¿Podemos aprender a ver el futuro?

Dr. Michael LaitmanPregunta: Me identifico con su explicación sobre el lugar del hombre en la naturaleza, que, como resultado de su evolución egoísta, se convirtió en la más baja y miserable de todas las criaturas. A veces veo a mi perro y envidio su vida. Él no está preocupado por ninguna pregunta y no tiene problemas. Su único problema es qué  va a comer.

En el pasado, cuando la humanidad luchaba por sobrevivir, no preguntaba sobre el significado de la vida. Ahora que hemos llegado a una riqueza relativa y que no tenemos que luchar diariamente por alimentos, aparece la pregunta de ‘¿Para qué necesitamos todo este juego llamado vida?’.

Resulta que toda nuestra sabiduría, evolución y cerebro no tienen ningún valor, pues no dan la respuesta a esta pregunta básica: ¿cuál debe ser la siguiente fase de nuestra evolución? ¿podemos ver nuestro futuro?

Respuesta: Si hay una pregunta, un deseo insatisfecho, una deficiencia, por ver el futuro, entonces, probablemente podamos encontrar una respuesta. Hubo gente en nuestra historia que pudo prever el futuro. ¡Curiosamente, el futuro existe! El problema es, si podemos conectar con él.

Si evolucionamos según el plan de la naturaleza, entonces, aparentemente podemos descubrir, leer, entender y sentirlo. Después de todo, ya existe en la naturaleza en forma de fuerzas equilibradas. Los astrofísicos que estudian la vida en el espacio, también dicen que el universo entero es un pensamiento. Los científicos que exploran la naturaleza son muy materialista y, al mismo tiempo, afirman que existimos en un campo de pensamiento.

El programa de la evolución que nos maneja está incrustado en la naturaleza. Somos producto de ese programa y evolucionamos de acuerdo a este escenario. Este programa dirige el equilibrio entre las fuerzas de la naturaleza. Como resultado de este equilibrio, las partículas elementales se han conectado en objetos y cuerpos y así es como todo el universo ha evolucionado desde el Big Bang hasta la actualidad.

¿Cómo podemos descubrir esta capa oculta de la naturaleza? Sabemos que la ley principal, de hecho, la única ley de la naturaleza que determina todos nuestros sentimientos, nuestra comprensión y percepción, es la ley de equivalencia de forma. De acuerdo a esta ley, si siento algo es sólo porque, en alguna forma, este atributo existe en mí.

Si veo un color amarillo o blanco, si oigo sonidos y siento sabores, significa que entiendo algo en mis sentidos, es decir que dentro de mí existen fuerzas y atributos iguales al fenómeno que percibo. En realidad, esta es la razón por la que puedo sentir ese fenómeno. Una cosa determina la otra; mi modelo interno coincide con la imagen externa.

Podemos verlo en los niños que no se dan cuenta de muchos fenómenos alrededor de ellos, hasta que se los explicamos, les damos juegos adecuados y les ayudamos a ver, sentir y probar cosas. Esto significa que una persona puede desarrollar la sensación de un futuro desconocido internamente.

Podemos descubrir el futuro si primero exploramos la naturaleza. Si el universo entero es un gran programa, como una computadora y lo que nos afecta es ese pensamiento, esa idea, entonces debemos familiarizarnos y aprender sus planes con respecto a nosotros. ¿Cómo podemos conectar con ella? ¿qué sentidos, sabores o pensamientos necesitamos? ¿cómo debemos preparar nuestros corazones y mentes, es decir deseos y pensamientos, para sentir el futuro?

Aquí, nos encontramos con un problema muy serio. Después de todo, la naturaleza, siendo el pensamiento superior que nos sostiene y controla, es totalmente integral, redonda y conectada entre sí. No se divide en componentes separados: naturaleza inanimada, vegetal, animal y hombre ni en colores y sonidos separados. En la naturaleza, todo está conectado en un todo que está ligado internamente.

Como resultado de la evolución de la humanidad en el planeta, gradualmente se descubre la conexión entre la gente, que cada vez es más fuerte. Esto a pesar de que no queremos conectarnos y todos preferiríamos sentarnos solos sin nadie que nos moleste. Pero no funciona y cada día descubrimos nuestra, cada vez mayor, interdependencia.

Incluso los diferentes campos científicos se están integrando. Las mismas leyes y relaciones funcionan en todas partes, aunque de manera ligeramente diferente y como resultado, las dividimos en leyes que actúan en cuerpos sólidos, líquidos, gases y plasma. De hecho, no hay diferencias en la naturaleza. Nosotros somos los que la dividimos en diferentes áreas -biología, zoología, mecánica, electricidad- y las estudiamos por separado. Sencillamente, no podemos percibirlas como un todo, de forma integral.

Dividimos la naturaleza en diferentes áreas para poder entender un poco. Sin embargo, ya hay muchas tendencias que conectan varias áreas, en mi primera profesión, bio cibernética. Cada vez creamos más ciencias interdisciplinarias, pues nos damos cuenta de que, en realidad, todo está unificado.

En tiempos antiguos, cuando la ciencia no estaba tan desarrollada, los científicos tenían conocimiento universal en todas las áreas, como Leonardo Da Vinci, por ejemplo. Estos grandes hombres era genios en filosofía porque la filosofía incluye todo el conocimiento de la naturaleza. Sin embargo, más tarde, hemos desarrollado el conocimiento de la naturaleza hasta tal punto que una persona no puede percibirlo todo. Esta es la razón por la que tuvimos que dividir el conocimiento en diferentes áreas, pero, en realidad, es el mismo sistema.

Por lo tanto, debemos aprender, sentir, entender y conocer el plan superior que nos gobierna en este momento, que operará en nosotros mañana y en los años por venir. Cuando lo sepamos, sabremos incluso, qué nos va a pasar después de la muerte. Después de todo, nuestra conciencia, sentimientos y conocimiento, no morirán junto con nuestro cuerpo de proteína, cuando este deje de existir. Es una cuestión absolutamente diferente. Esas son fuerzas que no desaparecen. Si nos volvemos integrales como la naturaleza y nos familiarizamos con su plan, aprenderemos acerca de la vida fuera del cuerpo.

Para hacer eso, debemos desarrollar un sentido integral para que todas las personas en el mundo y toda la naturaleza, se conecten en un solo sistema unificado, de manera que no habrá diferencias entre nadie. Si construyo mi percepción de esta manera, sentiré que yo y toda la gente se conecta en uno. De pronto sentiré que vivo en una dimensión más elevada que en la que vivo en la actualidad. Comenzaré a sentir el plan de la creación y de las fuerzas que nos llevan a ser uno solo.

Es posible que como resultado tengas miedo de perderte a ti mismo y de vincularte con los demás, pero debes saber que en realidad, es gracias a eso que vas a empezar a conocerte a ti mismo.
[128934]
De Kabtv “Una nueva vida” 23/feb/14

Material relacionado:
La revolución global
Cuatro niveles de libertad y servidumbre
Crecer para ser humano

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: