En la Matriz de los mundos

Dr. Michael LaitmanExistimos en un sistema completamente determinista, atado de punta a punta con miles de millones de nudos, y no está en nuestro poder el cambiarlo. Sólo tenemos la posibilidad puramente subjetiva de cambiar su influencia en nosotros, si es que experimentamos su influencia dentro de nosotros de acuerdo a nuestro estado interno.

La ciencia de la Cabalá dice que:
. O bien vamos con el flujo de este sistema, que nos obliga a cambiar de acuerdo a él; o nos obliga a ponernos en equilibrio con este.

Pero este equilibrio se alcanza a través de problemas muy graves, sufrimiento continuo que viene a toda la humanidad y a toda la naturaleza. Y esto no es sólo sobre la faz de la tierra (volcanes, terremotos, huracanes), sino también en el universo (explosiones en estrellas y otros dramas cósmicos).
. O bien nos esforzamos por comprender este sistema, lo que requiere de nosotros, de acuerdo a la ley que evoluciona, y cómo podemos coincidir para que podamos ponernos en un estado de homeostasis, equilibrio y armonía con este.

En este sistema general, que incluye toda la creación y espacio de nuestro planeta Tierra con su naturaleza y la ecología y nosotros mismos, se llama el mundo superior, y estamos dentro de este.

La ciencia de la Cabalá explica dónde estamos y de qué manera, a partir de nuestro libre albedrío, de forma independiente, con la alegría del descubrimiento y el logro, podemos aspirar a equilibrar y alojarnos con este sistema externo todo el tiempo.

A través de la constante búsqueda del punto de equilibrio con el sistema general, cuando vamos con este al unísono, comenzamos a percibir su desarrollo, sus fuerzas, sus tendencias, la inteligencia que está detrás de todo este plan y su poder interior.

Ahí nosotros sentimos intenso amor y cuidado por nosotros.

Al comenzar a involucrarnos con esta gran sabiduría, vemos que se incluye todo lo que una persona siente y mucho más.

Todo esto se da de manera que la persona pueda llegar a ser consciente de sus deseos y pensamientos; ella sale de sí misma y se convierte en una partícula integral de todo el sistema; es decir, alcanza por completo y al mismo tiempo se encuentra como una pequeña parte manejable.

Pregunta: ¿Qué nos impide escuchar esta llamada o sentir este pensamiento?

Respuesta: Con el fin de entender la unidad y la integridad del sistema, hemos sido creados desconectados y opuestos entre sí. Esto es porque si fuéramos creados dentro de este sistema, con sus mismas características, seríamos inanimados, como él.

Y, con el fin de elevarnos desde el nivel inanimado al nivel más alto, es decir, a la idea de la creación, tenemos que ser completamente opuestos a este sistema, a partir de nuestro estado inicial y básico para que nada desaparezca de nosotros. Seguimos siendo independientes y opuestos en lo absoluto, y nos unimos entre sí por encima de esto, para alcanzar una semejanza con Él.

Así que cuando una persona comienza a crecer espiritualmente es dual, lo que significa que se compone internamente de dos sistemas opuestos. Uno de ellos es completamente opuesto al sistema de gobierno y el segundo está en cierta semejanza parcial a este y que por sí mismo crea dentro de sí.

Esto fue hecho intencionalmente por la naturaleza, por lo que desde nuestro punto de vista, podríamos “darnos a luz a nosotros mismos”, siendo espiritualmente sensibles y comenzar un logro espiritual, subiendo los niveles de los mundos superiores. Los niveles de los mundos superiores son niveles de semejanza con la Fuerza Superior.

Pregunta: ¿Por qué una persona no se coloca de inmediato dentro de este estado de armonía?

Respuesta: Si la persona fuera colocada en un estado tal, habría permanecido insensible, como una piedra en el campo; se acostaría allí y no sentiría nada que no sea su estado mínimo.

Pero hay personas que anhelan incluir a todo el mundo dentro de ellas, tratan de entender, de percibir, de conectarse con todo el sistema completo. Una persona debe tener un deseo así: tiene que amar y tolerar, encontrarse con dos características opuestas y crecer de acuerdo a la distancia entre estas.

La persona sufre por no alcanzar el cumplimiento de sus deseos, mientras que estos están determinados desde arriba. Un nuevo deseo nace dentro de ella a cada momento; esto se llama el despertar de los Reshimot (recuerdos). Reshimot [de la palabra, “Roshem” (impresión), “Rishum” (registro)] son ​​los registros de los estados siguientes. Y la persona constantemente anhela lo que está delante, con el objetivo de realizarlo. Este es su rol.

Y aquí tiene una opción: o lanza todo en manos del destino, y luego se empuja hacia delante a través de todo tipo de medios, o que trata de alcanzar su siguiente estado a través de sus investigaciones y elevándose por encima de sí mismo. Y esto resume nuestra vida: ya sea que la persona vaya con la corriente o trate de remar por su cuenta.

La diferencia entre el movimiento sin organización y en movimiento por tu cuenta es que tú te mueves con tus propias fuerzas, tú vas con la fuerza del Creador. Y el movimiento sin organización, en la naturaleza de lo inanimado y sus reglas, tú sigues siendo espiritualmente inanimado.

Pero, para avanzar de forma independiente, en contra de la naturaleza de lo inanimado, es necesario recibir las características de la fuerza superior, del Creador. Él hace que sea posible para ti el avanzar hacia adelante, porque esto es el sistema de la relación con el Creador. Sales a otro nivel, y no te quedas solo en un barco en medio del turbulento río de la vida, sino que te elevas hacia Él y te encuentras con Él, por encima de las estrellas.
[170878]
De una conversación 19/nov/14

Material relacionado:
La ley básica de la naturaleza: Unidad
Cómo adquirir conocimiento acerca de los mundos espirituales
Nuestro mundo es una sombra del mundo espiritual

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta