Deseos ajenos

Dr. Michael LaitmanLa Torá, números 3 a 10: Nombrarás a Aarón y a sus hijos y ellos guardarán su Kehunah; cualquier persona ajena [no-Cohen] que se acerque será condenado a muerte.

Si examinamos esto desde la perspectiva de los deseos y su corrección, un extraño es un deseo que no está listo para la corrección y por lo tanto, no puede entrar en el Tabernáculo.

Debe ser aislado y eliminado, expulsado más allá de las fronteras del campo, darle tiempo para esperar internamente y luego aceptarlo gradualmente, en otras palabras, para, de alguna manera, ser absorbido, por ejemplo, para casarse o construir una familia. Es decir, si es posible, atraer este deseo a ti. Sin embargo, si sigue siendo un extraño, entonces no tiene derecho a permanecer. Esta es la razón por la que se saca del campo y es condenado a muerte, porque el concepto de muerte se refiere a su cooperación mutua con la Luz.
[160123]
De KabTV “Secretos del Libro Eterno” 31/dic/14

Material Relacionado:
Los sacerdotes y los levitas
Vino estimulante
El deseo superior, “moisés”

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: