De padre a hijo

Dr. Michael LaitmanTorá, Deuteronomio, 10:6 y 10:7: Los israelitas partieron desde los pozos de Bnei Iaakán hacia Moserá. Allí falleció Aarón y allí fue enterrado, Elazar su hijo, fue nombrado Kohen en su lugar. De allí fueron hacia Gudgod y de Gudgod hacia Iotvá, tierra de arroyos de aguas.

La muerte en el mundo espiritual no es un castigo ni nada terrible. Cuando el hijo viene a sustituir al padre, significa que se eleva, por ejemplo, de Aarón, al siguiente nivel.

Es decir, muere en su último disfraz, en su desempeño pasado de algunas acciones, porque no puede elevarse al nivel superior, sin salir de su forma previa. Obtiene un nueva forma, llamada su hijo. Pero en principio, todas las almas son inmortales.

No pierden nada; ganan todo el tiempo. En otras palabras, es un deseo que se transforma con diferentes nombres, hasta que llega a su estado final corregido.
[193554]
De Kabtv “Secretos del Libro Eterno” 16/may/16

Material relacionado:
¿Con qué llenar un deseo vacío?
Un lecho de plumas no es una interrupción en el camino hacia la espiritualidad
Eligiendo el camino difícil

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta