Una nueva vida #594 – Tisha B’Av – De la destrucción a la felicidad

laitman_2014-11-11_oren-yael_01_w

Una nueva vida #594 – Tisha B’Av – De la destrucción a la felicidad
Dr. Michael Laitman en conversación con Oren Levi y Tal Mandelbaum ben Moshe

Las nueva generación no encuentra una conexión entre sí misma y los eventos que sucedieron hace miles de años, pero deben entender que el significado de los días festivos no está conectado con la historia, sino con lo que sucede al evolucionar la naturaleza.

Resumen

Una persona muy especial vivió hace 5,775 años, la primera en descubrir el sistema directriz que maneja todo.  Sus estudiantes le siguieron y esto continuó por generaciones después de él. Todos buscaron y alcanzaron a Dios. Aproximadamente 3,500 años atrás en la antigua Babilonia, algo único sucedió. La gente trató de construir la Torre de Babel, que simboliza la intensificación del ego.   

Abram ben Terah, quien se convirtió en nuestro padre Abraham, comenzó a explorar la situación y enseñó a sus discípulos cómo trascender ese ego creciente, el egoísmo que nos separa, de modo que pudiéramos construir una conexión por encima de éste, porque en el espacio entre el odio y el amor, se descubre a la fuerza superior.

Abraham trató de explicar ésto a todos, pero la mayoría no escuchó. Aquellos que le escucharon se convirtieron en el pueblo de Israel. El grupo de Abraham fue a la tierra de Canaán. El resto de los babilonios fueron esparcidos por toda la faz de la tierra. El grupo de Abraham descendió a Egipto, regresó y recibió la Torá de Moisés, que es el método de conexión.

La conexión que construyeron por encima de todo el odio que ellos descubrieron entre sí, fue llamada el Beit HaMikdash (El primer templo)—el Kli de amor. Un momento después que ellos alcanzaron la cumbre de esta conexión, comenzaron a descender y las relaciones entre ellos se deterioraron de nuevo. La separación les llevó al exilio. Pero al final del proceso, está dicho que toda la gente alcanzará una conexión perfeccionada. El sistema de gestión opera de acuerdo con leyes permanentes y el calendario indica las fuerzas que actúan en cualquier tiempo y fecha.

Existe un período que no es bueno, este es el período de las “tres semanas” a partir del diecisiete de Tammuz hasta Tisha B’Av. En este tiempo, el poder del egoísmo domina al mundo. Malos tiempos y buenos son definidos por la naturaleza, pero la humanidad tiene la capacidad de trascender y dominarlos. Durante los años del exilio fuimos esparcidos entre las naciones; causamos el desarrollo de las religiones, el comercio, la cultura y más. Absorbimos las formas del egoísmo de las naciones del mundo que no estaban en nosotros. Hoy en día nuestra tarea es volver a conectarnos y conectar a todos.

Construir una conexión de amor es construir el tercer Beit HaMikdash y entonces los días de luto se transformarán en días de felicidad. La sabiduría de la Cabalá explica específicamente cómo podemos construir la conexión, aun teniendo el mayor egoísmo en el mundo. Y entonces mediante la pequeña nación de Israel, como a través de un pequeño agujero, la abundancia pasará a todas los habitantes del mundo.
[162717]
De Kabtv “Una nueva vida #594 – Tisha B’Av – De la destrucción a la felicidad”  5/jul/15
Vídeo: Reproducir ahora      Audio: Reproducir ahora

Un comentario

  1. VAMOS! SI! VAMOS POR TODOS! Cada uno es importante, los puntos, los corazones, las chispas y las almas, todo unido en un “cuerpo, con un corazón” presiento que lo vamos a lograr, tenemos que lograr el éxito, que SANTO BENDITO SEA este con todos nosotros, AMEN…

    BS:AS; ARGENTINA 19-08-2016

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta