Dudas en el Monte Sinaí

Dr. Michael LaitmanLa Torá, Deuteronomio 4:11-4:14: Entonces Uds. se acercaron y se pararon al pie del monte. El monte estaba ardiendo con un fuego que llegaba hasta el corazón del cielo, en medio de la oscuridad, nubes y densas tinieblas. El Señor  les habló a Uds. en medio del fuego. Uds. oyeron una voz que hablaba, pero no vieron ninguna imagen — sólo oyeron una voz. Allí, Él les anunció de este Pacto que les ordenó cumplir -los Diez Mandamientos – que escribiera sobre dos tablas de piedra. En aquel tiempo el Señor me ordenó que les enseñe a Uds. los decretos y leyes que deben cumplir en la Tierra (Prometida), hacia la que han de cruzar para tomar posesión.

El Creador habla a la gente en la montaña encendida, que simboliza un enorme egoísmo ardiente. Les ordena superar este egoísmo para unirse a Él y para tallar las tablas de la alianza en sus corazones y cortar Diez Mandamientos en su carne, es decir, diez cualidades con las que se adherirán al Creador. Entonces, su corazón de piedra se convertirá en uno vivo.

Sólo en estas condiciones podrán entrar en la tierra de Israel y comenzar la corrección, de su naturaleza animal a humana.

Pregunta: ¿Por qué están debajo de la montaña y no encima?

Respuesta: Hasta el momento, no pueden subir a la cima. La montaña encima de ellos, representa el enorme odio que los divide, pero aún no lo sienten por completo. Entienden que tienen que subir a la cima, pero sus deseos son tan pequeños que se mantienen debajo de la montaña. Por lo tanto, sólo Moisés, que es su representante espiritual, sube a la montaña.

La montaña (Har de la palabra ‘Hirurim’, significa ‘duda’) simboliza varios problemas que dividen a la gente y no tiene idea de cómo superarlos y elevarse por encima de ellos.

Por lo tanto, le dicen a Moisés: ‘Tenemos miedo de acercarnos a la montaña. Arde y zumba como volcán y ¡puede estallar en cualquier momento! Irradia odio. Si entra en erupción, vamos a despedazarnos unos a otros. Sube, nosotros nos quedaremos aquí’.

En la medida en que los hijos de Israel corrigen su egoísmo, se les revela como una montaña de odio. Será así hasta el final de la corrección. El amor siempre se logra sobre el odio.

Empiezan a sentir lo que buscan, pero aún no lo entienden completamente, porque a la persona sólo se le muestra la parte de egoísmo que puede corregir. ¿Cómo puede ser diferente? ¿es posible confiar un trabajo serio a un niño?

Pregunta: ¿A Moisés le fue dada la capacidad de ver y sentir esto?

Respuesta: Moisés es el atributo de otorgamiento absoluto que los guía. A pesar de que su egoísmo resiste y no lo quiere, el punto en el corazón los jala. Incluso si una persona realmente no quiere, aún así se precipita hacia arriba porque el punto en el corazón es más fuerte, más alto y más ligero.

Se le dice a la persona, ‘Si no desea ir conmigo y desprecias mi avance, serás peor que un animal’. La persona, incluso fuera de su egoísmo y de su orgullo, no puede estar de acuerdo. Por lo tanto, sigue el punto en el corazón contra su voluntad. Esta es nuestra vida.
[188054]
De Kabtv “Secretos del Libro Eterno” 17/feb/15

Material relacionado:
Todo el mundo está ante el Monte Sinaí
Cuatrocientos años en el monte del odio
El amor que vence a un monte de odio

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: