La partitura de la Torá

Dr. LaitmanPregunta: Por qué es que en la Torá todo parece existir por separado: Esaú es independiente, Jacob está separado, Jacob tiene miedo de Esaú.

Respuesta: Hubo un tiempo en el que yo estudiaba música. ¿Qué ven ustedes cuando miran las partituras? Ven lo que van a tocar. Ven signos: medidas, notas, pausas, piano, forte. Todo eso se lo representan a la persona que va a tocarlo.

Yo abro la Torá. En ella está escrito: Jacob, Esaú, Israel, Shejem, Benjamín, Dina. ¿A qué se refieren todos estos nombres? Estas son las notas que yo tengo que tocar. Estas notas son mis propiedades internas y fuerzas; ellas existen en mí y son llamadas ángeles. Los ángeles son fuerzas de la naturaleza que el Creador me ha dado para que yo sea capaz de organizarme con la ayuda de ellos y llegue a ser igual a Él. ¿Por qué tengo que hacer esto? Porque debido a ello, me vuelvo independiente; adquiero realmente el estatus del Creador.

Esto se debe a que la Torá es llamada tanto Luz como enseñanza. Yo leo estas instrucciones y trabajo de acuerdo a ellas. Jacob, Esaú, Dina, Shejem, burro, todas estas son las fuerzas de mi alma, y la Torá me revela qué tengo que hacer con ellas. Ella me describe exactamente aquellos procesos que necesito llevar a cabo; la interacción de sus personajes es la correlación de nuestras propiedades internas, de nuestros deseos. Cuando la leo, siento literalmente cómo se entrelazan estas propiedades dentro de mí, cómo atraviesan los diferentes cambios, cómo trabajan con ellos, cómo conectarlas, y a qué tengo que llegar al final de todo.

Yo miro el texto de la misma manera que miro las partituras para poder cantar o tocar incluso ahora sin un instrumento, usando sólo sus cuerdas internas. Este es el único camino para que nosotros percibamos la Torá, y esta es la única razón por la cual nos la dieron.
(29343)
De la porción semanal de Torá del 11/18/2010

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta