La eterna fase de difusión

Dr. Michael LaitmanPregunta: Cuando pase la fase de difusión, ¿comenzará usted a hablar nuevamente de unidad?

Respuesta: La fase de difusión no puede terminar. Baal HaSulam escribe: “Me alegro de haber nacido en tal generación en la que está permitido revelar la sabiduría de la verdad”.

La sabiduría de la Cabalá es la revelación del Creador a los seres creados en nuestro mundo, y no sólo la revelación a aquellos que ahora están sentados frente a mí. Para nosotros, la revelación es la realización del plan del Creador en nuestro mundo porque sólo somos sus guías, mediadores, un elemento artificial. Por lo tanto, la revelación para nosotros no es la Cabalá, sino sólo un requisito previo.

Cuando estamos hablando de la revelación del Creador en nuestro mundo, significa su revelación explícita al 99 % de la humanidad. ¡A esto se le llama la Cabalá! Los deseos de todo el 99 % son el alma de ustedes, su Kli, la vasija. ¡Esta es la forma en la que ustedes comienzan a alcanzar al Creador!

Pero hoy, cuando está haciendo esto dentro de sí mismos, sentados en una habitación cerrada, sólo se preparan para la realización, pero ustedes no van a revelar al Creador de esta manera. Nuestra tarea es tomar el deseo de las masas, elevarlo hacia el Creador, y pedirle que lo llene. Entonces la Luz Superior no pasará de largo, sino que pasará a través de ustedes hacia las masas a fin de manifestarse en la forma en que ellos desean que lo haga. Y entonces ustedes comienzan a descubrir al Creador.

Pero el Creador no se revelará a las masas, ellas solo sabrán que se siente bien debido a la unidad y avanzarán cada vez más. Dentro de la sensación gradual de utilidad de la unidad, ellas empezarán a cambiar su actitud hacia esto: “La unidad nos insufla vida, nos ayuda, y nos da la oportunidad de organizarnos mejor y de organizar mejor a nuestras familias. La unidad es grande”.

Ellos comenzarán a apreciar la unidad misma, a respetarla, y a respetar la fuerza que se manifiesta en ella, no el resultado, es decir, no el hecho de que me he recuperado, sino los medios por los que me he recuperado, a través de la unidad y con el uso de esta fuerza que se revela en ella. Ahora yo respeto esta fuerza, me encanta, la busco.

¡Esta es la forma en que surge el anhelo por la fuerza de la unidad, es decir, el punto en el corazón! Después de todo, me sentí bien con ella. Y ahora quiero identificarme con ella porque me trae el bien. Dejemos que sea de forma egoísta (y en nosotros, al principio sucede lo mismo), pero ya estoy conectado con esta fuerza y la busco más. Y esta que ya está empezando a afectarme de manera diferente y me transforma en un altruista. Así es como funciona.

Pero las masas están un grado por debajo del nuestro, entonces ellas empiezan con un simple Kli, vasija, egoísta, en el que después aparece del punto en el corazón. Y nosotros comenzamos con el punto en el corazón y un simple Kli, vasija egoísta. El nivel inferior, las personas que están por debajo de nosotros, son de tal manera que nosotros tenemos que procesarlas a través de nosotros mismos, y sólo entonces se elevarán. ¡Esta condición especial se nos ha dado a nosotros!

(116708De la lección diaria de Cabalá del 25 de agosto del 2013, Preguntas y respuestas con el Dr. Laitman)

Material Relacionado:

La unidad es el nuevo formato de la humanidad
De la difusión externa a la revelación del creador
Vivan y no se limiten sólo a existir

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: