Subiendo a un nuevo grado

Torá, Deuteronomio 12:26: “Sin embargo, las cosas que hayas consagrado y las promesas de ofrendas, deberás tomarlas e ir al sitio que elija el Señor (es decir, al Gran Templo en Jerusalem. A pesar de que estás autorizado a sacrificar animales para consumo, los animales que hayas consagrado, necesariamente debes llevarlos al Templo de Jerusalem).

Las ofrendas sagradas significan todo lo precioso que hay en mí: Reshimot (información de los registros espirituales), cualidades, fuerzas y deseos. Tengo que descubrirlos, llevarlos a un nuevo contacto con el Creador y, haciendo eso, gradualmente asciendo.  

Tengo que analizar constantemente mis estados superiores y llevarlos a la unificación con el Creador. Todo con el único propósito de descubrir que lo que tengo, de pronto se transforma, de estados de ascenso a estados de descenso. Lo que fue un logro en el nivel previo, se vuelve una transgresión en el siguiente grado.

Cuando establezco contacto con el siguiente grado, con la próxima revelación del Creador, todo lo mejor de mí, maravillosas inclinaciones hacia la unidad, hacia el amor por los demás, hacia todo, se revela inesperadamente ante mí como el mal. Esto es constante: la santidad en el nivel inferior, se vuelve el mal en el grado superior.

Todo lo que he considerado inquebrantable en mí, se vuelve basura. Veo cómo mis nociones preconcebidas, las relaciones, definiciones, reglas y mi percepción del mundo desaparecen. No hay nada en ellas, ni verdad en absoluto, ni valor, ni espiritualidad. Todo lo que he considerado como mi contacto con la espiritualidad de repente es solo un cero.

Al mismo tiempo, el nuevo grado se abre ante mí porque he avanzado con fe por encima de la razón; estoy listo para rechazar cualquier cosa que solía ser “yo” y elevarme por encima de ello.  

Fe por encima de la razón es un estado donde yo acepto las cualidades del Creador, el otorgamiento y el amor, por encima de lo que existe en mí ahora. Estoy listo para aceptar completamente, en deseos e intenciones, valores opuestos a mi estado actual y trabajar de acuerdo a ellos. Mientras tanto, el siguiente grado es completamente opuesto al nivel anterior. Sólo existe una ley: ascender en otorgamiento por encima del deseo de recibir. ¡Todo el pasado se borra completamente y estoy construyendo un nuevo grado!
[196971]
De Kabtv “Secretos del Libro Eterno” 6/jul/16

Material relacionado:
La noche es el comienzo de un nuevo grado
El inicio de un nuevo grado spiritual
El nacimiento de un nuevo grado

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta