El mundo no puede esperar para ver la belleza de la novia

Del artículo de Baal HaSulam “Por delante y por detrás Tú me has cercado”: …quien se conecta a los dos mundos, descubre Su vestidura en el presente: todo lo que se hace es una vestidura para la revelación de la divinidad.

Si la persona cree que cualquier cambio que le sucede es causado por el Creador y en cada momento de su vida continúa construyendo una actitud adecuada y considera todo lo que le sucede como una manifestación del Bien que viene del Creador, entonces se vuelve similar a un “caballo subordinado al freno y a la brida del jinete”. Esto significa que permanece constantemente consciente de su falta de disposición para cambiar el mundo, no obstante en vez de ello permanece alerta a su deseo de cambiar su actitud hacia este.

Claramente se da cuenta de que no es ella quien gobierna y toma decisiones, sino que todo lo define la Luz. La persona necesita reconocer este hecho en cada momento, “dirigiéndose” de este modo correctamente hacia los eventos que le suceden. Cualquier situación se le presenta a la persona según el grado de su deseo de recibir placer. Ella tiene que comportarse “como si” sintiera y se diera cuenta de todo a su alrededor desde el nivel, como si estuviera ya en el deseo de otorgar.

La única emanación del Creador es “el bien”. Cuando queremos escuchar la voz del Creador, cada momento nos sometemos a un impacto que crece constantemente: impulso tras impulso. Nuestra tarea es estar alertas, sintonizarnos con ello, y establecer la actitud correcta en cada momento. Esto nos permitirá avanzar correctamente de acuerdo con el genuino estado de las cosas, lo cual significa que no es el caballo el que lleva al jinete a donde quiere, sino que el jinete dirige al caballo y lo lleva a la meta correcta.

El Creador nos guiará al enviarnos diversas situaciones. Nuestra parte es relacionarnos con nuestras circunstancias de vida como buenas y reconocer que todas ellas vienen del Creador. Si aplicamos esfuerzo y pedimos al Creador (a la Luz) que nos ayude a entender las cosas que nos suceden de esta manera, Él gradualmente nos cambiará y nos dará una oportunidad de construir la actitud correcta.

Baal HaSulam escribe en su artículo “Por delante y por detrás Tú me has cercado”: Por lo tanto, de esa manera también hay contacto, pero es espalda con espalda, es decir no mediante la voluntad de quien inviste o de quien es investido. Pero aquellos que siguen Su voluntad descubrirán por sí mismos las vestiduras reales en el presente, conectadas cara a cara a través de la voluntad de quien inviste, porque ese es precisamente Su deseo.

No revelamos a Maljut per sé, sino que revelamos las vestiduras de Ella; retiramos Sus ocultamientos y cubiertas y la volteamos para ver Su rostro, como si retiráramos un velo que está cubriendo el hermoso rostro de la novia. Entonces, significa que la cáscara externa (Klipá), nuestra actitud egoísta, nos ayuda a invertir y a amplificar 620 veces nuestra conexión con el creador que está revelándose gradualmente.
(84758)
De la 1° parte de la Lección diaria de Cabalá del 30 de Julio del 2012, Escritos de Baal HaSulam

Material Relacionado:
Bailar tango con el Creador
Detrás de la doble pantalla
Cara a cara con el Creador

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta