El maestro está esperando en la entrada

Dr. Michael LaitmanEl estudiante recibe toda la Luz (la Luz que Reforma y la Luz del llenado) a través del maestro. El orden de los niveles no cambia nunca y por eso el rol del estudiante es anhelar adherirse al maestro.

Tenemos un ejemplo así en El Libro del Zóhar acerca de Rabí Jiya que ayunó durante cuarenta días para ver a Rabí Shimon, su maestro, que los había dejado. Cuando no logró arreglárselas para verlo, él ayunó durante otros cuarenta días.

Esto, por supuesto, no se refiere a un ayuno físico, sino a acciones espirituales. Rabí Jiya ascendió al nivel de la Bina superior de Bina y se corrigió hasta tal punto en la Luz de Jassadim que fue galardonado con el nivel de conexión con su maestro en un nivel muy elevado. Esto significa que él vio a Rabí Shimon sentado en la asamblea superior, y es gracias a Rabí Jiya que reveló la sabiduría superior, la Luz de Jojma, y la mente oculta, Moja Stima’a.

Pregunta: ¿Cómo podemos alcanzar tal revelación?

Respuesta: Debemos tratar de anhelar lo que dice el maestro. Por supuesto que ni ustedes ni yo estamos en niveles como Rabí Shimon y Rabí Jiya, pero, sin duda alcanzaremos estos niveles en el futuro. En ese caso, esto debería servir como un ejemplo para nosotros, no en la conexión física, psicológica, sino en la conexión interna real. Todo lo que aprendemos y recibimos a través de la mente externa y del llenado interno vienen del maestro.

De lo contrario, el maestro no puede hacer nada por nosotros. Él está en la posición de un padre que puede darle a su hijo sólo lo que el niño pide. Si el niño está lleno de energía y tiene la inteligencia y el deseo, puede inscribirlo en diferentes clubes, llevarlo con maestros particulares, y traerle libros y juegos educativos que puedan ayudarlo a desarrollarse y a avanzar a niveles mayores y más elevados. Pero si el niño es autista y está atrasado en su desarrollo mental, la única cosa que el padre puede hacer es preocuparse por su existencia física, por sus necesidades físicas, con la esperanza de que un día su mente despierte.

Todo depende de la deficiencia del estudiante y esto es una conexión unidireccional en la que sólo la deficiencia del estudiante abre al maestro y lo obliga a abrirse y no a cerrarse a sí mismo. Esto es llamado el dolor de criar a los hijos, cuando el maestro se ve obligado a cerrarse a sí mismo de acuerdo a la distancia que los estudiantes mantengan con él.

Esto sucede con cada uno de los estudiantes y yo mismo he pasado por esto de una manera muy dramática. También tenemos que estudiar este estado con el fin de entender que somos responsables de todo. La revelación del maestro y luego la revelación del Creador se producen de acuerdo a las vasijas de los estudiantes, y de acuerdo a la forma en que se preparó en el trabajo con los amigos.

Es sólo a través de la conexión con los amigos que uno puede anhelar al maestro y a través de él, al Creador. Tenemos que encontrar la pasión común en esta conexión y luego encontrar la dirección correcta. De lo contrario no lo encontramos y el ocultamiento no nos ayuda.

El maestro les enseña dónde y cómo abrir una abertura por la que puedan entrar en el Creador. Imaginen que ustedes descubren de pronto algún ocultamiento en el aire en algún lugar, justo aquí, y por medio de los indicios que el maestro les da (él nunca les dirá directa y claramente, no esperen eso) entienden cómo abrir un agujero en el aire y entrar.

(142398)
De la 1° parte de la lección diaria de Cabalá del 8/29/14, Escritos de Baal HaSulam

 

Un comentario

  1. Yo vi esa puerta sobre la copa de un arból al cual “ascendí”, era oscura, mejor dicho vi una arcada pero no se veía a través de ella porque estaba oscuro y quedé parada frente a ella. Cómo hago para darme cuenta de esos indicios de los que habla esta nota, dónde los busco?, a través de las clases matinales del Rav?. Lo escucho todos los días pero es muy poco lo que entiendo. Gracias,
    Maria Rosa

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta