Trabajar en la generación del Mesías

Dr. Michael LaitmanTodo el trabajo, hasta la generación del Mesías, está en la auto-anulación, aunque hay diferencias de acuerdo al destino de cada alma. En cada generación hay grandes almas que tienen misiones especiales.

Esto continúa hasta alcanzar la época del Mesías, en la que nos encontramos hoy. El mundo entero se convierte en una alma, una familia, así que tenemos que realizar acciones de acuerdo al tiempo en que vivimos.

Esto no quiere decir que tenemos que sentarnos y esperar al Mesías y esperar un milagro de Arriba. No hay milagros. Sólo hay un milagro: la chispa que despierta en la persona. Todo lo demás depende del esfuerzo y del trabajo propios, no hay concesiones por parte del sistema superior. Nuestra misión es atraer la Luz que Reforma y corregir la incorporación de todos en todos.

Hoy se logra mediante la difusión, usando todas las oportunidades que tenemos. Después de todo, para la corrección, esta es la acción más real y práctica que podemos hacer. Esta es la razón por la que no podemos escapar de este trabajo. Debemos entender que todo nuestro estudio y todos los sistemas que hemos construido, únicamente están destinados a continuar con la difusión del método de corrección y conexión.

Esta es la parte más importante de nuestro trabajo a través del cual seremos recompensados con una alma corregida y alcanzaremos la forma de Adam (hombre). A continuación descubriremos lo que son 600 mil almas que forman Malchut. Todas las almas de Israel están incluidas en Malchut del mundo de Atzilut y se elevan con él a la altura del GAR de Atzilut, llamado 600 mil, que es 620 veces más grande o, el logro completo de la Luz mínima de Nefesh de Nefesh de Nefesh hasta la consecución de la Luz completa de NRNHY.

Este es el trabajo y, lo más importante es no olvidar que nuestra incorporación mutua es el resultado de la corrección. Su realización práctica es la asociación de toda la nación, como se dice: “El Creador habita entre su pueblo” Es allí donde encontramos nuestra correcciones y la corrección de nuestra alma.

No hay que olvidar que esto requiere de un trabajo continuo y del cuidado de la gente. Hay diferentes niveles: la naturaleza inanimada, vegetal, animada y el hombre e incluso, un pobre mendigo es tan importante como un príncipe. Los que están en el nivel de toda la nación tienen el poder de la gran masa de miles de millones de personas. En el nivel vegetal hay menos partes y hay aún menos en el nivel animado, mientras que en el nivel humano son sólo unos pocos.

Eventualmente nos encontraremos con todo el mundo, con gente de todo tipo que más tarde serán aclaradas. No podemos identificarlas inmediatamente. Vemos que al principio la gente se inflama y luego se enfría o, que siguen el camino correcto a lo largo de una línea muy fina y, de pronto se desvían y son atraídos a una dirección desconocida.

Tenemos que cuidar de todos, como niños, hasta que crecen. Debemos recordar que, en realidad, fue gracias a este tipo de atención que nos corregimos y crecimos. Podemos alcanzar el alma única sólo con difusión; esa es nuestra misión.
[130484]
De la preparación para la lección diaria de Cabalá 21/mar/14

Material Relacionado:
¿Qué esperan ellos de un Mesías?
Los 600 mil rostros del alma común
Una nación unida por medio de chispas

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta