El mundo en una encrucijada, parte 1

Hace pocos meses cuando empezamos las preparaciones para el congreso europeo, que tendrá lugar en pocos días, parecía que el asunto de mayor presión era la unificación de Europa y nuestra necesidad de trabajar en esto.  Al final, los europeos no entienden por qué fracasan todos sus intentos de crear una Europa unificada.

Primeramente, necesitamos preparar a la sociedad y construir una plataforma común entre todos los países europeos. Sólo entonces podemos empezar a hablar sobre unir Europa, de modo que esto sea una unión de corazones y no de bancos. Una unión puede existir sólo si está basada en las buenas relaciones entre las personas, porque estamos hablando sobre la sociedad humana.

Sin embargo, han pasado unos meses desde entonces y la situación se ha deteriorado significativamente; más problemas nuevos y más urgentes han surgido recientemente. Ya no basta con hablar de la unificación de Europa; es necesario unir a todo el mundo. Este punto es hoy crucial.  

Se está volviendo cada día más notorio: el desarrollo del mundo se está acelerando rápidamente. Este desarrollo es inevitable, pero puede ir en dos formas: el camino de la Luz o el camino del curso natural de evolución, que es el sufrimiento. Y depende de nosotros, el pueblo, qué camino elegir. En cualquier caso debemos pasar este desarrollo de “magnitud absoluta”, ya sea que nos movamos hacia un abismo o hacia una vida hermosa.

Estos dos caminos yacen ante nosotros. El camino del desarrollo natural es un camino de separación que inevitablemente nos condenará a golpes, sufrimiento, infelicidad e incluso guerras mundiales. Y todo esto es solo para eventualmente  obligarnos a ir por el camino de la Luz, o al menos caminar a través de la línea media entre estos dos caminos.

Y el camino de la Luz es el camino de la unidad, el cual es el último objetivo de todo nuestro desarrollo. Todos nos tenemos que reunir como una persona dentro de un sistema: Adam HaRishón. Y si aspiramos correctamente hacia esta meta juntos y por nuestra propia voluntad, el mundo se moverá en un buen camino. Si no, el mundo avanzará con golpes. Elegimos un camino de estos dos.

Adicionalmente, otro desarrollo negativo ha aparecido recientemente: Los nazis resurgieron en los Estados Unidos. Esto no es un mero accidente, ya que ellos siempre han existido; sin embargo, estuvieron quietos y temerosos de ser vocales. Pero ahora, dejaron de ocultarse.  

Podemos hablar por años sobre las razones internas y externas que permitieron levantar la cabeza al neonazismo en los Estados Unidos pero, de hecho, las razones no importan, porque el nazismo es un fenómeno natural.

Como Marx y Baal HaSulam escribieron, el nazismo es la próxima fase después del socialismo. Si el socialismo no sigue el camino de la forma correcta de unificación, entonces se degenera a nazismo, es decir, la forma equivocada de unificación de la sociedad.

En esencia, esta es toda la diferencia entre el camino del sufrimiento y el camino de la Luz. Hay evidencia de que los fascistas nazis han esperado que en el futuro los Estados Unidos se vuelvan un país nazi, unido por una idea nacionalsocialista.

Esta tendencia continuará desarrollándose más con la ayuda de los judíos estadounidenses, justo como pasó en Alemania, al principio de que los nazis subieran al poder. Por lo tanto, es necesario hacer todo lo posible para evitar la recurrencia de los amargos errores del pasado, que ya se vislumbran en el horizonte.
La historia se repite y no solo Europa está hoy ante una encrucijada, sino el mundo entero. Esperemos que seamos capaces de cambiarla, del camino del sufrimiento al buen camino de la Luz.
[212315]
De la primera parte de la lección diaria de Cabalá, 21/ago/17. Lección sobre el tema: “Europa en una encrucijada” 

Material relacionado:
Ynet: “La derecha en Europa – una bomba de tiempo”
Europa es el centro del mundo y la Babilonia moderna
Trump y la salvación de EUA

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: