Todos están viajando hacia la Convención

dr.laitmanEstoy lleno de ansiedad por nuestra convención en febrero. Se nos ha dado trabajo desde arriba, una oportunidad, una responsabilidad por las almas, como si ellas fueran puestas en nuestras manos a fin de que las cuidemos. Esta es una responsabilidad grande y apreciada.

El Creador quiere ser descubierto y pone condiciones ante nosotros de tal forma que tangamos que relacionarnos con esta vasija como nos relacionaríamos con el Creador. Porque, precisamente la correcta integración entre todas las partes de la vasija, todas las partes de la Divinidad, constituyen la forma del Creador.

Todos estos deseos que llegan desde todos los confines de la tierra son la base; ellos son el área en la que Él se revela. Ellos invierten mucho, están con nosotros todo el tiempo. Muchos grupos simplemente cierran sus centros y vienen a la convención con toda su fuerza.

Y esto impone sobre nosotros gran responsabilidad. Esto no nos habla de la parte organizativa, sino más bien, de cómo los abrazamos y absorbemos de inmediato y somos absorbidos dentro de ellos. No estamos alojándolos únicamente, sino que los incluimos entre nosotros sin ninguna diferencia, en una condición general completamente nueva que no existe en nosotros o en ellos hasta el momento.

Ellos están haciendo esfuerzos supremos, llegan desde los lugares más lejanos, cargados de una intensidad sin precedentes, y nosotros tenemos que alcanzar un nuevo estado de conexión, el anhelo por el otorgamiento mutuo dentro del cual será revelado el Dador.

Pregunta: Si tenemos éxito en fusionarnos unos en otros e integrarnos dentro de un inmenso deseo común, ¿creará esto una vasija mundial en un nuevo nivel? ¿Cómo no desperdiciar la oportunidad? Esta es la realización de todo aquello por lo cual hemos estado esperando toda la vida.

Respuesta: Tenemos que despertarnos unos a otros, ser responsables unos de otros. Cada uno está ahora determinando su destino.

Pregunta: Depende de nosotros el adquirir la deficiencia de los amigos. ¿Cómo puedo pagar por esto?

Respuesta: Al renunciar al ego. No hay otro precio. Es como si peláramos la cáscara del corazón a fin de adherirnos a los amigos hasta que sintamos el deseo de ellos como nuestro deseo. Nosotros conectamos los deseos que anhelan el descubrimiento del Creador. Nos conectamos y esperamos la llegada de la Luz que Reforma, el poder que nos conectará y se revelará en nosotros como el poder del otorgamiento. Entonces fluiremos dentro de la característica de otorgamiento. A partir de ahora, todas nuestras acciones se derivan sólo de esta sensación; Sentimos que estamos en un mar de otorgamiento. Éste nos envuelve en la calidez que proviene de todas las direcciones y nos obliga con sutileza a llevar a cabo nuestras obligaciones. Yo mismo anulo y luego esta característica de otorgamiento funciona a través de mí.

Pero esta es sólo la integración mutua. Y después de eso, depende de mí el crecer como un embrión, el mantener la característica de otorgamiento dentro de mi ego. Es como un barco en el mar; yo quiero incrementar la actividad del otorgamiento general que se revela en mí en el primer nivel, la fase inicial de la Luz de Nefesh de Nefesh“. A través de la combinación de mi deseo con esta característica, fortalezco la acción, dicen ellos que 620 veces en 125 niveles espirituales. Y todo esto es el resultado de mi participación, de mis esfuerzos en un mar de otorgamiento en el que me descubro a mí mismo como un embrión en el agua de la matriz de su madre.

Al principio me rindo por sobre el creciente deseo de recibir, anulándome con el fin de morar dentro de la característica de otorgamiento, identificarme con ella. Y este es el trabajo activo, la anulación activa de mí mismo, y esto se realiza por encima de un ego opuesto. La “carne” que se agrega al embrión despierta la oposición y es como si se construyera a partir de sí mismo una imagen negativa de sí mismo.

Pregunta: Entonces, ¿cómo alcanzamos todo esto? ¿Cómo adquirimos la deficiencia de los amigos?

Respuesta: Se logra a través de la fe por encima de la razón. Yo quiero que la característica de otorgamiento domine en mí, por sobre todo mi intelecto y sensación. Ya comprendo que no soy el dueño de mi propia casa. En cada momento de mi vida se revela algo que me domina en contra de mi deseo. Pero también existe la libre elección. Yo elijo el dominio de la característica de otorgamiento. De cara a todos los deseos que se revelan en mí y despiertan el rechazo, la indiferencia, y las cosas negativas adicionales en mí, quiero que el otorgamiento me domine.
(125893 )
De la 4º parte de la lección diaria de Cabalá del 1/19/14, Escritos de Baal HaSulam

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: