Un amplificador 600 mil veces más potente

Dr. Michael LaitmanPodemos influir en nuestros estados emocionales e incluso en los espirituales por medio de acciones corporales. Todo está basado en este mundo y se deriva de él, de esta tierra actual. En realidad esto es lo que puede ayudarnos a determinar nuestros estados espirituales. En primer lugar todo se revela en el nivel más bajo, y luego yo penetro gradualmente, de manera más profunda en la tierra, en las bases, en el deseo.

A medida que el deseo se revela gradualmente y podemos penetrar más profundamente en la tierra, nosotros tenemos la oportunidad de convertir el deseo en otorgamiento y elevarlo hacia arriba. De esta manera la tierra (Adamá en hebreo) se convierte en Adam, que se asemeja, Domeh, al Creador.

Entonces tenemos que respetar nuestras acciones corporales y valorar su influencia en nosotros. Vemos hasta qué punto dependemos de las diversas formas, imágenes, y rumores. Se necesitan habilidades especiales para usarlas correctamente y, de hecho, esto es lo que tenemos que enseñarle a la humanidad. Todo lo que hay por encima de la tierra, por encima de este mundo, es parte de nuestro trabajo. Nosotros realizamos el trabajo de este mundo, en este nivel, en el deseo de recibir, junto con el público, y nuestro AHP está siempre en ellos.

Por lo tanto, trabajamos mutuamente al aprender cómo estar en contacto con el público y el público aprende de nosotros cómo convocar a un cambio interno y acercarse unos a otros por medio de acciones corporales simples. La variedad de acciones que realizamos con el fin de acercar a las personas, es llamada educación integral. Para nosotros, lo mismo se convierte en la sabiduría de la Cabalá en nuestro nivel y no en la tierra corporal, en el deseo corporal común, sino por encima de él, en nuestras vasijas, en GE, en el que operan vasijas, Luces, Partzufim y acoplamientos y la Luz es transmitida a todo el sistema.

Esta es la forma en que tenemos que trabajar con toda la humanidad. Las personas comienzan a trabajar en su propio deseo, mientras que nosotros elevamos su esfuerzo a los niveles espirituales. Es entonces que revelamos cómo, lo que parece un trabajo trivial, egoísta, sencillo en los niveles inferiores, se convierte en un gran trabajo cuando pasa a través de este gran amplificador, a través de toda la escalera espiritual.

Un ejemplo de ello es Maljut, la cual se corrige mediante su incorporación en Zeir Anpin, en sus 60 Sefirot HGT NHY propias, y por medio de este trabajo común, ellas se elevan juntas hasta el nivel de Arij Anpin, a medida que crecen 600.000 veces más. Por medio de eso debemos entender que se trata del más leve trabajo del público que convoca la respuesta más potente y más importante desde arriba
(116208)
De la 1º parte de la Lección diaria de Cabalá del 8/28/13, Escritos de Baal HaSulam

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta