La amarga experiencia que no se pierde en vano

Dr. Michael LaitmanTorá, “Levítico,” 10:1: Y los hijos de Aarón, Nadab y Abiú tomaron cada uno su incensario y pusieron fuego sobre ellos y pusieron incienso en él, y llevaron delante del Señor fuego extraño, el cual Él nunca les mandó.

El incienso es la Luz Superior que  se eleva desde abajo hacia arriba desde el estrato más bajo, egoísta y pesado. Era prohibido hacer esto.

Los hijos de Aarón descubrieron un deseo egoísta inmenso. Sin embargo, no podían corregirlo porque la Luz que fue descubierta en este deseo simplemente causó un cortocircuito y por eso ellos murieron.

Pregunta: ¿Es posible comparar esto con el desarrollo del comunismo en Rusia, personas corruptas decidieron moverse inmediatamente a los principios de hermandad y amor?

Respuesta: Este  fue un error amargo al cual ahora es necesario regresar, pero ahora están listos para ir hacia delante de forma completamente distinta sin suprimir la iniciativa desde abajo. Este es el mismo error que llevaron a cabo los rusos, por lo tanto, el Creador no los perdonó por esto.

Ellos  pisotearon las condiciones más esenciales: la razón por la que fue creada toda la creación, por qué el Creador está oculto y por qué necesitamos atravesar estados como estos. Era necesario alcanzar la implementación de esta condición a través del desarrollo gradual de una consciencia de su estado y la adquisición de la libertad de elección.

Ellos simplemente suprimieron esta libertad de elección, y entonces todo este programa resultó ser completamente innecesario y dañino, pero al mismo tiempo, reveló una multitud de características conflictivas y contradictorias que serán requeridas para crear la sociedad humana correcta, similar al Creador.

Esta experiencia fue necesaria porque determinó y como esta imprimió tales inclinaciones en el pueblo de Europa del Este que hacen posible para ellos tomar una parte activa en la corrección de la inclinación al mal humana.

Así, a través de la historia humana, hemos quemado “fuego extraño” una y otra vez, y hemos invitado problemas hacia nosotros: otro fuego descendiente de arriba y quema todo.

Sin embargo, esta es la siguiente etapa en el desarrollo de las características de “Aarón” en una persona después de que llegue la corrección. Gracias a esto, la característica de Aarón se elevan cada vez más alto, comete errores, sube y cae nuevamente.

El avance espiritual se realiza solo a través del descubrimiento del siguiente mal. En el camino hacia este, pensamos que podemos sobrellevar el mal. Entonces, es compulsivo, útil y correcto.

Cada revolución tiene su parte primera: una fase romántica en la que las personas  tienen un gran deseo por un futuro brillante hasta que empiezan a  “devorar” a sus hijos. La conexión entre la raíz y sus ramas se descubre en todo en este mundo.

Pregunta:  ¿Es posible  evitar estos errores iniciales?

Respuesta: Empezando con nuestro tiempo es posible porque no necesitamos descubrir más problemas; estos ya han sido descubiertos. Debido a que avanzamos, cuando nos juntamos entre nosotros, empezamos a descubrir problemas entre nosotros, pero no activamente, no por medio de guerras, no por peleas y disputas. Todo eso es un asunto del pasado. Mas bien, solo es en el descubrimiento  de un tipo de fuego de odio, todo tipo de rechazo y desagrado, entre nosotros. Sin embargo, todo esto pasará rápidamente, dentro de unos minutos, en verdad.

Ciertamente, no pasaremos por este proceso así como así. Debe ser descubierto en nosotros porque necesitamos aprender sobre este para que podamos realizar las acciones correctas y absorberlo en nosotros. Pero esto no toma mucho tiempo.
([136602)

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta