No hay retorno

Dr. Michael LaitmanPregunta: ¿Cómo puede una persona sentir que “no existe nadie más aparte de Él” si todavía no ha alcanzado el otorgamiento?

Respuesta: Antes de alcanzar el otorgamiento, yo trato de organizar en mi mente y corazón la opinión de que “no existe nadie más aparte de Él”. Es más fácil hacer esto en la mente; en el corazón es relativamente más difícil.

Depende de mi relación con el grupo y de cómo construya conjuntamente con ellos el nuevo Kli en el que estoy dispuesto a decidir que “no existe nadie más aparte de Él”.

Según el grado de conexión entre nosotros, construimos nuestro nosotros colectivo, la esfera de frambuesa, la suma total de todos nosotros. Sin embargo, yo no me encuentro en este punto de nosotros; más bien, yo me anulo a mí mismo. Esto significa que en el centro de este círculo, me encuentro por encima de mi ego.

Es posible multiplicar una por una todas las anulaciones de nosotros mismos: 10 veces, 100 veces, 1.000 veces; cada vez más a medida que nos unamos. De ello se desprende que yo adquiero nuevas sensaciones y pensamientos espirituales a través de los cuales descubriré al Creador.

Y para ser más precisos, descubriré al Creador no dentro de la decena, sino en la conexión entre las decenas. Se dice que la decena revela el ego dentro de ella y se eleva por encima de él para conectarse con los demás. De hecho, la decena todavía no es el círculo más externo.

Cuando nos conectamos con las demás decenas, creamos entre nosotros todo tipo de formas de conexión que son capaces de revelarnos imágenes particulares del Creador y  hacen posible que nosotros lo veamos a Él.

Esto significa que no hay otro lugar para buscar “no existe nadie más aparte de Él” además del punto general de conexión. Este es un trabajo sencillo en la consolidación de todas las personas, y por ello está escrito: “Y todas las naciones fluirán hacia esto”. (Isaías 2: 2)

La sensación de “no existe nadie más aparte de Él” depende única y exclusivamente del grado de nuestra auto anulación, debido a que nosotros construimos esto por encima del ego, como el techo de la Sucá. Desde mi yo, creo el nosotros, y desde el nosotros creamos al Creador.

La capacidad de anularse a sí mismos está determinada por el entorno y por la medida en que ustedes inclinan sus cabezas ante él. En todo momento, el Creador le da oportunidades personales; la Luz Superior trabaja incesantemente, pero todo depende del consentimiento de ustedes para anularse, y si usarán o no las oportunidades que se les dan.

Si no se han preparado, recibirán la Luz desde el lado opuesto, es decir que en vez de Su cercanía, sentirán distancia. Así es como sucede en la vida común. Se le da una especie de oportunidad única para avanzar, y la aceptan como una molestia y un obstáculo. Ustedes no se han preparado para dar un salto como este, entonces, en vez de un trampolín, ven una barrera alta e infranqueable.

Hay libertad de elección en una sola cosa: anularse ante el entorno, incluirse dentro de él, y ser como los amigos en todo. Traten de realizar este potencial. ¡Ustedes ya están listos para hacer esto! Su libertad de elección está sólo en esto y no necesitan nada más. El Creador los trae a la buena fortuna, y desde este punto, no hay vuelta atrás, sólo hacia adelante.

Comiencen a entrar en el grupo, a incluirse dentro de él, y a construir con los demás un Kli común en el que descubran la fuerza superior. Nuestro mundo es un mundo de acción. Nosotros nos encontramos dentro porque en él es posible llevar a cabo acciones sin la aceptación del corazón. En esto consiste toda la base de nuestro mundo imaginario, pero este juego hace que sea posible que avancemos y construyamos nuestra independencia espiritual, y esto es especialmente gracias a que somos mentirosos.

(145320)
De la 2° parte de la lección diaria de Cabalá del 10/10/14, Escritos de Rabash

Material relacionado:

Afuera significa incluso mas profundo que adentro
Dos estados

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta