Tu invitación personal de la Luz

thumbs_laitman_236_01Pregunta: ¿Por qué estado atraviesa la persona en el punto más bajo del descenso y qué se supone que haga entonces? ¿Cuál es nuestro error?

Respuesta: Si caigo al fondo del descenso, entonces en este punto crítico más bajo yo no puedo hacer nada por mí mismo. Es como si estuviera neutralizado por toda la Luz que opera sobre mí.

A-Good-Place-On-The-Upper-Floor

La Luz opera en mí durante todas las fases de mi desarrollo (la Luz Circundante 1), y bajo su influencia yo desciendo. Su acción provoca mi descenso al agregarme un deseo corrupto. Eventualmente yo me encuentro en el punto más bajo en cual no puedo hacer nada. No hay medio alguno por el cual pueda yo ascender, estoy bajo la influencia total del ego.

Pero en el momento en comience a elevarme, al menos un poco, gracias a la diferencia entre el nuevo estado y el estado en que yo me encontraba, ya tengo que hacer algo de forma independiente. Me elevo al primer estado con la ayuda del grupo, pero gracias al nivel que alcancé, ahora tengo que empezar a hacer algo por mí mismo: elevar MAN, una oración, una plegaria, esforzarme yo mismo. Tengo que atraer la Luz por mí mismo para encender su influencia de acuerdo a mi invitación y no a través de alguien más.

Yo no puedo despertarme ni sacarme yo mismo del lugar más bajo de forma independiente y sin ayuda: “Un prisionero no puede salvarse a sí mismo de la cárcel”. Pero en el momento en que yo me elevo un poco con la ayuda de los amigos, ya puedo continuar por mí mismo. ¡Yo ya no soy un prisionero encadenado! Tengo un amigo afuera que me ayuda a salir de este pozo.

Pero si después de haber sido ayudado a elevarme un poco, me da pereza y no me esfuerzo, si no vuelvo inmediatamente hacia la Luz que Reforma, sino que espero y me elevo simplemente con la corriente del tiempo, con la ayuda del entorno, entonces no atraigo sobre mí mismo nuevos poderes espirituales.

En el momento en que tengo la oportunidad, yo debo comenzar a trabajar inmediatamente por mi cuenta. De lo contrario el Creador me ayudará a salir del pozo una o dos veces y luego me dejará puesto que yo no hago nada por mi cuenta. Él me envía ayuda: a través del grupo, a través de los amigos, de diferentes maneras, pero si no respondo lo suficiente, Él me deja.

Resulta que Él tiene que añadir el mal y el sufrimiento por debajo de donde yo caí, distintos problemas corporales, para que finalmente yo entienda que no tengo otra opción y que tengo que elevarme. Yo entiendo que vale la pena que me esfuerce un poco y avance debido a las razones corporales más bajas. Trataré de escapar de la corporalidad a la espiritualidad, porque me siento mal en mi vida ordinaria.

En ese caso, no me elevo al atraer la Luz que Reforma, sino a causa de los sufrimientos animales normale

 (97558 – De la 1° parte de la lección diaria de Cabalá del 1/7/13, “Introducción al Estudio de las Diez Sefirot”)

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta