Construyendo un hogar con los ladrillos de nuestro esfuerzo

Dr. Michael LaitmanEl deseo de recibir, en el que nos encontramos ahora, es malo. Es muy bueno si queremos disfrutar de la vida, y nos ayuda tanto como puede. Pero se vuelve malo y cruel si se evoca en nosotros un deseo de otorgar, y éste no nos permite adherirnos al Creador, al nivel superior. El deseo de recibir pone un Majsom (barrera) entre el superior y nosotros, que no nos permite pasar.

dibujo Laitman

El punto, la chispa de otorgamiento, anhela fuertemente adherirse con el Creador. Cuanto más lo domine el deseo de recibir, más anhela al Creador. Cuanto más se revele el dominio del ego, más fuertemente tiene que luchar este punto con él. Y así crece su intención por el Creador y al mismo tiempo la tristeza y el dolor también crecen, debido a la imposibilidad de adherirse con el Creador. Su sensación de exilio se vuelve mayor y más amarga.

La tensión, la presión, y el anhelo crecen, y por lo tanto, las vasijas se forman. Las vasijas para alcanzar este nivel superior no se forman por medio del deseo de recibir que se ha convertido en un deseo de otorgar, sino que son derivadas de él. Son el resultado de los esfuerzos y sufrimientos, de la lucha entre la chispa de otorgamiento que hay dentro de la persona y su deseo de recibir.

La chispa lucha por adherirse con el Creador, pero no puede hacerlo puesto que el deseo de recibir la agarra por los pies y no deja que se libere. Entonces su esfuerzo, (del cual es responsable el deseo de recibir, puesto que éste ya tenía el “punto en el corazón” en sus manos), se convierte en la vasija en la que se revela la unidad del siguiente nivel.

Esto significa que el deseo de recibir en sí mismo no se convierte en esta vasija, siempre permanece restringido, pero nosotros trabajamos por encima de él, al construir nuestra vasija por encima de él, con los ladrillos de nuestro esfuerzo.

(96482)
De la 1° parte de la lección diaria de Cabalá del 12/25/12, “Introducción al Estudio de las Diez Sefirot”

Material relacionado:
Impulsado por el sufrimiento la curiosidad o el punto en el corazón
La tarea mas difícil es pedir
Por que tenemos todas estas dificultades

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas:

Próximas Entradas: