Padres exaltados y sus hijos egoístas

Dr. Michael LaitmanBaal HaSulam, “Arvut” (Garantía mutua): “Los Patriarcas cumplieron toda la Torá, incluso antes de que les fuera entregada”. Esto significa que debido a la exaltación de sus almas, ellos tenían la capacidad de alcanzar todos los caminos del Creador.

Los patriarcas pertenecían a las vasijas puras, GE (Galgalta ve Eynaim), y por lo tanto no necesitaban la Torá, porque la Torá es la Luz que corrige el Aviut (grosor) del deseo, y estas no eran toscas sino puras. Toda la Torá es amor y otorgamiento y ellos pudieron cumplirla por la exaltación y la pureza de sus almas.

Todas las vasijas inferiores, sin embargo, no podían cumplirla así simplemente, sino que necesitaban equiparse con deseos lo suficientemente toscos, que se corrigen a sí mismos por medio de la Luz que Reforma, de los cuales pudieran separarse eventualmente y recibir la Torá.

Las vasijas de Jesed (misericordia), Guevura (valor) y Tifferet (esplendor) se corrigen a sí mismas sin la Luz que Reforma, adhiriéndose simplemente a la simple Luz Superior de su pureza. Ellos conocían toda la Torá de manera intuitiva, puesto que sus vasijas les permitían conocer las acciones de otorgamiento. Pero sus hijos Netzaj (eterna), Hod (gloria) y Yesod (fundamento), todas las otras almas que vienen después de ellos, ya pertenecen a las vasijas de recepción y, por tanto son incapaces de entender, sentir, o corregirse por su propia comprensión y pureza.

Cuando las vasijas son más toscas, ellas necesitan la Luz que Reforma. Primero tienen que revelar la profundidad del espesor del deseo de darse cuenta cuán malo es en los niveles de Egipto y durante 400 años.

Esto es lo que Abraham preguntó: “Yo sé que pertenezco a HGT, a las vasijas que ya están corregidas, que somos puros y que estamos más cercanos a Ti, pero ¿qué pasa con mis hijos? ¿Cómo sabré que ellos heredarán la tierra (de Israel)?”

El Creador le responde: “No te preocupes, ellos estarán en el exilio y acumulará todo el espesor necesario, y luego se darán cuenta de que tienen que estar conectados a Mí” Abraham oyó eso y se calmó. Las vasijas de otorgamiento tienen una inclinación natural hacia el Creador, mientras que las vasijas de recepción sólo pueden establecer una cierta actitud hacia el Creador por pasar por el exilio que revela el mal en ellos.

El método de corrección es totalmente diferente en las vasijas de otorgamiento, en GE, que en las vasijas de recepción. Padres e hijos son dos niveles diferentes. Los hijos ya son egoístas como podemos ver.
(136636)
De la 5° parte de la Lección diaria de Cabalá del 6/5/14, Escritos de Baal HaSulam

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: