El secreto esencial de los judíos, parte 27

Del libro El secreto esencial de los judíos, M. Brushtein

Principios fundamentales de la teoría integral

Mucho antes del Big Bang

Los cabalistas han informado que conteo de todo eso, en general, comenzó con un “plan” o, en otras palabras, con el advenimiento de un “programa”. A partir de ese momento, podemos hablar de ello. El punto que estaba en el origen de “todo” es llamado la raíz o cero.

El autor del “diseño” algunas veces es llamado el “Creador”, y otras veces “Naturaleza”.

En Cabalá, estos conceptos son intercambiables, incluso en Guematria los valores numéricos de estas palabras en la “lengua materna” de la Cabalá hebrea, son idénticos. (Yehuda Ashlag, frutos de un sabio: Cartas de Baal HaSulam)

 

Unas cuantas palabras sobre el “diseño”.

 

“El ‘deseo de recibir’ en toda su variedad estaba incluido desde el comienzo en el Pensamiento de la Creación”. (Yehuda Ashlag La ciencia de la Cabalá [Ptijá]) También se nos dice que el “deseo de recibir” fue creado para recibir placer del Creador (Naturaleza). Por cierto, la palabra “Cabalá” en hebreo significa recibir. Por lo tanto, la “ciencia de la Cabalá” es la ciencia de la recepción del placer.

Cualquier plan finalmente asume la implementación, especialmente si se trata del plan de “todo”.

Y, de hecho, comenzó un proceso, como resultado del cual apareció todo lo que conocemos y lo que no conocemos. En una palabra – todo.

Abajo mostramos este proceso grande y fatídico de forma simplificada y esquemática. Para ilustrar los fenómenos que lo acompañan, decidimos utilizar la ayuda de algunas personas conocidas.

Fase 0

El propósito. La esencia del plan es crear al ser creado (un deseo), que sea capaz de recibir el placer infinito del Creador.

“¿No hay un placer natural verdadero y único, del cual no haya saciedad?” (Francis Bacon)

Fase 1

La creación comienza a recibir placer y se da cuenta de que es un receptor, y que el Creador es un dador, por lo tanto deja de recibir.

“Placer eterno es igual a deficiencia eterna.” (William Shakespeare)

Fase 2

El ser creado intenta darle placer al Creador, pero no es capaz de hacerlo.

“El placer es una sensación en la que el alma preferiría la experiencia a la no experiencia”. (Stendhal)

Fase 3

La creación ha regresado a su rol, al de receptor.

“La variedad es la madre del disfrute.” (Benjamin Disraeli)

Fase 4

La creación está tratando de obtener placer, pero no para sí misma, sino en aras del Creador…

“El arte para incrementar el placer reside en la capacidad de ser tacaño con él”. Jean-Jacques Rousseau.
(141618)

Material Relacionado:

El secreto esencial de los judíos, parte 26
El secreto esencial de los judíos, parte 25
El secreto esencial de los judíos, parte 24

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: