La situación en Israel: de la antigua Babilonia al día de hoy

Dr. Michael LaitmanPregunta: El fin de semana pasado fue relativamente tranquilo, pensamos que ya iba a terminar y, hoy domingo, regresó un terrorista a la estación central de autobuses en Beer Sheva ¿cuándo terminará todo esto?

Respuesta: La situación no mejorará e incluso empeorará. El problema es que la causa de esos eventos no ha sido resuelta. Hace unos días Ynet publicó mi artículo, ¿Quién está detrás de la situación de Israel? ahí, una vez más expliqué cómo podemos lidiar con esta situación, elevarnos por encima de todos los eventos, comenzar a calmar la situación y ganar control sobre ella.

La razón para lo que está sucediendo sigue siendo la misma: la falta de conexión y unidad entre nosotros influye en la estabilidad de todas las partes de la naturaleza. La sabiduría de la Cabalá explica que afectamos a toda la naturaleza: ya sea un tsunami, una erupción volcánica o un huracán, nosotros estamos formando toda esta volatilidad.

Después de todo, sólo con nuestra unidad podemos tener influencia sobre todos los niveles de la naturaleza -inanimado, vegetal, animado y humano- alentando a la gente a unirse y conectarse a través de la participación y preocupación mutua. El pueblo de Israel lo proporciona.

Muchos artículos y libros han sido escritos acerca de esto. Y lo que he tratado de explicar en mi artículo, con dichos de Rabí Abraham Isaac HaCohen Kuk, Baal HaSulam, citas del Talmud babilónico y otras fuentes que son familiares para el pueblo de Israel en todas las generaciones. Todo habla, de forma unánime, que es sólo la unidad entre nosotros lo que atraerá bondad al pueblo de Israel y, la falta de unidad invocará todo mal.

Pregunta: ¿Cuál es la conexión entre la unidad del pueblo de Israel y la bondad o maldad en el mundo?

Respuesta: En las fuentes está escrito que en el momento en que problemas, inquietud, alborotos y conflictos aparecieron en la antigua Babilonia, Abraham comenzó a pensar: ‘¿Qué le ha sucedido a esa gente, habían sido relativamente pacíficas hasta ahora?’ Del deseo de entender qué estaba sucediendo en la naturaleza humana y en el mundo, descubrió que existe sólo una razón para todo, el ego, el cual estaba creciendo en cada persona y en todos al mismo tiempo. Es posible calmar todos los problemas sólo a través de conexión y unidad por encima del ego.

El ego constantemente está creciendo, manteniéndonos separados y creando más y más tensión entre nosotros, esta es una ley y es imposible detenerla.

Vemos que realmente es así, a través de la historia de la humanidad, por miles de años, nuestro ego ha estado creciendo más y más; la gente se han vuelto más distante, aún cuando nos volvimos más listos, enterados y sensibles y hemos desarrollado nuestra vidas a través de la tecnología, comercio e industria. Al mismo tiempo, nos hemos vuelto cada vez peores en nuestra naturaleza.

La solución a todos los problemas es sólo la creación de buenas y maravillosas conexiones entre la gente. Abraham comenzó esto y, como Maimónides escribió, una multitud de personas se le unió, con ellas creó un grupo que estaría involucrado específicamente en la conexión y la unión entre ellos.

Este grupo se convirtió en el pueblo de Israel, un pueblo fundado en base a un principio ideológico y que nace de un acuerdo social de muchas personas extrañas  entre sí. Ahora nos sentimos relativamente aislados y divididos el uno del otro, mientras no trabajemos en la unidad entre nosotros.

Abraham determinó que si iniciábamos una conexión entre nosotros, influiríamos al resto de los babilonios. Pero no tuvo éxito debido a que Nimrod, el rey de Babilonia, estaba en contra. Pensaba que los habitantes de Babilonia debían dispersarse y establecerse en toda la faz de la Tierra y así calmar los disturbios, pero este problema aún existe. Sin embargo, la sabiduría, el método que nuestro padre Abraham descubrió de cómo calmar a la humanidad, aún existe y es llamado la sabiduría de la Cabalá.
[168153]
Del programa de radio israelí 103FM, 18/oct/15

Material relacionado
Como un manojo de Cañas-Introducción
Rav Laitman en Ynet- ¿Quiénes son ustedes, pueblo de Israel?
La Cabalá: Desde Abraham hasta la actualidad

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta