Para evitar la muerte espiritual

Torá, Deuteronomio 18:16 – 18:18: Pues eso es lo que tú pediste en Joreb al Señor, tu Dios el Día de la Asamblea, cuando dijiste: “Que no vuelva a escuchar la voz del Señor, mi Dios, ni que vea este gran fuego nuevamente, para que no muera” Entonces el Señor me dijo: “Es correcto lo que te dijeron. Les designaré un profeta entre sus hermanos, como tú. Y pondré Mis palabras en su boca y él les transmitirá todo lo que Yo le ordene”.

La cualidad corregida más elevada en una persona, del lado derecho es el “Profeta”, del lado izquierdo, es el “Rey y en la base, “el pueblo”. Por lo tanto, el pueblo, es decir, las cualidades de la persona que siguen en proceso de corrección, no pueden ser conectadas con el Creador, en el nivel del Profeta.

Los deseos de la gente no pueden valorar ni Profeta ni Rey. Esta es una subordinación muy seria. Está escrito, “Que no vuelva a escuchar la voz del Señor, mi Dios ni que vea este gran fuego nuevamente, para que no muera”. Esto significa que la persona debe temer, para no ir más allá del nivel que no puede resistir.  

Por ejemplo, si hoy no comí nada, puedo contenerme y no tomar nada de la mesa. Sin embargo, si estuviera hambriento por varios días, agarraría cualquier cosa, como una bestia hambrienta, sin poner atención en nadie.

Por lo tanto, “para que no muera” significa no recibir para mí mismo, porque exactamente, esto es lo que representa la muerte espiritual.
[200842]
De Kabtv “Secretos del Libro Eterno” 5/sep/16

Material relacionado:
Cuando la espiritualidad se convierte en nuestra vida
La recompensa espiritual siempre llega con un bono
El significado de la vida la pregunta que no se puede evitar

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: