Los límites del progreso

Dr. Michael LaitmanOpinión: Hoy en día, todas las medidas están orientadas hacia la adaptación a los nuevos problemas. Necesitamos una estrategia para preverlos.

Un informe del Club de Roma (1972) muestra los posibles resultados del crecimiento de la población y del agotamiento previsto de los recursos naturales. El modelo está basado en cinco parámetros principales: la población de la Tierra, la industrialización, la producción de alimentos, el agotamiento de los recursos naturales, y la contaminación del medio ambiente. Cada uno de ellos tiene la dinámica de crecimiento y afecta a los demás parámetros.

Dentro de los últimos 50 años, la población de la Tierra se ha triplicado. Hoy en día, vivimos en un nicho ecológico que no es adecuado para nosotros: Si el ser humano se hubiera desarrollado como especie natural, el número de personas en el planeta hoy en día alcanzaría sólo el medio billón, y la humanidad viviría en zonas de clima cálido.

Tuvimos éxito al modificar nuestro medio ambiente y hacerlo cómodo para vivir. Como resultado, la población ha llegado a los siete mil millones de personas; la energía y recursos naturales de la Tierra están a punto de agotarse. Ya sabemos que el desarrollo de esta manera conduce a un callejón sin salida.

Nuestra sociedad experimenta el “dilema de Casandra”: nadie quiere cambiar su vida en este momento en aras de un futuro favorable. Carecemos de los valores morales y espirituales que nos permitan preocupamos por el mundo.

Sin embargo, la falta de una estrategia de adaptación es menos crucial que la ausencia de una estrategia preventiva; todas las estrategias actuales sólo tienden a reducir la tensión existente.

Comentario: La humanidad es incapaz de crear una estrategia para nuestro avance futuro, dado que es impulsada únicamente por el egoísmo. Es obvio que no somos capaces de llegar a un acuerdo. Sólo la más alta estrategia y metodología de elevación (moralidad, otorgamiento, y amor de lo Alto) puede ayudarnos. Nuestra tarea es difundir el conocimiento que está en nuestro poder para obtener la energía superior, es decir, la fuerza que nos cambiará mediante la mejora de nuestra mente colectiva y el deseo común y, finalmente, resolverá el problema de nuestra conexión mutua. Esto a su vez nos traerá liberación y nos permitirá ascender al siguiente nivel de avance, convertirnos en Hombre.

(78365)

Material relacionado:

Un curso de educación armoniosa
Hacia un nuevo mundo a través de un salto cualitativo
Lecciones de un nuevo mundo: La naturaleza, la sociedad y el hombre

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta