Un acalorado debate

Dr.LaitmanPregunta: ¿Cómo ayuda el grupo al individuo a ver la unicidad de la fuerza superior, si hay muchas opiniones en el grupo y cada uno escucha al maestro de forma diferente, y es difícil llegar a un acuerdo incluso acerca de los principales valores?

Respuesta: Todos ustedes han escuchado acerca del Talmud, pero no todos saben que este es un libro cabalístico que explica en gran detalle las diferentes leyes que la persona debe observar con el fin de alcanzar la adhesión con el Creador. Este libro fue escrito por grandes cabalistas, y todo está en forma de debates y discusiones. Uno dice una cosa, y otro dice algo más, como si diez personas se hubieran reunido en una habitación y discutieran entre sí continuamente.

Sin embargo, la persona que conoce el material entiende que todos hablan de lo mismo y que todos han alcanzado la espiritualidad. Sin embargo, cada uno expresa su propia naturaleza. En nuestra naturaleza existen al menos diez posiciones desde las cuales uno puede ver la misma cosa y ver así el mismo concepto según su propia forma individual. No se trata sólo de un debate acerca de quién tiene razón, sino de la incorporación mutua, de una combinación de todos los puntos de vista. Así, ellos se conectan más como resultado de este estudio, aunque parece que discutieran uno con el otro. Como resultado de esta conexión, ellos alcanzan la unidad.

Por supuesto, siempre sentirán que son diferentes uno del otro en el grupo. Si ustedes aceptan esta impresión, significa que no piensan ni sienten exactamente lo que están discutiendo, dado que cada persona es diferente. No es por casualidad que se nos dice, “De la misma forma en que difieren sus rostros, así también difieren sus opiniones”. No hay nada que podamos hacer al respecto.

Sin embargo, ¿es deseable que todos piensen de la misma manera? ¿Qué funcionará en ellos? Serán como tornillos idénticos o piedras idénticas y no como seres humanos. Cada persona debe ser única. En realidad, mientras más desarrollada sea la persona, más diferente es con respecto a los otros. Nosotros debemos conectarnos por encima de todas las diferencias, dado que es en realidad gracias a nuestra conexión por encima de las diferencias que alcanzamos la unidad. Esta es la manera en que cada uno expresa una cualidad característica, y cuando éstas se incorporan mutuamente, establecemos la cualidad colectiva general. Este “uno” no existe por sí mismo; nosotros debemos construirlo. Esta es la razón para la ruptura. No había ninguna sensación del uno en el mundo de (Infinito). No había nadie que pudiera sentir este uno. Sin embargo, cuando los mundos descendieron tras la ruptura y caída a este mundo, cada uno resultó ser diferente. Gracias al hecho de que somos todos diferentes pero nos conectamos por encima de esas diferencias, nosotros comenzamos a establecer el concepto del uno, el cual no existe por sí mismo.

Entonces, es simplemente natural, correcto, y bueno que haya debates en el grupo. El punto es cómo percibirlos y usarlos con el fin de llegar a la unidad entre nosotros. En nuestra unidad, descubrimos la unicidad de la fuerza superior que es Uno.
(127760)
De la preparación para la lección diaria de Cabalá del 2/14/14

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta