Juzgarte a ti mismo

Laitman_183_02El mes de Elul es un tiempo para autoexaminarse. ¿Realizaste las instrucciones que fueron dadas en el Monte Sinaí y, aun antes que eso, en el tiempo de Abraham, lo cual es alcanzar la conexión?

La Luz Superior se vestirá en nosotros y nos revelará el mundo superior a la medida que empecemos a unirnos y, sentiremos que estamos viviendo en un mundo corregido, integral, superior y armonioso.

Por lo tanto, un pecado o transgresión es lo que se presenta en nuestro camino al alcanzar la unidad entre nosotros.

Cualquiera puede examinarse desde esta perspectiva y descubrir cuán lleno está de pecados, atributos y deseos egoístas, esto le hace resentir de los demás.

El mes de Elul es llamado un tiempo de arrepentimiento, lo que significa el regreso del ser creado al Creador, asemejarse y ser igual en forma a Sus atributos, amor y otorgamiento.

Descubrir nuestros pecados y transgresiones ya es una corrección. Todo lo que debemos hacer es reconocer nuestra corrupción. Las personas tratan de ocultar su maldad y la esconden, mientras que la sabiduría de la Cabalá nos dice que debemos poner en evidencia nuestro mal porque somos completos egoístas. Al momento en que estos pecados y transgresiones se descubren, inmediatamente se corrigen.

Estamos divididos y sumergidos en nuestro ego pero, debemos conectarnos como las partes de un alma de Adam. Nuestro rol es encontrar el camino de la conexión y la unidad. Nosotros buscamos el camino, pero cada vez, descubrimos que en realidad no queremos unirnos y no anhelamos la conexión. En realidad este es nuestro único pecado y, simplemente descubrimos que, esta es toda la corrección.

Una plegaria es juzgarte a ti mismo, el deseo de descubrir y evidenciar todos tus pecados y transgresiones para que puedan ser corregidos y desaparezcan. El pesar y el arrepentimiento no es llorar sino, reconocer la necesidad de la unidad. Vemos que el mundo está empezando a darse cuenta de que sin la conexión y la unidad, simplemente no seremos capaces de sobrevivir.

Cada vez que descubrimos distintos pecados en contra de la conexión y la unidad dentro de nosotros, estos se corregirán gracias a nuestra revelación. No podemos corregir nada por nosotros mismos y, es nuestra tarea descubrir el mal dentro de nosotros y señalar el atributo egoísta de nuestra naturaleza.

Esto es llamado una plegaria, juzgarte a ti mismo.

Pregunta: ¿Por qué es suficiente con descubrir e iluminar nuestros atributos egoístas, lo cual ya es una corrección?

Respuesta: Cuando descubrimos e iluminamos nuestro mal, nos damos cuenta de qué medida necesitamos corrección. La corrección en sí es hecha por la Luz que Reforma.

Cuando descubrimos nuestro ego y nuestros pecados, atraemos la Luz de corrección. Está escrito: ¨He creado la inclinación al mal, he creado la Torá como especia…¨ ya que la Luz en esta la reforma.

La Torá es la Luz general que está a nuestro alrededor pero , opera en nosotros sólo si descubrimos los atributos dentro de nosotros que permanecen en el camino de nuestra conexión y unidad, es decir nuestros pecados.

Lo principal es determinar el diagnóstico porque, ¡el remedio ya existe! El momento en que descubrimos el ego dentro de nosotros, el cual no nos permite conectarnos, la Luz que Reforma, llamada Torá, inmediatamente opera en este y corrige este deseo.

La corrección nos permite conectarnos con los demás pero, a la medida en que nos conectamos internamente y empezamos a sentirnos cercanos los unos a los otros, la Luz Superior puede revelarse a nosotros y permitirnos sentir el mundo superior.

Nuestro trabajo en el mes de Elul llega para revelarnos el mal que no nos deja unirnos con los demás. Durante este tiempo, el mal sólo es revelado pero, se corrige cuando empieza el nuevo año en Rosh HaShaná.
[166005]
De un programa de radio israelí, 103FM, 30/ago/15

Material relacionado:
Los problemas que surgen de un exceso de inteligencia
El arrepentimiento del egoísta más terrible del mundo
Las fechas de los estados

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: