Los entrenadores del ego

Dr. Michael LaitmanPregunta: Resulta que la humildad no es una acción simple; ¿la persona más bien debe humillarse a sí misma todo el tiempo? Si es así, ¿Cuándo se juntará un grado suficiente de tales acciones y cuándo empezará la persona a vivir en las dos dimensiones?

Respuesta: Después de un número de actos de humildad como estos, existe esta ruptura. Pero nadie sabe exactamente después de cuántas acciones. Si la persona es débil, le dan pequeñas acciones para llevar a cabo, pero su número será mayor. Y la persona fuerte puede hacer esto más rápidamente como un martillo que labra la piedra. Sin embargo, esto nunca se ha hecho con un golpe.

Rabash describió esto como disparos al “corazón de piedra”, donde cada bala deja cada vez nuevas ranuras en la piedra hasta que se crea una entrada. Cuántas balas toma esto, depende de la intensidad del trabajo de la persona, del poder de los golpes para los que esté lista.

Si el grupo apoya a la persona, entonces ella está lista para soportar más y no escapar inmediatamente. En este caso puede contender e incluso “darle sus dientes al ego” en respuesta a lo que está ocurriendo, esto ya es una intensificación única. Porque que ustedes golpean su ego “en sus dientes” y no alguien que esté en frente a ustedes, sino alguien dentro de sí mismos. La persona aprende esto gradualmente, si no es por medio del consejo de su maestro, entonces por su propio sufrimiento.

(130361De la preparación para la lección diaria de Cabalá del 12 de marzo del 2014)

Material Relacionado:

Parados con un pie en el siguiente nivel
El hábito de la humildad
Fe y humildad

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: