Las predicciones de Marx se vuelven realidad, parte 2

La humanidad se está acercando a una crisis que debe resolver, en el peor de los casos, con una guerra. La élite tiene esperanza de sobrevivir, pero la gente común no.

Al mismo tiempo, nadie piensa en una distribución justa. Sólo se piensa en cómo adaptar a la sociedad humana, al país, a la industria internacional y a la economía a una nueva era de desempleo masivo.

Es necesario contener de algún modo esta multitud de gente desempleada. De lo contrario, iniciarán disturbios como en una película de ciencia ficción de Hollywood, donde el futuro es tan oscuro que es imposible vivir porque la gente se vuelve peor que los animales.

Obviamente, cada país está pensando o por lo menos, debería pensar en esto. Es el momento perfecto para hacer nuevos cálculos. La ex-élite, junto con sus unidades de control, directores y gobiernos, son incapaces de entender lo que está sucediendo. Hay una resistencia furiosa a causa de los cambios propuestos en EUA y Europa.

La sabiduría de la Cabalá explica lo que sucede en el mundo, por qué y qué futuro nos espera, de acuerdo a la naturaleza humana. El egoísmo se ha agotado, está totalmente acabado. Se terminó el período capitalista, el último sistema basado en el uso del egoísmo. En otras palabras, durante el capitalismo, el egoísmo alcanzó su culminación.

Al mismo tiempo, el egoísmo demuestra su total vacío e incapacidad para dar ninguna satisfacción que no sea fraudulenta. Se pueden tener millones de dólares en el banco, desaparecerán hoy o mañana.

Pregunta: ¿Qué hay de malo con una guerra mundial? Sólo traerá beneficios.

Respuesta: No lo creo porque la guerra no es el camino de la corrección. Por supuesto, nadie quiere una guerra y se aceptará sólo por desesperación. No será una guerra convencional donde los militares reciben medallas y estrellas en sus charreteras. Esta guerra atrasará a la humanidad miles de años.

Y el egoísmo permanecerá en el mismo nivel. Por lo tanto, si hay una población de ocho mil millones en la Tierra y sólo sobrevive la décima parte, entonces cada uno tendrá diez veces más egoísmo para continuar con la corrección del mundo. No creo que se pueda avanzar hacia el propósito obligatorio de la creación de buena manera con tal egoísmo. Es decir, debemos sufrir diez veces más para hacer una elección.

Supongamos que alguien hace de su vida una vida de estupidez. Por lo tanto, se le envía una enfermedad muy grave y muy pronto se calma y se serena. El sufrimiento lo corrigen. Es posible lograr la corrección así, pero es muy difícil.

Por lo tanto, creo que si se afirma que la guerra es buena, sencillamente no se entiende de lo que se está hablando. Nunca se ha estado en una guerra, ni siquiera en la guerra más común y mucho menos en una nuclear. Nunca se ha experimentado estar bajo fuego, cuando la vida humana no vale nada.
[198378]
De Kabtv “Una charla acerca de la situación actual en el mundo” 2/dic/16

Material relacionado:
¿Cómo educarme a mí mismo?
Y los ricos llorarán
Utilice sus estudios de filosofía para explicar la Cabalá

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta