Perdiéndonos entre los amigos

Dr. Michael LaitmanPregunta: Mientras estoy hablando con los amigos, por una parte, siento que nuestros corazones están cercanos, y por la otra, existe una comprensión de que estoy buscando como en un abismo y nunca sentiré completamente a nadie. Somos tan diferentes: cada uno con su propio ego que a veces interfiere y molesta y a veces es útil y nos capacita para estar los unos con los otros. ¿Cómo podemos pasarnos de este punto, para que así finalmente nuestras “bicicletas” se muevan hacia adelante y podamos regresar a ellos y no caer?

Respuesta: Para esto uno debe sentir que al sentirse a sí mismo como el más pequeño, entra entre los amigos y no tiene necesidad de nada más. Debe sentir “ellos son muy grandes, quiero apretarme entre ellos, y aquí habrá esperanza de que junto con ellos podamos movernos hacia adelante”. Hay una gran felicidad si la persona se siente a sí misma de esta manera.

Pregunta: Pero aquí surge una oposición. ¿Simplemente debemos ignorarla?

Respuesta: Tú tienes que trabajar con esta, no objetarla, sino simplemente tratar de escuchar a los amigos.

 Mira desde donde vienen las personas para asistir a la convención, cuánta energía, tiempo, esfuerzos y medios gastaron ellos, dónde viven y cómo el Creador los eligió a ellos. Si los miras desde afuera, no verás personas bonitas o inteligentes. Cada uno tiene diferente personalidad, etc.

Si cavas por dentro un poco, ¡este es el trabajo! Verás que dentro está la chispa del Creador que Él puso en cada uno de ellos. Por supuesto, se necesita que haya respeto y temor, ya que sin ellos ustedes están perdidos.

Deben entender eso. Necesitan pensar sobre aquello, ya que el pensamiento incrementa el deseo. Cuando el deseo es pequeño, pero con la ayuda de los pensamientos ustedes lo desarrollan constantemente, entonces este crece y se vuelve algo más fuerte. Pero yo estoy hablando de una sensación que es muy exacta y clara. Si ustedes no entran en un “carruaje mutuo” general, entonces permanecen a un lado del camino. Deben empujarse, apretarse entre los amigos, con el fin de no perderse entre ellos.

(110159 – De la Convención en Krasnoyarsk del 14 de Junio del 2013, Lección 2)

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: