En el centro del vacío

Dr. Michael LaitmanHay una fuerza que opera dentro de nosotros, en el deseo de recibir, en toda la creación, en Maljut de Ein Sof (Infinito), y nuestra meta es descubrir esta fuerza. De repente empezamos a sentir que hay ciertos vacíos dentro de nosotros y que no sabemos qué hacer con ellos. No podemos llenarlos o controlarlos por nosotros mismos. Esta sensación de impotencia y falta de fuerza se repite una y otra vez y se vuelve cada vez más clara.

Entendemos que tenemos que resolver el problema, pero entendemos con mucha claridad que no podemos hacerlo, puesto que está más allá de nuestros poderes. Nosotros pasamos por diferentes sensaciones y estados, y no podemos aferrarnos a ellos. Podemos gritarles a los amigos, tratar de llevar a cabo ciertas acciones, pero nada ayuda.

Nos sentimos indefensos, como si enfrentáramos al destino y a la fuerza superior, y así entendemos que necesitamos la presencia de la fuerza superior, la fuerza que opera todo el universo. Ella tiene que comenzar a operar y a llevar a cabo lo que nosotros no podemos hacer, controlar todos los vacíos que se crearon entre nosotros y en los cuales sentimos que nos alejamos unos de otros y que nuestras sensaciones están enfriándose.

Parece que el Creador tiene que controlar este estado, dado que no podemos aferrarnos a ella. Esta demanda ya nos centra en el Creador. Así adquirimos la experiencia y la conciencia de que el vacío, el hecho de que nos enfriemos, la separación, los espacios vacíos creados que no existían antes de los descensos, están todos destinados a crear un nuevo espacio para el Creador.

¡Posteriormente sienten que no existe nada, a excepción de estos vacíos! Toda la realidad que se revela en mayor medida es realmente un espacio vacío. Si el Creador no lo siente, éste desaparecerá, puesto que ustedes no tienen control. El único control que tienen es obligar al Creador a que controle.

Están en el centro de la realidad, en el punto medio negro, y la realidad continúa expandiéndose. Este vacío se desarrolla hasta las dimensiones del universo entero, se los traga a ustedes y ustedes desaparecen totalmente dentro de ella. La iluminación de la Maljut vacía que sentimos es una sensación muy aterradora. Así que simplemente deben tener este vacío ocupado por el Creador.

De esta manera le agradecen al Creador por haberlos despertado para acercarse al evocar la sensación de desapego en ustedes. Este es el estado en que estamos después de la convención. Si no queremos que la convención termine, tenemos que mantener forzosamente en esta imagen la fuerza del Creador, la fuerza que opera, y tratar de conectar de manera equitativa, como tres socios, “Israel, la Torá, y el Creador son uno”.

Nos olvidamos de eso y pensamos que lo principal es Israel, es decir nosotros. ¡Pero si no nos preocupamos por las tres condiciones, no somos llamados “Israel!” Queremos que algo ocurra en nuestra unidad y eso está bien, pero lo que nos falta es mantenernos con fuerza en estas tres condiciones. Nosotros no sentimos al Creador que tiene que estar entre nosotros, como una raíz que tenemos que alcanzar. No siempre recordamos la Luz que Reforma, la Torá que tiene que llevarnos a amar. Además debemos aclarar qué es exactamente el amor y en qué medida hay devoción mutua y devoción de todos nosotros hacia el Creador.

Todos estos son temas importantes que tenemos para procesar y aclarar. Su aclaración es buscar constantemente dónde está Israel que anhela al Creador, en la conexión entre nosotros. ¿Qué es el Creador al que nosotros anhelamos? ¿Qué es la Torá y cómo opera ésta en nosotros? ¿Qué debemos hacer para que funcione en nosotros de tal manera que por medio de su otorgamiento descubramos la imagen del Creador entre nosotros y tomemos Su forma?

Tenemos que trabajar en eso y cada vez nos parecerá más vago, confuso, y derruido. El Creador nos dejará sentirnos cada vez más independiente para que llenemos el espacio vacío, el más grande y amplio círculo, el vacío interno con la presencia del Creador.

(112616)
De la preparación para la lección diaria de Cabalá del 7/19/13

Material relacionado:
En el centro del triangulo equilátero
Un hombre de sensaciones y un hombre de fe
¿Por qué necesitas este problema?

Un comentario

  1. Yo me sentía, desde tiempo atrás, en medio de la nada…No tenia pasado, ni presente, se perdió todo lo que era importante, no me satisfacía nada. Pero HOY se encendió en mi la alegria al leer este articulo!! hay razón y fundamento para mi estado. Gracias gracias D-os, SANTO BENDITO sea.

    BS:AS: ARGENTINA 21-03- 2016

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: