El secreto del deseo

dr. michael laitmanBaal HaSulam, Shamati, # 3, “El asunto del logro espiritual”: Para alcanzar lo que Él quiso que alcanzáramos y entendiéramos como “Su deseo de hacer el bien a Sus creaciones”, Él creó e impartió en nosotros estos sentidos, y estos sentidos alcanzan sus impresiones de la Luz Superior. En consecuencia, se nos han dado muchos discernimientos….

Al final nosotros alcanzamos lo que se nos ha dado para alcanzar. ¿Por qué está todo arreglado específicamente de esta manera? Esto es desconocido para nosotros.

El Creador creó algo llamado un “deseo de placer”; éste recibe algún tipo de “llenado” y es estimulado emocionalmente por aquellos con lo que él “disfruta”. Y la reacción de este deseo que el Creador creó es de lo que estamos hablando. Esta es toda nuestra vida. Esto somos nosotros.

La verdadera esencia de este deseo es desconocida para nosotros. ¿Qué creó exactamente el Creador como “algo de la nada”? ¿Cuál es su esencia? ¿Por qué despierta algún tipo de reacción, una emoción, estimulación, cada vez que necesita llenado? No tenemos respuestas. Estamos hablando sólo de las observaciones que ya percibimos, pero no estamos dispuestos a compararlas con “de la nada”.

¿Y quién sabe qué pasará en el futuro? Allí, en las profundidades de lo inaccesible, se encuentra la esencia de las cosas que salieron como algo de algo, y algo de la nada, algo de algo es el llenado, y algo de la nada es la carencia.

Nosotros discernimos todo tipo de fenómenos dentro de nuestro deseo de recibir. Y aquí la Cabalá, la cual estudia e investiga el deseo de recibir, la “sustancia de la creación”, y la estimulación del deseo de recibir llamado llenado viene a ayudarnos.

El llenado puede ser positivo o negativo: Del llenado positivo el deseo goza, del llenado negativo o la falta de llenado, el deseo sufre. Esta es la forma en la que se establece su reacción.

Estas cosas son individuales; ellas pertenecen a este deseo, mientras que otros deseos sienten y los establecen de otra forma. Todas las mediciones y definiciones se establecen sólo de acuerdo a la manera en que se revelan los fenómenos particulares.

De esta forma, nosotros no sabemos qué constituye el deseo de recibir en sí mismo. Solo sabemos acerca de la emoción que sentimos con esto. Llamamos a esta emoción “vida”, “energía vital”. Y el deseo en sí mismo sigue siendo un secreto. Lo qué quiere el deseo es una cosa, y lo que realmente es el deseo, es otra cosa.

(120407)
De la 1º parte de la lección diaria de Cabalá del 11/13/13, Shamati # 3 “El asunto del logro espiritual”

Material relacionado:
Hormigas bajo la carga del otorgamiento
Conectando al mundo entero con el Creador
El deseo de recibir esta hecho de la sombra de la luz superior

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta