Yom Kippur: ¿Tristeza o alegría?

Dr.Michael LaitmanMidrásh, Sefer “Ajarei Mot”: A Moisés, quien estaba en un nivel espiritual muy elevado se le dio un estado especial. El Creador le dijo: “Puedes entrar en el Lugar Santísimo cada vez que desees hablar conmigo. Cada vez que ingreses y desees escuchar Mi palabra, Mi voz se escuchará entre los querubines y llegará a tus oídos”.

A Moisés se le permitió entrar en el Lugar Santísimo en cualquier momento porque estaba en la línea media entre los dos querubines, entre las líneas derecha e izquierda. El nivel de Moisés es el nivel en el que la persona está continuamente en el estado del Lugar Santísimo, en el estado de Yom Kippur (Día del Perdón).

Ustedes pueden no estar de acuerdo: “Yom Kippur es un estado de tristeza en el que la persona llora por lo que descubre dentro de ella”. Pero ¿lloraba y pedía algo constantemente Moisés? Por el contrario, él estaba feliz, ya que, de hecho, Yom Kippur es realmente un día de alegría y no de llanto. La gente simplemente no entiende la verdad y llora y se atormenta todo el día.

De hecho, si yo avanzo y anhelo descubrir los atributos negativos dentro de mí que fueron creados inicialmente por el Creador, y le pido: “corrígeme para estar más cerca de Ti. Así es como quiero deleitarte: por medio del amor y otorgamiento comprehensivo…”, entonces es un ascenso y una inspiración para mí.

¡En este caso, Yom Kippur se convierte en un día de alegría en vez de un día de lágrimas, un estado de temor continuo! Este es un día de doble santidad, de doble otorgamiento, en el que no sólo mis deseos de otorgamiento, sino también mis deseos de recepción, trabajan con el fin de otorgar. Este es el nivel de Moisés.

En el nivel de Aarón este estado se alcanza sólo una vez al año, mientras que en el nivel de Moisés, es continuo. Por lo tanto, cada persona tiene que alcanzar el nivel de Moisés.
(143783)
De. Kab.TV “Los secretos del Libro Eterno” del 3/12/14

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta