Las tentaciones de la línea izquierda

Dr. Michael Laitman¡Cuando la persona no está estrechamente conectada con el entorno correcto, comienza a alejarse del trabajo espiritual, dado que la línea izquierda es muy tentadora!

Esas no son solo sensaciones típicas que los distraen temporalmente, que ustedes pueden solucionar y regresar al trabajo espiritual, sino que además son tentaciones como control, riqueza, respeto, honor, y conocimiento.

Podrían imaginar que si a las personas que estudian Cabalá se les permitiera recibir una gran riqueza, es dudoso que alguno pudiera resistir esta tentación. Si se les dieran palacios, yates, y un ejército de sirvientes, esto precedería a cualquier otro deseo que pudieran tener. Simplemente así es como se le lava el cerebro a la persona. Ella se vuelve un animal en una jaula dorada.

Podría además dársele a ella el control ilimitado. Supongan que alguien les dice: “Necesitamos que seas el presidente del mundo. Queremos que una persona lo maneje todo. Todo lo que deseas inmediatamente será llevado a cabo en el mundo, a través de toda la jerarquía de la humanidad”. Al mismo tiempo no se trata de la corrección del mundo y de las personas, sino de una evolución tecnológica común.

¿Qué puede detener a la persona? Nada.

También pueden ser puestos a prueba no mediante riqueza o dominio sino por medio de la fama: Se les dice que recibirán el premio Nobel de la paz o que están invitados a hablar ante una audiencia distinguida. Están rodeado de aduladores que los alaban y les dicen cumplidos ¡Todos los admiran y se impresionan de ustedes! El Creador puede presentar este tipo de espectáculo ante ustedes.

Y lo más importante es saber que la sociedad los ve como las personas más sabias, más listas, más talentosas de todas. El conocimiento no es riqueza, ni poder, ni gloria. El conocimiento humano ordinario tiene que abarcar todo el universo; todos los observan como los únicos que entienden los secretos del universo. Aquí la alabanza es mucho más significativa, dado que está en realidad entre el ego y el siguiente nivel.

Es muy difícil evitar tentaciones como el dominio, la riqueza, la fama, y el conocimiento a lo largo de nuestro camino espiritual; en realidad, es imposible. Tenemos que guardar y proteger a los estudiantes que son atraídos hacia esto. Por lo tanto, en todas las religiones y en muchas sociedades, el hijo usualmente está a un lado de su padre para que éste pueda pasarle su oficio. El hijo nunca objeta y siempre apoyará y conservará la línea del padre, dado que quiere conservar su nombre y su carácter.

Educar a los estudiantes para que les sean tan leales como sus hijos es muy complejo. Para hacer eso, uno debe tiranizarlos, de tal manera que no se separen de ustedes, para que reciban todos los golpes posibles durante los años que están con ustedes, y comiencen a darse cuenta del por qué se acercan o se alejan: ¿por respeto, por conocimiento, o por riqueza? Para que ellos comiencen a sentir al menos esas cosas.

Yo siento que los estudiantes se desvían del camino correcto de acuerdo a su distancia interna con respecto a mí, y de acuerdo al desprecio que sienten hacia sí mismos. En ese caso tengo que mostrarles que no son ellos los que se alejan de mí, sino que soy yo el que se aleja de ellos. Si un estudiante desarrolla esto correctamente, entenderá que en realidad no es un alejamiento sino un acercamiento a mí y entonces lo superará todo. Si no lo hace, entonces no sucederá nada. (115100)
Del Kab.TV “Secretos del Libro Eterno” del 6/24/13

Material Relacionado:
Ayuda externa en aras de una conexión interna
Escuchando y oyendo el Maestro
Aférrense al maestro

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: