Sentir el deseo del maestro

Pregunta: ¿Qué significa ser su discípulo?

Respuesta: El asunto aquí no es conmigo. Estamos hablando de la ley que actúa en el sistema de conexiones entre las almas. Necesitamos conectar esas almas en el sistema corregido con la conexión correcta. La conexión en sí ya existe; sólo necesitamos identificarnos con esta, conectarnos con esta, limpiarla de toda nuestra suciedad, infundirle la fuerza de amor desde nuestros deseos.

Y por lo tanto, un “discípulo” es llamado uno que participa en esto, uno que realiza este trabajo. Él trabaja en la conexión conmigo de acuerdo al principio “Hazte un Rav”, y con los amigos de acuerdo al principio “Cómprate un amigo”. Y hacia todo el resto, trabaja de acuerdo a “juzga a cada persona en la escala de mérito”. Y todo esto es con el fin de alcanzar la conexión con la fuerza superior.

Pregunta: ¿Cómo puede examinarse el avance en este camino?

Respuesta: Sólo de acuerdo al grado de anulación. De otra manera, tu examen será egoísta. La persona necesita anularse, remover su “partición” interna que interfiere con la conexión, no involucrarse en nada “a espaldas”, secretamente, sino francamente buscar el punto de adhesión a través del cual será capaz de recibir la sabiduría suprema.

Cada uno debe manejar esta lista por sí mismo. Idealmente, tienen que saber lo que yo quiero, incluso sin hacer muchas preguntas. Por medio de esta aclaración, tienes que anular tu ego con el fin de no lidiar con tus deseos corporales y complacerte en ellos. Y entonces, cuando sientes cuál es mi deseo, lo ejecutas.

Y no es importante si yo me entero de eso o no, o si otros lo saben o no. Simplemente lo haces y mediante esto adquieres conexión, a través de mí, con un sistema que superior, con el Creador.

Pregunta: En general, nosotros lo desdeñamos a usted, incluso sin entenderlo…

Respuesta: Esto es natural, lo quieran o no. De esto debe aprenderse una moraleja: Entender tu relación con el Creador. Tal vez para ti no sea obvia, pero no puede ser que lo trates mejor a Él que a mí.

Para esto el maestro y el grupo están frente a ti; el Creador está oculto, y tú puedes “practicar” en ellos en auto análisis: “¿Quién es más listo ante mis ojos: ellos o yo? ¿Quién es más grande: ellos o yo? ¿Quiero doblegarlos de acuerdo a mis planes, así que me comporto de una manera conveniente para mí? ¿O no obstante, inclino mi cabeza y hago cualquier cosa que sea buena para ellos? ¿Cuánto anulo mi opinión frente a ellos?”

Todo el trabajo está en esto. Se te dieron unas “facilidades prácticas”, donde puedes hacer toda la preparación. Si no quieres hacer esos ejercicios de preparación, entonces es una lástima que pierdas el tiempo, mejor ve y disfruta la vida…

(94049 – De la 4º parte de la lección diaria de Cabalá del 26 de noviembre del 2012, “La Esencia de la Sabiduría de la Cabalá”)

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta