Una nueva vida #654 – Janucá: Luz y oscuridad en la vida



Una nueva vida #654 –
Janucá
: Luz y oscuridad en la vida
Dr. Michael Laitman en conversación con Oren Levi y Yael Leshed-Harel

Resumen

Deseo de disfrutar: Si yo me beneficio, la Luz no disfruta, oscuridad. Hay más deseos superiores que no están en nosotros desde nuestro nacimiento: el deseo de proteger a otros, dar, otorgar. No es otorgar lo que nos da alegría, sino elevarnos por encima del ego, así el hombre se convierte en fuente de Luz.

Así, la persona coincide con la fuente general de Luz en la naturaleza, el Creador, lo descubre y siente placer inmenso.

La vida espiritual es conectarse a la fuente de Luz y transmitir Luz a los demás; hoy, nuestro deber es aprender esto. Buscar satisfacer tus deseos privados es ‘Griego’ y, otorgar a los demás es ‘Macabeo’. El verdadero desarrollo de tu personalidad es sólo cuando aprendes a ser equivalente al Creador, es decir, a otorgar.

Los griegos santificaban el ego, el placer para uno mismo sin consideración para los demás, sólo sus logros personales. El enfoque judío dice que así nos destruimos a nosotros mismos y al mundo, como un cáncer que lo traga todo. Buscar satisfacer deseos privados trae una chispa de luz aquí y allá, nada más.

El enfoque judío es que es posible alcanzar la gran Luz sólo cuando nos convertimos en fuente de luz. Y así, se llega a ser eterno e integral y se saltan todas las fronteras de la percepción, para ser igual a la fuerza superior.

Cuando eres fuente de Luz para otros, eres ilimitado. No tienes que producir Luz, sino ser fuente de Luz, la Luz pasa a través de ti, como un conducto eléctrico. Cuando quieres pasar Luz a otros, descubres que todos están conectados a una red y conectados a la fuente de la vida. Una corriente interminable de energía llena nuestras emociones, intelecto y conciencia; es la vida del alma.

Hoy damos y recibimos desde el deseo de explotar todo para beneficio propio. Espiritualidad es amarse unos a otros. No es sólo entender lo que es, debes venir a estudiar seriamente y lograrlo en la práctica.

Janucá es la fiesta de la luz, requerimos aprender a encender la Luz conectando entre nosotros. Cuando nos conectamos con otros, sus emociones e intelecto nos llegan. Y nos volvemos infinitamente más inteligentes y sensibles. Mi bendición para Janucá es que la Luz venga entre nosotros, nos llene y nos dirija a la buena vida superior.
[171645]
De Kabtv “Una nueva vida #654 – Janucá: Luz y oscuridad en la vida”, 1/dic/15
Video: Reproducir ahora     Audio: Reproducir ahora

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: