El método para evocar el amor

Vemos que el mundo carece de unidad. El Mercado Común puede servir como un brillante ejemplo de esto. Los europeos se esforzaron por crear unidad, pero no tomaron en cuenta que ésta debe ser sostenida por el deseo y la buena voluntad de conexión entre las personas, países, y naciones.

No es suficiente establecer vínculos financieros, industriales, y comerciales. Las cosas no funcionan sin un estímulo humano. Hoy, para hacer que cualquier negocio sea rentable, debemos mantener buenas relaciones con los empleados, pasar fines de semana junto con ellos y sus familias, abrir jardines infantiles, etc. Muchas cosas carecen de un elemento humano.

Sin embargo, los arquitectos  de Europa no tomaron en cuenta el factor humano. No incluyeron la formación integral en su programa. No le han enseñado a las personas a unirse y a volverse una entidad, en vez de unirse simplemente a un Mercado Común. Es por eso que sus proyectos han fracasado.

En Israel, debemos considerar esas cosas. La corrección sólo puede proporcionarse a través de los medios masivos. Yo hablé de este hecho en el fórum de Arosa hace seis años. Nosotros debemos involucrar a la radio, la televisión, la prensa, el Internet, y programas y cursos educativos en los lugares de trabajo y en las escuelas. Debemos construir un entorno que les recuerde a las personas la necesidad de unirse con el fin de sobrevivir.

No se trata de ser amables unos con otros, como adultos que le piden a los niños pequeños que dejen de pelear. Afrontamos una decisión muy difícil: O andamos por el camino de la discordia o elegimos el camino de la unidad. Tomando en cuenta las armas de destrucción que tenemos a nuestra disposición, es extremadamente peligroso elegir la primera opción.

Pregunta: ¿Qué sufrimientos afrontará el pueblo de Israel si no aspira a la unidad?

Respuesta: Los Profetas predijeron cosas muy poco placenteras. El pueblo de Israel implementará su predisposición de todas formas, incluso si esto requiere de tremenda presión y dilemas.

Está dicho que la aflicción potencial no está limitada a la próxima guerra mundial. Como está escrito en las Sagradas Escrituras: “Las manos de mujeres piadosas han hervido a sus propios hijos. Estos han servido de alimento para ellas”. Comentarios terribles se han vertido a este respecto. Todos ellos están destinados a obligar al pueblo de Israel a cumplir su misión de corregir al mundo.

El pueblo de Israel debe darse cuenta de que no hay nadie más en el mundo que tenga la autoridad, excepto ellos, ni nadie más tiene la oportunidad de lograr esta tarea. Las explicaciones proporcionadas a otras naciones son necesarias sólo para hacerlos comprender el papel del pueblo de Israel e impulsar al pueblo de Israel a actuar en buena fe, evitando así catástrofes al impulsarlo a comenzar a realizar su trabajo.

Porque nuestra corrección contiene una naturaleza común y recíproca, el pueblo de Israel debe elucidar y diseminar el conocimiento de ella e implementar el método de formación integral, el cual explica cómo unirse y dónde comenzar el proceso. Nosotros organizamos nuestras actividades en Israel para demostrar que es posible, y para iniciar esta práctica.

Donde quiera que vayamos, tratamos de organizar discusiones en el formato de mesas redondas y de crear una atmósfera de colaboración. Esto se aplica no sólo a los judíos sino a todo el que viva ahí. Todos nuestros vecinos y el mundo entero deben entender que esto es posible.

El propósito del pueblo de Israel está inextricablemente ligado con la corrección del mundo. Como está escrito, “Y serán para Mí un reino de sacerdotes y una nación santa”, es decir que las chispas de otorgamiento y amor deben verterse en todas las naciones a través de los hijos de Israel. Si esta nación no elige actuar en correspondencia y no trasmiten la Luz al mundo entero, será privada de su papel en el escenario mundial, y entonces se convertirá en una parte innecesaria.

El principio, “ama a tu prójimo como a ti mismo”, es la base del pueblo judío. Ha sido preservado desde que Abraham lo formuló por primera vez. Sin embargo, esas no son sólo bellas palabras, sino una metodología real para alcanzar la unidad que permite agitar el amor de otras naciones y, en consecuencia, unirnos de manera que todos nos volvamos como “un hombre con un corazón”.

El método es bastante simple. El egoísmo (la línea izquierda) está desarrollándose rápidamente dentro de nosotros, aun así debemos llegar a la línea media. Para ello, nos sentamos en una mesa redonda, o sin ella, en grupos de diez personas y comenzamos a hablar acerca de la unidad y la solidaridad. Al mismo tiempo, cada uno de nosotros disminuye su línea izquierda (ego) y aumenta la parte que está orientada hacia el amor y conexión con otros. Como resultado, la línea izquierda disminuye, mientras que la línea derecha se mueve hacia arriba.

Entonces, mientras aplicamos esfuerzos para unirnos, vemos que esto es posible a causa del poder del amor (la línea derecha) que gobierna entre nosotros. Si nos unimos, resolvemos los problemas que son causados por nuestro egoísmo, es decir, en nuestra línea izquierda. Mientras esto sucede, no es complicado combinarlas, y a partir de esta combinación, podemos hacer crecer la línea media.

Ahora, entendemos que los hijos de Israel pasaron por el exilio y no fue por accidente; necesitaban adquirir su ego. Este amplifica el valor del amor que ellos poseían en los tiempos del Templo.

En hebreo, el Templo significa “la casa de la Santidad”, es decir, una vasija espiritual general donde habitan el otorgamiento mutuo y el amor recíproco. En tiempos antiguos, el pueblo judío la alcanzó hasta cierto punto, pero, esencialmente, ellos deben llegar al nivel del Tercer Templo. Hoy, debemos regresar al amor elevándonos por encima del egoísmo que fue adquirido en el exilio y exaltarlo por encima de la línea izquierda hasta el nivel que es llamado “el Tercer Templo”.
(82491)
De una conversación del 5 de junio del 2012

Material Relacionado:
El fundamento del tercer templo
Lectura introductoria, la garantía mutua
El mundo entero será colmado con el conocimiento del Creador

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: