entradas en '' categoría

¿Alerta de misiles o preocupación por el Creador?

Dr. Michael LaitmanPregunta: Israel está constantemente bajo amenaza de una confrontación militar o de guerra. Cientos de misiles con ojivas convencionales y no convencionales apuntan hacia nosotros. No hace mucho tiempo participé en un simulacro de práctica de una situación de emergencia. Las personas pueden ser complacientes con respecto a lo que está sucediendo, pero la situación es realmente muy preocupante. ¿Cómo podemos hablarle a la gente acerca de la amenaza externa y de nuestro mensaje y la necesidad urgente de cambios internos?

Respuesta: Esta amenaza se cierne actualmente sobre nosotros todo el tiempo. Así que en primer lugar, ustedes tienen que estar seguros de que el trabajo interno es la clave para todos los problemas. Además de eso, tienen que llevar esto a cabo en su relación con los amigos. Tienen que conectarse y unirse con ellos y cumplir con las acciones necesarias con el fin de conectarse y darle contento al Creador.

Tenemos que atar estas cosas juntas: si nosotros le diéramos contento al Creador, no estaríamos frente a las amenazas y los problemas de los que estamos hablando ahora. Esto es lo que tenemos que hacer: discutir esto, “masticarlo” bien, y finalmente “tragarlo” y entenderlo. Entonces, juntaremos el cuadro general y veremos que primero tenemos que corregirnos a nosotros mismos internamente. Si nos corregimos a nosotros mismos, corregiremos el mundo.

En cuanto a los misiles, nuestra nación ha estado en situaciones similares en el pasado. Pero ahora tenemos la oportunidad de ser salvados de todos los problemas y de salvar a la nación y al mundo entero. Nosotros tenemos que examinar esta oportunidad como una oportunidad con propósito: en la que no actuamos con el fin de salvar los cuerpos, sino en beneficio del Creador. Tenemos que elevarnos al nivel de este estado, de esta percepción. De lo contrario, no alcanzaremos el otorgamiento ni seremos capaces de cumplir con nada en la dirección correcta.

Es un error que nos quejemos y lloremos por las amenazas sin saber hacia dónde correr para escapar de ellas. No debemos confundir la causa y el efecto. Esto se debe a que la causa real es alcanzar la adhesión, y esto es lo que tenemos que lograr. El medio para lograrla, es alcanzar el otorgamiento, el cual podemos alcanzar solamente por al elevarnos por encima de nuestro ego. Con el fin de atraer y obligar a las personas a hacer lo que nosotros mismos encontramos en esta situación.

No podemos meter la cabeza en la arena, dado que con ello nos olvidamos de todo el asunto. No tiene sentido sentarnos juntos y llorar por esta situación, esto no ayudará. Aquí se necesita otra respuesta, un enfoque diferente.

Todo el punto es cómo aceptamos estos problemas. Estos no son una coincidencia. Entonces, ¿por qué suceden? En vez de sentirnos abrumados por el miedo animal, tenemos que conectarlo todo a la causa de todos los resultados, al Creador, a “no existe nadie además de Él“. Sólo nosotros podemos hacer eso; sólo nosotros podemos voltear todo lo que hay a nuestro alrededor.

(108013 – De la 3° parte de la lección diaria de Cabalá del 21 de Mayo del 2013, Escritos de Baal HaSulam “Garantía mutua”)
Material Relacionado:

El punto donde la oración y gratitud se unen
Gracias al pacto y a la garantía mutua
Pensamiento y sensación

Llevando a cabo las órdenes que no dependen del tiempo

Dr. Michael LaitmanHace un tiempo, nosotros empezamos a trabajar en grupos de diez y hasta ahora no ha habido muchas preguntas del por qué ha sido elegido ese trabajo en grupo. Es bastante claro que las diez Sefirot son la base de la realidad espiritual y del mundo corporal. Aun así yo quiero explicarles con más detalle para que entendamos mejor nuestro estado actual.

La Torá es el orden eterno. Es imposible cambiarla de acuerdo al tiempo y al lugar. Las leyes espirituales son fijas y absolutas, y nuestra actitud hacia la Luz que Reforma debe ser de acuerdo al sistema general. Este sistema no cambia, puesto que nosotros avanzamos en nuestro ego en este mundo mientras nos volvemos más bajos, toscos y egoístas.

Por lo tanto, nuestro estado se vuelve más sensible y nos acerca al “reconocimiento del mal”, en el sentido corporal por el momento. Sin embargo, los principios descritos en la Torá no cambian y nunca lo harán. Así que, cualquier persona que sienta que está dirigiéndose directamente hacia el Creador (Yashar El), es decir, cualquier persona que pertenece a Israel, tendrá que atravesar todo el proceso del cual nos habla que la Torá, incluyendo el tiempo del diluvio, Babilonia, el exilio en Egipto, la recepción de la Torá ante el Mt. Sinaí, y el deambular por el desierto del Sinaí, hasta que ella alcance un deseo llamado Yashar El, la “Tierra de Israel”.

Nosotros estamos acercándonos a esto. La Torá es independiente del tiempo en cuanto a conceptos de antes o después. Todo lo que se describe en ella se cumple en todos los niveles, ya que, cada nivel, cada estructura espiritual, cada Partzuf pequeño o grande siempre está hecho de diez Sefirot, la HaVaYaH completa. La única diferencia es el nivel, como cada gota de semen en la realidad y cada niño y adulto, dado que lo individual y lo general son iguales.

Por lo tanto, siempre pasamos a través de todos los estados desde el principio hasta el final en cada situación, y la única diferencia es la intensidad de los estados que se revelan en nosotros y lo que sentimos y entendemos en ellos. Toda la realidad y todos los estados son de diez Sefirot. Por lo tanto, si realmente pudiéramos abrir un cierto estado, entraríamos en el nivel de toda la realidad.

Nosotros avanzamos de acuerdo a los niveles, una HaVaYaH tras otra, pero al mismo tiempo, descubrimos constantemente sutilezas adicionales en cada HaVaYaH y aclaramos otra parte de ella. Aparece una nueva formación completa en cada nivel de HaVaYaH, dado que cada vez hay nuevas aclaraciones que dependen del nivel de Aviut (grosor) que se deriva de la raíz espiritual.

Por lo tanto, nosotros atravesamos diferentes estados durante nuestra evolución. Ustedes no pueden esperar que ocurran, por supuesto, así que los cambios que yo realizo pueden parecer artificiales. De repente, yo les digo que debemos dividirnos en grupos de diez en nuestro trabajo espiritual, como si este pensamiento me hubiera llegado por casualidad. Sin embargo, no solo doy órdenes aleatorios. Está claro que estamos avanzando en un orden preciso, y si ustedes no lo identifican, créanme que yo lo veo. Por lo tanto, nuestro avance debe ser en grupos de diez.

(108205 – Desde la 2° parte de la lección diaria de Cabalá del 23 de Mayo del 2013, Charla acerca de las decenas)
Material Relacionado:

Los roles que se presentan en nuestro camino
Diferentes formas del círculo general
El trabajo preparatorio de las generaciones previas

El milagro del crecimiento

Dr. Michael LaitmanPregunta: En el aprendizaje integral, ¿cuál es la transición cualitativa cuando en vez de la suma de todas las opiniones, aparece de repente por encima de estas algo nuevo?

Respuesta: Esta es una ley de la naturaleza natural y fundamental. Cuando las personas se conectan, no simplemente sumándose unas a otras, sino uniéndose como una sola fuerza, entonces aparece en ellos el siguiente nivel de desarrollo integral.

Lo mismo ocurre en cada sistema. Cuando lo ensamblamos, cuando lo conectamos desde sus diversas partes, estas partes comienzan a actuar cooperativamente y a revelar su conexión. Es decir, el sistema revela una característica completamente diferente.

De ello se desprende que, técnicamente, los simples actos de las personas durante las discusiones en torno a una mesa redonda, de pronto alcanzan un nuevo nivel, porque con esto, están ellas convocando el poder de desarrollo natural en sí mismas a través de su deseo de ir al siguiente nivel.

Pregunta: ¿Necesitan estar preparadas para esto desde el comienzo?

Respuesta: No, simplemente lo sentirán, descubrirán el milagro del crecimiento dentro de sí mismas todo el tiempo. El niño está creciendo todo el tiempo. Si se lo dejara sin juegos, o sin la sociedad, no crecería. Él seguiría siendo un simio.

(108169 – Del Kab.TV “La sabiduría de las multitudes” del 14 de Mayo del 2013)
Material Relacionado:

El final del milagro económico
La ciencia de nacer dentro de la luz
Una plegaria para un nacimiento exitoso

Israel es la chispa que ilumina al mundo

Dr. Michael LaitmanLa “nación israelí” es un conjunto de personas en las que hay chispas espirituales ardientes. Aquel que tenga esta chispa siente un incontrolable deseo de ascender. La chispa que se enciende en la persona, la empuja hacia la revelación de la esencia y entonces ella es llamada “Israel“, lo cual significa Yashar El (directo al Creador)

Las chispas o los puntos en el corazón (•) conectan a la persona con la Luz que Reforma. Tal persona puede atraer, convocar la Luz y por lo tanto ser corregida; mientras que sin la chispa, esta corrección es imposible. Además, por medio de la conexión entre los puntos en el corazón, estos pueden despertar a aquellos en quienes los puntos en el corazón aún  no han sido encendidos.

En general, la chispa, la cual significa la fuerza de otorgamiento, se enciende en nuestro ego, en el deseo roto que es la fuerza de recibir. Si yo corrijo este deseo, entonces todo e vuelve un gran punto en el corazón que significa Israel, una vasija de otorgamiento con respecto a las naciones del mundo que son vasijas de recepción.

Por lo tanto, Israel es la parte corregida de la vasija general y sólo a través de ella puede pasarse la Luz Circundante especial a las naciones del mundo. La Luz llega de manera diferente a los deseos que no tienen la chispa,  por medio de “vasijas transmisoras” que los preparan y organizan y les introducen la educación integral y en general operan con el fin de mejorar la vida terrenal de ellos. Sólo Israel puede cumplir con esta misión y sólo a través de Israel pasa la Luz. Israel es el vínculo entre el Creador y las naciones del mundo.

Es por esto que nosotros estamos en este mundo, puesto que es aquí que encontramos tal conexión entre las diferentes vasijas. En cuanto al incentivo y al impulso negativo es el Creador quien les proporciona la forma de la actual crisis global.

Israel son las chispas que iluminan el mundo

(108303 – De la 3° parte de la lección diaria de Cabalá del 26 de Mayo del 2013, Escritos de Baal HaSulam “Garantía mutua”)
Material Relacionado:

Abraham, el padre del grupo cabalístico
Los roles que se presentan en nuestro camino
Diferentes formas del círculo general

Lección diaria de Cabalá – 05.28.13

Preparación para la Lección

Vídeo: Descargar

Audio: Descargar

Escritos de Rabash “Shlavei HaSulam”, “Qué buscar en la asamblea de amigos”

Vídeo: Descargar

Audio: Descargar

El Libro del Zóhar, introducción, “Las Cartas de Rav Hamnuna Saba, la letra Kaf”, ítem 31, Lección 19

Vídeo: Descargar

Audio: Descargar

Escritos del Baal HaSulam “El amor por el Creador y el amor por los seres creados”, Lección 1

Vídeo: Descargar

Audio: Descargar

Siguiendo el sabio consejo de Jetró

Dr. Michael LaitmanLa preparación para el trabajo espiritual en general, se compone de varias etapas que son descritas como las fábulas. El trabajo espiritual en grupos de diez, se describe en la Torá en la sección acerca de Jetró. Jetró era el sumo sacerdote de Madián, y suegro de Moisés, el padre de su esposa Séfora. Moisés vivió en casa de Jetró cuando escapó de Faraón, y en realidad es de acuerdo a sus instrucciones que se formó la estructura de la nación de Israel.

Es una maravilla ver el por qué un sacerdote de Madián, uno de los sabios de las naciones del mundo, trajo este conocimiento a la nación de Israel y supo cómo formar cada uno de sus campos para que ellos pudieran comprender mejor las leyes y comportarse correctamente de acuerdo a los designios del Señor. ¿Qué significan estos conceptos sutiles que tienen que ver con las correcciones internas de la nación, los cuales tienen que ver con un sacerdote de Madián que les dice cómo organizar la nación?

¡Jetró aconseja a Moisés después de que él ya ha recibido la Torá! Esto puede parecer muy extraño, pero el método para organizar a la nación proviene de la sabiduría de las naciones del mundo, como está escrito: “Si una persona te dice que hay sabiduría entre las naciones del mundo, créele”. Además, Jetró no es un extraño. Él realmente conecta el deseo de recibir a la Torá, al deseo de otorgar.

Nosotros avanzamos siguiendo los pasos que dicta la Torá, y ésta determina la forma en que debemos dividirnos en grupos de diez, y luego en grupos de cientos, miles, y así  avanzamos en nuestro trabajo espiritual. Esta es una división natural de acuerdo a la nación que debe existir en un grupo. Una simple corona salió de Babilonia, y Abraham, Isaac y Jacob comenzaron a organizarla en una nación.

Ellos no vagan de un lugar a otro en sus viajes. El grupo salió del ego en general, de Babilonia. Esta se desprendió de los babilonios y se estableció en un lugar rodeado de Babilonia por todos los lados. En este lugar, ellos atravesaron todas las etapas llamadas Abraham, Isaac y Jacob. Entonces, alcanzaron la etapa en la que comenzaron a sentir que el ego está separándolos, el exilio, la distancia, a pesar de su fuerte deseo de conectarse, como lo aprendieron de sus antepasados. Después que este grupo recibió el método de conexión de sus antepasados, ellos ya conocieron las fases de ascenso para la revelación del Creador. Ellos entendieron que todo se revela sólo en la conexión entre ellos, “Ama a tu prójimo como a ti mismo”, desde donde se llega al amor del Creador.

Sin embargo, cuando comenzaron realmente a trabajar en la conexión entre ellos, siguiendo el consejo de los tres niveles superiores de Abraham, Isaac y Jacob, empezaron a sentir cuán difícil que es cumplir con esto. Ellos entendieron lo agotador que es este trabajo y lo impotentes que los deja. Atraviesan 400 años de exilio y pierden totalmente la esperanza.

Tratamos de llenarnos a nosotros mismos por medio de diferentes acciones externas sólo para encontrar nuevas fuerzas. Sin embargo, todas estas innovaciones son siempre externas, incluso si aprendemos otra cosa nueva y organizamos otra convención. Todo esto está bien y es correcto, pero no nos conduce a un avance significativo. Todavía estamos construyendo “Pitón y Ramsés”, es decir que ¡hacemos esfuerzos para descubrir que no hay esperanza!

Entonces, comienza un tipo de trabajo más intensivo, eficiente y enfocado en los grupos de diez, y vemos que si queremos ser incorporados en el trabajo espiritual, primero debemos separarnos en grupos de diez.

Hay una etapa en la que debemos dividirnos. El trabajo en grupos de diez ya avanza de acuerdo a las normas que se derivan de los consejos de los cabalistas y especialmente de Rabash, quien formuló los principios de trabajo en un grupo basado en el método de Baal HaSulam. Nosotros tenemos todo lo necesario para este trabajo, pero debemos aprender la estructura especial del grupo de diez, cómo construirlo y cómo cumplir con el método de conexión que es el método para la revelación del Creador.

(108201 – De la 2° parte de la lección diaria de Cabalá del 23 de Mayo del 2013, Charla acerca de la decenas)
Material Relacionado:

El método para evocar el amor
La “escuela” de jetró
El consejo de jetró

Pero cada pequeño asunto, ellos lo juzgarán por sí mismos

Dr. Michael LaitmanLa Torá, “Éxodo“, capítulo 18, versículos 13-14: Y sucedió que al día siguiente se sentó Moisés para juzgar al pueblo, y el pueblo estuvo ante Moisés desde la mañana hasta la noche. Cuando el suegro de Moisés vio lo que él estaba haciendo con el pueblo, le dijo, “¿Qué estás haciendo con el pueblo? ¿Por qué te sientas tú solo, mientras que todas las personas están ante ti desde la mañana hasta la tarde?”

Esto significa que es imposible aclarar algo y avanzar de esta manera, con tantas personas que no están organizadas de acuerdo a la estructura espiritual.

Versículos 15-16: Moisés dijo a su suegro, “El pueblo viene a mí para consultar a Dios. Si alguno de ellos tiene un caso, él viene a mí, y yo juzgo entre el hombre y su vecino, y les doy a conocer los estatutos de Dios y Sus enseñanzas”.

Moisés es el punto en el corazón que determina el camino de la persona, investiga y estudia cómo juzgar, y controla dónde está de acuerdo ella con su deseo de recibir. Por lo tanto, Moisés juzga al pueblo con su punto en el corazón, con respecto a su deseo de recibir.

Versículos 17-18: El suegro de Moisés le dijo: “Lo que estás haciendo no es bueno. Seguramente se debilitarán, tanto tú como estas personas que están contigo, porque el asunto es demasiado pesado para ti; no puedes hacer esto solo.

Es imposible aclarar las cosas en el trabajo espiritual de esta manera y juzgar al pueblo de acuerdo a las leyes del Señor.

Versículos 19-20: Ahora escúchame. Yo te aconsejaré, y que el Señor esté contigo. [Tú] representas al pueblo ante Dios, y le llevarás los asuntos a Dios. Y los amonestarás acerca de los estatutos y de las enseñanzas, y les harás saber de qué manera deben comportarse y qué acción [es] deben realizar.

Esto significa que Jetró le enseña a Moisés cómo organizarlo todo.

Versículos 21-27: Pero deberás elegir de entre toda la nación hombres de esencia, temerosos de Dios, hombres de verdad, que odien la ganancia monetaria, y pondrás sobre ellos [Israel] líderes de millares, jefes de centenas, jefes de cincuenta, y líderes de diez. Los cuales juzgarán al pueblo en todo momento, y todo asunto importante deberá ser traído ante ti, y ellos mismos deberán juzgar todos los asuntos de menor importancia, lo que hará que sea más fácil para ti, y ellos llevarán [la carga] contigo. Si haces esto, y el Señor te dirige a ti, serás capaz de sobrevivir, y también todo este pueblo llegará a su lugar en paz”. Moisés obedeció a su suegro, e hizo todo lo que le dijo. Escogió Moisés hombres de esencia de todo Israel y los nombró cabezas del pueblo, líderes de miles, líderes de centenas, líderes de cincuenta, y líderes de diez. Y ellos juzgarían al pueblo en todo momento; los casos difíciles los traerían ante Moisés, pero cada caso menor ellos mismos lo juzgarían. Moisés se despidió de su suegro, y se fue a su tierra.

Está claro que nosotros estamos muy lejos de lo que ha sido descrito aquí y hay una gran cantidad de trabajo por delante, pero ya estamos divididos en grupos de diez a fin de aclarar en qué estados estamos y en qué medida avanzamos. Esto se debe a que el avance de Israel está basado en una conexión fuerte, hasta que alcancemos la revelación del Creador que se llama entrar en la Tierra de Israel, el deseo que está dirigido “Yashar El”. Por lo tanto, nos hemos dividido en grupos de diez y tratamos de hacer el trabajo. Entonces, habrá fases adicionales.

(108197 – De la 2° parte de la lección diaria de Cabalá del 23 de Mayo del 2013, Charla acerca de las decenas)
Material Relacionado:

Ascender hacia el creador a lo largo de los grados del deseo
La vida parece un momento, o un momento parece toda una vida
La importancia de la Luz se ve en la oscuridad

Las vestiduras para el recién nacido en el mundo espiritual

Dr. Michael LaitmanEl Libro del Zóhar, Introducción: “La madre le presta sus vestiduras a su hija”. La madre es Bina o YESHSUT. Su hija es Maljut. Maljut es el deseo de disfrutar, que no existe en Bina. Maljut puede asociarse con Keter sólo si recibe de Bina la pantalla y la Luz Reflejada. Esto es llamado como las “vestiduras”, el ropaje principal, la vestidura de Jassadim.

Este es el principio fundamental y básico de la sabiduría de la Cabalá: cómo obtener toda la abundancia que tanto desea darnos el Creador.

Todo el mundo espiritual es el sistema de relaciones entre los Partzufim superiores, desde Maljut hasta Árij Ánpin. Maljut del mundo de Atzilut es el contacto con este mundo. Árij Ánpin es la corrección final (Gmar Tikkun).De esta manera, nosotros estamos moviéndonos todo el tiempo entre estos estados.

Maljut, que permanece en el punto del Parsa, debe cambiar todos sus ropajes en los cuales se encuentra por debajo de la Parsa, quedándose sólo con un punto de sí mismo, y en vez de esto recibe todas las vestiduras por encima del Parsa. A esto se le llama que avanza por medio de fe por encima de la razón, la lealtad del alma, y ninguna vestidura anterior permanece con ella, ni la mente, ni la sensación, ninguna prueba, ningún enfoque, nada de lo que le pertenece a ella por debajo de la Parsa, nada que sea personalmente suyo. ¡No existe nada que sea “mío”! Sólo permanece un punto, sin color y sin forma. Y todo lo que yo recibo, lo recibo de lo que está por encima del Parsa, y esto se convierte en mi “yo”, en mi realidad.

Esta es la transición al mundo espiritual: reemplazar todo lo que existe bajo el Parsa con todo que existe por encima de él. No queda nada del pasado en la persona, no quedan recuerdos, ni pruebas, ni razón, ni sensaciones.

(107826 – De la 2º parte de la lección diaria de Cabalá del 20 de Mayo del 2013, El Libro del Zóhar, Introducción)
Material Relacionado:

Pensando en un mundo recién nacido
¡Mi amigo es un representante del creador!
Un juego de un estado superior: Primero todos tocamos desafinados

No es el lugar el que santifica a la persona, sino que la persona es quien santifica el lugar

Dr. Michael LaitmanPregunta: ¿Qué significa ser el “pueblo elegido“? ¿Por qué es elegido? ¿Es con el fin de sufrir?

Respuesta: Es elegido para hacer un tipo de trabajo especial en el mundo, y esto ha sido expresado a través de la historia. Si, su misión es difícil, y se lleva a cabo de diferentes maneras.

Primero, la nación judía le dio al mundo la Torá, la conexión con el Creador. Esta conexión fue adoptada de diferentes maneras por diferentes partes de la Maljut general, las cuales son llamadas las naciones del mundo. Ellas perdieron la idea original y la usaron para su propio beneficio, cada una a su manera.

De esta manera se formaron las religiones: Cristianismo, Islam, y el judaísmo como lo conocemos después de la destrucción del templo. Diferentes creencias y métodos también surgieron de esto, cuyo origen algunas veces es incluso anterior a Abraham.

En general, el concepto de Santidad es interpretado de diferentes maneras por cada una de las setenta vasijas rotas y sus descendientes. A nivel individual, también percibimos la vida y nuestras relaciones con el mundo y con la Santidad de maneras diferentes, cada uno en relación a su propio camino.

Con respecto al pueblo elegido, aun cuando sus vasijas están rotas, ellos pueden llevar a cabo acciones dirigidas hacia la corrección gracias a su preparación previa.

¡Este ha experimentado casi todo lo que uno pueda imaginar y ha sido arrojado a los lugares más extraños! Sin embargo, en última instancia ha llegado a la “línea final”, a la última fase de auto satisfacción. Esta fase puede durar décadas e involucrar un proceso del cual prefiero no hablar, pero así es, y la línea final está cada vez más cerca.

Esos son los resultados de la preparación previa de esas vasijas en las cuales existen chispas de la ruptura, y por lo tanto, responden de forma diferente a la Luz que Reforma. La Luz es vertida en todos de forma igualitaria, pero cada nación despierta de acuerdo a su cualidad única, y cada una avanza a su manera. La Luz las alcanza a todas, pero el ritmo y el tipo de cambios son diferentes.

Si vieran la Luz Circundante que viene y hace avanzar a toda la humanidad, si conocieran la esencia interna de cada nación, ustedes no tendrían que mirar las noticias. Sabrían exactamente lo que va a suceder con cada nación y con cada individuo, incluso sin seguir las noticias.

Pregunta: Pero, aun así, ¿qué es el “pueblo elegido”? ¿Quiénes pertenecen a este?

Respuesta: Se trata de un grupo de vasijas, deseos, que tienen un cierto Aviut (grosor). Estas están conectadas en un grupo con el fin de llevar a cabo un trabajo colectivo y de esa manera moverse hacia adelante. Existe una chispa en esta nación que está separada del deseo egoísta, una chispa que en el futuro puede convertirse en una fuerza de otorgamiento que crece en el deseo general de la persona.

Pregunta: ¿Esto tiene algo que ver con el pueblo que vive en Israel?

Respuesta: No tiene nada que ver con una localización geográfica. Sin embargo, al mismo tiempo, esta nación tiene condiciones externas especiales en la tierra de Israel y, en correspondencia, condiciones internas que son diferentes de las condiciones de otras partes de la nación que está dispersa en todo el mundo.

Hablando en general, existe un orden de desarrollo de las diferentes partes de la humanidad. Primero, es nuestro grupo global, y después la nación de Israel que vive en la tierra de Israel y después la nación de Israel que vive por fuera de la tierra de Israel, y luego el resto de la humanidad, y esto de acuerdo al orden de la atracción de las personas hacia la corrección.

En el pasado, la nación de Israel eran las vasijas corregidas que estaban  más allá del Majsom (barrera), más allá del Parsa. Después, esta se rompió y se hundió en una intención egoísta con el fin de mezclarse con el AHP y eventualmente puede alcanzar el nivel de corrección más elevado del mundo.

Antes de la destrucción del Segundo Templo, esas vasijas pertenecían a GE (Galgalta ve Eynaim). Estas tienen que romperse y penetrar las vasijas de las naciones del mundo dado que el Creador en realidad quiso entregarles la Torá primero a ellas. La “nación de Israel” es la fase de preparación, el enlace. Ella debe pasar por todas las diversidades de su destino para asegurar finalmente la corrección del mundo. Esto es lo que estamos tratando de hacer, estar a la vanguardia, ser pioneros. Por lo tanto, el pueblo judío ha recibido la oportunidad de regresar a la tierra de Israel y desde ahí, regresar a sus raíces y comenzar la corrección.

Pregunta: ¿Es santa de alguna manera la tierra de Israel en el sentido geográfico?

Respuesta: No, pero la conexión con ella, incluso en el nivel inanimado, ya incluye la intención altruista.

La persona santifica la tierra. La persona santifica la naturaleza inanimada, vegetativa, y animada. Sin embargo, nosotros no pertenecemos al nivel “humano”, dado que aún estamos en el nivel animado. Entonces, la “Tierra de Israel”, que significa el deseo de recibir en el nivel inanimado, no es santa. Después de todo, yo no me atribuyo a mí mismo este deseo y lo santifico. Vivo en la tierra de Israel simplemente porque me siento cómodo aquí. Si siento presión aquí, me iré, justo como sucedió hace dos mil años.

Conocí a muchos israelís durante la convención en New Jersey, y ninguno de ellos quiere regresar, excepto algunos individuos que están conectados con nosotros. Las encuestas muestran que los judíos en Estados Unidos están distanciándose de Israel y no quieren ser identificados con Israel. Ellos prefieren ser judíos americanos, como miembros de otras naciones. Aun cuando se enojan cuando yo escribo esto en mi blog, esos son los resultados de las encuestas en las que ellos de hecho participan. Veo lo mismo en las charlas y conferencias que doy en América.

No los culpo de ninguna manera, por supuesto. Es bastante natural cuando vives en cierto país que estés conectado con éste de forma egoísta y quieras sentirte bien ahí. Puedes recordar tu patria una vez cada cierto número de años. La mayoría de los judíos en América, incluyendo aquellos que he conocido, nunca han estado en Israel ¿Qué tendrían que hacer aquí?

Pregunta: Entonces, ¿Una persona tiene que vivir en Israel para completar la corrección?

Respuesta: Baal HaSulam dice que la persona que se atrae a la espiritualidad se siente atraída hacia la tierra de Israel. Después de todo, hay algo ahí. Esta atracción no puede expresarse en palabras, es causada por la chispa en nosotros. Es por ello que las personas que estudian la sabiduría de la Cabalá vienen aquí, incluso si no son judías. Ellas sienten que la fuente está aquí, que este lugar es diferente y único, y que se sienten diferentes aquí en comparación con cualquier otro lugar. Esto no tiene nada que ver con las dinámicas y cualidades de la vida externa, sino con razones mucho más profundas.

(107411 – De la 3° parte de la lección diaria de Cabalá del 14 de Mayo del 2013, Escritos de Rabash)
Material Relacionado:

¿Por qué no puede el pueblo de israel sea como los demás?
Convirtiéndonos en la luz para las naciones
Un pacto en la luz retornante

Solo inténtenlo, y todo saldrá bien

Dr. Michael LaitmanPregunta: ¿Qué significa trabajar en mí mismo para poder amar a los amigos?

Respuesta: Ustedes deben imaginar que el amigo es una persona importante, agradable y especial. De lo contrario, ¿por qué debería amarlo? Primero deben encontrar una razón. ¿Cuál puede ser la razón para amar al otro si lo odian? Para ser honesto, ni siquiera se trata de indiferencia, sino de odio real.

Pueden comprobar lo siguiente: Imaginen que su amigo ha ganado un millón de dólares en la lotería. Al día siguiente, se sienten diferente con respecto a él. Ustedes lo envidian y lo odian aún más. ¿No es así? ¿Qué significa que lo odian? Significa que prefieren que no la hubiera ganado, y eso ya es suficiente. Esto es muy sencillo de comprobar, puesto que podrían pensar de manera diferente acerca de su hijo.

Entonces, ¿podemos trabajar para amar al amigo si ustedes los odian a todos excepto a ustedes mismos? Ahora, se despiertan a una meta sublime llamado “el Creador”, y quieren alcanzarlo. No importa que usted no sepa quién es el Creador. Ustedes anhelan un mayor conocimiento y poder con el fin de subir a una cima más sublime que toda esta vida. Este es sólo un deseo egoísta.

Sin embargo, con el fin de subir a la cima, deben cumplir una condición: amar a la persona que odian. El Creador les explica gradualmente que no pueden amarlo a Él, porque si se revela un poco lo odiarán, puesto que la naturaleza de ustedes es opuesta a la de Él. Este contraste evocará el rechazo y el odio en ustedes.

Por lo tanto, con el fin de evitar este tipo de malas relaciones con el Creador, tienen que aprender a perfeccionarse a sí mismos en un estado diferente, por ahora. Se les da este mundo: la naturaleza inanimada, la vegetativa, la animada, y las personas, así que traten de llevarse bien con ellas.

El Creador les dice que Él les ayudará cuanto más intenten amar al otro por encima del odio que sienten. Ahora, ustedes les faltan al respeto a todos: “Que se conviertan en cenizas”, pero el Creador ha hecho que sientan eso a propósito. En el momento en que desean ascender por encima de su odio, Él les ayudará a arreglárselas para hacerlo. Inténtenlo y Él les ayudará. Por lo tanto, juntos, ustedes cambiarán su naturaleza anterior por otra naturaleza. La segunda naturaleza no anula la primera, pero ustedes mismos se harán un atuendo, una forma como el Creador, y se volverán como Él.

Ustedes serán capaces de llegar a conocer al Creador. Entonces, podrán abrazarse, conectarse, y fundirse en un solo cuerpo. Por esta razón Él ha creado el entorno que ustedes aborrecen, y en el momento en que intenten amarlo, Él hará que sus esfuerzos sean exitosos. Si se las arreglan para llegar al más mínimo logro, ni siquiera al amor sino que al menos causan el menor daño a los demás, es decir que neutralizan el ego, Él se revelará. Esto se debe a que entonces ustedes tampoco le harán daño a Él, y serán capaces de acercarse y conectarse.

(108112 – De la 1º parte de la lección diaria de Cabalá del 22 de Mayo del 2013, Escritos de Rabash)
Material Relacionado:

En busca de ti mismo
El amor de los amigos es nuestro tesoro común
El punto entre el odio y el amor