La vida al ritmo de avance de un burro

Sin títuloPregunta: ¿Por qué el tiempo vuela tan rápido en el mundo moderno? En general, mientras más viejo se vuelve uno, más rápido pasa el tiempo y antes de notarlo, ya ha pasado toda una semana.

Respuesta: La sensación del tiempo es simplemente un fenómeno psicológico. Dado que vivimos en un mundo que se mueve a tan alta velocidad con cambios constantes, parece que el tiempo vuela y se acaba muy pronto. El problema no es el tiempo en sí, sino nuestro deseo de recibir que pasa internamente por cambios muy rápidos.

El deseo cambia constantemente, de acuerdo a su programa interno y entonces la persona siente como si todo a su alrededor cambiara y siente que el tiempo vuela. En realidad, no obstante, nada se mueve en el exterior excepto el deseo mismo, el cual desarrolla una aceleración.

Después de todo, pasamos por un desarrollo emocional en nuestro deseo de disfrutar con el fin de llegar a su llenado definitivo, la percepción correcta de quiénes somos y qué es este deseo. En este deseo descubriremos la realidad superior que está por encima de este.

Esto significa que el tiempo es una colección de impresiones que cambian dentro de nuestro deseo de disfrutar, las cuales crean la sensación del tiempo que tenemos, que el tiempo vuela o que el tiempo no se mueve: pasado, presente, y futuro, pero el tiempo en sí no existe. El concepto de tiempo es un resultado de los cambios que tienen lugar dentro de nuestro deseo.

Mientras nos desarrollamos cada vez más, son invocados en nosotros deseos de disfrutar algo nuevo y esos deseos  son cada vez más fuertes y cambian a un ritmo creciente y entonces sentimos que el tiempo vuela, cada vez más rápido.

Si comparamos nuestra vida con la vida en la edad media, hace 500 o 1000 años, parecerá que el tiempo apenas avanzaba entonces. Nada cambiaba de la mañana a la noche y entonces un día seguía al otro y una semana seguía a la otra y un mes seguía al otro. Si comparamos la vida de un hombre moderno que tiene 70 u 80 años con la edad media, en la que vivían entre 30 y 35 años, los 30 años en la edad media parecerían más largos que los 80 de hoy.

Al fin de cuentas, todo se movía muy lentamente en la edad media, sin que apenas hubiera cambios. La vida entera de una persona pasaba al ritmo de un caballo o de un burro, mientras que hoy va la velocidad de un misil o un aeroplano. Esta es la razón por la que nuestra vida está llena de una variedad de fenómenos y el tiempo vuela relativamente rápido.

Más aun, nuestra percepción ha cambiado. Hace trescientos años yo hubiera tenido que planear un viaje de 100 millas durante mucho tiempo, y pensar dónde quedarme durante las noches, cómo alimentar a mi burro, qué comer yo, cómo llegar ahí, y cómo regresar. La sensación de vida y el eje del tiempo eran totalmente diferentes. La psicología humana, la percepción del tiempo y el movimiento, los lugares y la vida eran muy diferentes.

La persona entonces no sentía el tiempo de la manera en que nosotros lo hacemos. Ella medía el tiempo en relación a su burro, el cual determinaba la velocidad. Hoy, sin embargo, medimos el tiempo de acuerdo a un reloj atómico que cuenta hasta una millonésima de segundo.

(136266 – Del Kab.TV “Una nueva vida” del 4/17/14)

Un comentario

  1. La persona en la Edad Media, medía el tiempo en relación a su burro es una manera de decir que la persona debe saber adaptarse a las circunstancias que le toca vivir dentro de un contexto de espacio y tiempo.
    La clave para no desperdiciar o agotar “ese tiempo” es buscar el equilibrio de mente y cuerpo en la lucha espiritual y fisica de cada dia donde quiera que estes.

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta