Sin frenos

Dr. Michael LaitmanHasta ahora, a través de toda la historia de la humanidad, sólo aquellos con un punto en el corazón habían establecido una conexión con la Fuerza superior. Y la humanidad en general no necesita esta relación: Todos estos tenían sus propios dioses, sus creencias que se originaron en la Babilonia pagana.

Sin embargo, en esta era moderna, las deidades están siendo derribadas de sus pedestales. Las personas están abandonando sus religiones y dejando de creer en la ciencia y están inmersas en la crisis, sin saber a dónde acudir para pedir ayuda y cómo reconstruir sus vidas.

El mundo humano está colapsando. Anteriormente, la creencia en un poder superior fortalecía a la gente al afrontar la adversidad, e incluso la muerte dejaba una esperanza de un mundo futuro. Sin embargo, hoy en día estos argumentos no funcionan, de tal manera que ahora es el momento de hablar con las personas. Nosotros podemos ser sus padres amorosos.

Por supuesto, nosotros debemos llevarles cuidadosamente su mensaje y ponerlo en explicaciones específicas, apropiadas para un público en particular. Mientras tanto, día a día, de una elección a otra, las personas están cada vez más conscientes de que nadie les ayudará. Ellas están formando gradualmente un sentido claro, diferente: nada se moverá hacia el futuro.

Esto permite que nosotros declaremos nuestro mensaje porque nuestra solución es completamente diferente a la de los demás y nuestra voz sigue sonando cuando la de los demás se apaga, cuando todas las puertas se cierran, excepto la “puerta de las lágrimas”. Esta decisión le llega a la persona solo cuando ella está desesperada y no ve ninguna salida. Entonces, de pronto está dispuesta a escuchar y a recibir nuestras palabras: aquí está la abertura, el “ojo de la aguja”, a través de la cual puede escapar de los desastres.

De hecho, uno siente que aquí hay una relación con un poder superior y la oportunidad para usarla. Nosotros le ofrecemos a ella una oportunidad, una técnica especial que le permite despertar el contacto con la “energía superior” que puede arreglarnos a nosotros y reparar nuestro mundo. Por nosotros mismos no hacemos nada, sólo abrimos ligeramente esta pequeña puerta, y todo lo demás lleva una gran “energía” de un orden superior. Entonces, hagamos un taller con una correcta interacción entre nosotros.

Las personas ya están dispuestas a escucharnos.

Pregunta: Desafortunadamente, sólo escuchamos a los oprimidos, a los que trabajan de sol a sol, de lo cual no hay salida, no hay escapatoria a la “esclavitud” moderna. Y esto da miedo: ¿Pueden ellos oírnos realmente sólo cuando todos estén en una posición de desesperanza absoluta?

Respuesta: No, es sólo que uno oye de acuerdo a su estado actual. No crean que el “gran mundo” se hace el sordo ante nuestra promesa. La estructura actual no los exime de la preocupación.

Después de todo, las tendencias globales son una gran preocupación. De hecho, hemos perdido el control sobre lo que está ocurriendo. Es como si estuviéramos en un coche sin frenos en pendiente hacia abajo, sin un final a la vista. No podemos salir ni podemos hacer algo. El volante apenas nos mantiene en el camino, la velocidad va en aumento, y ya podemos ver que dentro de poco no seremos capaces de controlar el auto.

Una vez, en la carretera, en una situación similar, vi claramente dos posibilidades: o me estrellaba contra las rocas o giraba hacia un autobús que había frente de mí para mitigar un poco el golpe. Yo iba en un largo descenso cuesta abajo, que tenía que hacerlo, entonces aproveché la oportunidad puesto que de lo contrario nos dirigíamos hacia el desastre.

Por lo tanto, creo que aquellos que están en el poder hoy en día, también se sienten así, pero todavía no nos escuchan con respecto a una decisión. Nosotros realmente no hemos tratado de llegar a ellos.

Además, siempre hay personas que no están lo suficientemente desarrolladas de tal forma que estén dispuestas a aceptar los beneficios de hoy, sin pensar en los del mañana. Como está escrito acerca de ellas, “comamos y bebamos, que mañana moriremos”.

De todos modos, nosotros debemos continuar difundiendo ampliamente, sin desesperación. Tal vez, seamos escuchados en diez años. ¿Y qué? La crisis global, en cualquier caso, no acabará hasta que nos conectemos con la humanidad con la intención correcta. Ésta sólo se incrementará, llegando en oleadas, volviendo una y otra vez, atacando los diversos ámbitos de la vida. La misma enfermedad entra en el cuerpo, y mientras se oculta, afecta los tejidos y órganos hasta el próximo paroxismo.

La actual crisis no ha sido superada. Esta simplemente es cíclica, y ante nosotros están las etapas más duras. Ésta será “limpiada” antes del final de la humanidad. Ella “exprimirá de nosotros todo el jugo”, despistándonos sin oportunidad de escapar. Nada ayudará: ni la religión, ni las riquezas, ni la esperanza por los seres queridos. Los niños los traicionarán a ustedes, sus familias los lanzarán fuera de sus casas, y ustedes no encontrarán un hogar en otro sitio: Todo esto si no estás dispuestos a aceptar el método de corrección.

Por supuesto, la meta no es acabar con la humanidad; esto es sólo para convocarlos a ustedes a la intención correcta. ¿Quieren cambiar, ganar equivalencia de forma, y elevarse al nivel del Creador, quien les envía este problema?

Sí, es Él. Elévense a la siguiente etapa y vean cuáles son Sus intenciones. Crezcan, estén con Él en la mente, y de pronto verán que éste no hay problemas, sino que estos son la expresión del amor. Esta sensación de repente nace en sus nuevas vasijas, deseos. Además, encontrarán que en el pasado nunca hubo ningún problema y que Él no le envió sufrimiento a nadie. Ahora, ustedes obtendrán una visión clara y comprensible.

Pregunta: ¿Seremos capaces, al menos, de hacerles frente a los problemas?

Respuesta: Con el enfoque actual, nadie será capaz de hacerles frente a los problemas del mundo. Día tras día, año tras año, sólo nos debilitamos bajo su yugo, sumiéndonos en la desesperación, sintiéndonos impotentes, y sin querer hacer ningún esfuerzo.

Por el contrario, si tenemos el enfoque correcto, si las personas se corrigen a sí mismas, no tendremos que enfrentarnos a los problemas. La adversidad se convertirá en mérito, en placer y el mundo se volverá una vasija llena de todas las buenas cosas.
(117329)
De la 4º parte de la Lección diaria de Cabalá del 22/9/13, Escritos de Baal HaSulam

Material Relacionado:
El ángulo de incidencia
Vivimos en la era de los desastres
El aniversario de la crisis

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: