A la sombra del Creador

Dr.Michael LaitmanLa Torá, “Éxodo” (VaYakhel), 35:30, 35:34: Moisés les dijo a los hijos de Israel: “Miren, el Señor ha llamado por nombre a Bezalel, hijo de Uri, hijo de Hur, de la tribu de Judá. Él lo ha imbuido del espíritu de Dios, con sabiduría, con agudeza, y con conocimiento, y con [el talento para] todo tipo de artesanía para hacer el tejido principal, para trabajar con oro, plata y cobre, con el arte de las piedras para engastar y con el oficio de la madera, para trabajar con cada [una de las formas de] trabajo reflexivo. Y Él puso en su corazón [la habilidad] para enseñar, tanto él como Aholiab, hijo de Ahisamac, de la tribu de Dan”.

Bezalel es el atributo que entiende la forma de recoger todas las partes separadas del alma y hacer que sean partes que están conectadas correctamente: dónde pegarlas, dónde tejer, dónde cortar, dónde conectar, y donde armonizar. Esta es la obra de un escultor.

Hoy en día, la humanidad se encuentra en un estado de terrible contradicción y es controlada de forma antagónica en un sistema rígido. Es imposible devolverla a cero y empezar a arreglarla a partir de ahí, como una máquina que funciona mal, la cual ustedes detienen y en la que comienzan a ahondar, comprobando sus partes separadas, desensamblándola y ensamblándola de nuevo.

¡Después de todo, el sistema de la humanidad está trabajando y cambiando constantemente! Mientras cambia, nosotros siempre tenemos que percibir qué cambios podemos hacer durante su movimiento incorrecto, a fin de arreglarla gradualmente. Sin embargo, ésta rechaza esto constantemente.

¿Se imaginan qué pasaría si empezamos ahora a hacer algo con la humanidad, con el sistema bancario, los políticos, la infraestructura de la pedagogía y la educación, con los problemas de las diferentes religiones y creencias, con todo lo que existe en la sociedad? Si hacemos algo en alguna parte, otros inmediatamente querrían volver a poner todo sobre la huella egoísta.

Por lo tanto, nosotros debemos acercarnos a este sistema cuando entendamos cómo podemos comenzar a hacer algo con él, porque éste continúa rodando hacia adelante de manera egoísta. ¿Cómo podemos hacer cambios en ella de tal forma que el ego no logre arreglárselas para controlarlos y utilizarlos para su propio bien, y para que las pequeñas correcciones que hagamos en el sistema se encarguen de cambiar el ego, a pesar de que controla todo el sistema?

¡Este es un enfoque totalmente nuevo! ¿Cómo podemos movernos hacia él, incluso si se les diera a ustedes la oportunidad? Pero nadie les da esta oportunidad. ¡Después de todo, ustedes no son reyes ni son el Creador de este mundo! Simplemente entienden que éste debe cambiar de alguna manera, pero ¿cómo?

Por lo tanto, tenemos una propiedad llamada “Bezalel” (baa El, propósito), que significa “a la sombra del Creador”, cuando la persona quiere que el Creador trabaje y ella quiere ser Su sombra. Esta es en realidad la razón por la cual ella sigue el Creador, para que Él pueda crear, tejer, y pegar correctamente todas las partes del alma general. Es auto anulación total y plena adaptación con la sombra del Creador. Es como si el Creador operara dentro de la persona, haciendo que su corazón sea sabio.

En otras palabras, son una auto anulación, una convergencia y una adhesión tales con el Creador, que, gracias a esto, la persona puede comenzar a cambiar el mundo y a crear el centro corregido del mundo alrededor del cual se construye todo lo demás.

De este modo, mediante la fusión en el centro del grupo, nosotros encontramos allí el atributo de Bezalel, por medio del cual podemos seguir actuando al llenar gradualmente la vasija colectiva general que hemos creado hasta que se revele en ella la iluminación, el Creador.
(130969)
Del Kab.TV “Los secretos del Libro Eterno” del 10/7/13

Material relacionado:
La sabiduría del corazón
El Tabernáculo es el lugar de nuestra vida espiritual
Tallen en piedra los nombres de los hijos de Israel 

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: