una fuerza llamada el Creador (Boré). Debido a que todavía no la alcanzamos de acuerdo al principio de “ven y ve” (Bo- Reh), le damos diferentes nombres de acuerdo a las medidas actuales de su revelación hacia la persona.

Yo estoy en este campo de fuerza con todos los demás. La pregunta es ¿cómo puedo inducir su influencia? En realidad, este es todo el mundo del hombre: ¿Cómo puedo despertar esta fuerza para que ella pueda elevarme?

Nosotros descendemos a propósito de la altura espiritual al “nivel cero”, y ahora me corresponde ascender hacia la misma altura. Con el fin de hacer aquello, yo tengo que despertar sobre mí la Luz que Reforma. No hay otra fuerza que pueda elevarme hacia la espiritualidad. Yo sólo tengo los medios que existen en mi nivel. El Creador me despierta del sueño por medio del primer “pinchazo” y entonces yo tengo que procesar internamente lo que me despertó por medios especiales: el grupo, el estudio y el maestro.

Entonces me vuelvo hacia la Luz que me despertó inicialmente. Le pido que influya en mí, y lo hago a sabiendas y de forma consciente. La Luz sólo me aguijonea una y otra vez y a través de esto yo tengo que establecer mi actitud hacia esta: ¿Qué pido de ella, qué tipo de influencia espero, qué quiero alcanzar? etc. En general, me imagino a mí mismo cómo  si estuviera en concordancia con el Único que me “pincha”. Tengo que buscar Su forma, Su imagen y pedir de Él:

– “¡Quiero otorgar!”

– “¿Cómo quieres llegar a ser el único que otorga? ¿Es realmente él el único que otorga? ¿A qué se parece su otorgamiento?”

-” ¿No lo ves? Yo estudio, trabajo en un grupo y disemino, hago todo tipo de actos y basado en eso, yo pido”.

Si la persona no realiza acciones de unificación, no hay base para su pedido. Estas acciones constituyen la infraestructura que puede usar para elevar el MAN, una plegaria. Yo construyo esta infraestructura entre mis amigos y yo desde la cual se eleva el MAN, “la plegaria de muchos”. Yo nunca seré capaz de pedir la conexión por mí mismo. Una plegaria por la conexión sólo puede ser colectiva, por lo menos entre dos personas.
(89508)
De la 4º parte de la Lección Diaria de Cabalá del 10/4/12, Escritos de Baal HaSulam

Material Relacionado:
El poder del nivel espiritual
Yo, mi entorno, y la Luz
Entrevista para la agencia de noticias EFE

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta