entradas en 'Adam el alma colectiva' categoría

Computadora universal

Pregunta: ¿El Creador nos ve a cada uno como una célula entre millones de células de un cuerpo gigantesco? ¿es así como Él nos siente?

Respuesta: Sí, pero cada célula es personal y única; por lo tanto, se hace un cálculo con cada una de ellas.

Pregunta: ¿Qué clase de cerebro debe tener el Creador para seguir a todos?

Respuesta: No es un cerebro, sino un sistema muy simple. Nada cambia en él.

En su época, hubo una situación que dejó perplejo y confundió a Lenin. Para administrar la nación según los principios socialistas y, simultáneamente mantener el equilibrio financiero, era necesario tener más contadores que toda la población de Rusia. Se deduce que si se empleara a toda la población de la nación en esto, aún no habría éxito en los cálculos.

Pero hoy, con ayuda de las computadoras, nos acercamos a una situación en la que somos capaces de tomar en cuenta a todo el mundo sin la participación de la gente y tampoco habría problemas.

Por ejemplo, la siguiente generación necesita obtener sólo lo que requiere para su existencia a nivel del cuerpo animal, lo demás será sólo para participar en el desarrollo espiritual. Así que el cálculo debe hacerse con respecto a la humanidad, para que cada uno reciba lo necesario para una existencia material normal en la vida. Para ello, una sola computadora es suficiente y será manejada por un robot.

Es decir, la tecnología avanzará a un estado en el que esto será posible, esto era imposible hace cien años.

Pregunta: ¿Significa esto que el Creador es una especie de computadora?

Respuesta: Es el sistema general de la naturaleza. Una vez trabajó con absoluta conexión y precisión mutua, en total armonía entre todas sus partes. Luego todas las conexiones se rompieron. Hoy debemos devolverlas a la posición de partida, con una pequeña pero importante adición, la participación lógica e inteligente de todas sus partes existentes, en la medida en que estén preparadas para volver a establecer una conexión recíproca.
[206644]
De la lección de Cabalá en ruso 29/ene/17

Material relacionado:
Las leyes de la naturaleza son los atributos del Creador
Un violín afinado con el Creador
La luz nos permite percibir todo

Un alma

Pregunta: ¿Qué es alma?

Respuesta: Alma se refiere al hecho de que todos somos partes de un deseo, el cual, de acuerdo a su volumen y poder se asemeja al Creador. Inicialmente estamos en un estado egoísta, es decir, queremos todo solo para nosotros mismos.

Tenemos que corregirnos para lograr desear con intención de otorgar, ¿a quién? Si el deseo es uno y nosotros somos parte del deseo, debemos otorgar al Creador.  

Cuando damos y otorgamos al Creador, el Creador nos da y nos otorga y, nos volvemos socios y nos conectamos en mutuo otorgamiento, esto es llamado Dvekut (adhesión).

De hecho, este es el estado que tenemos que alcanzar. Por eso, todos en la humanidad, somos parte de un alma, necesitamos ayudarnos unos a otros a revelar, alcanzar y llegar al estado de eternidad, totalidad e infinito, justo como nuestro Creador.
[206476]
De Kabtv “Plática acerca del alma” 30/mar/17

Material relacionado:
La revelación de la conexión mutua
No perdamos el Punto de Adhesión
El propósito de la creación es la adhesión con el Creador

Convirtiéndonos en uno

Pregunta: ¿Cuál es el estado en el que la gente siente que es un todo?

Respuesta: Es un sentimiento que no puede compararse con nada. No hay esas emociones en este mundo. Al arrancar mi egoísmo y pegar la parte altruista que nace en mí a los amigos que también han insertado su parte altruista en el sistema general, creamos una colección de esas partículas.

Supongamos que inserto Luz en el sistema general y junto conmigo lo hace cada uno de los amigos, enfoca su parte de Luz. Con el tiempo nos conectamos a través de nuestro deseo de ascender por encima de nosotros mismos y nos fundirnos en la fuerzas altruistas. Esta fusión mutua de fuerzas altruistas se llama ‘alma’

El alma es una para todos y todos los que se unen al centro de los diez, a través de ese centro, empiezan a sentir el sistema general llamado alma.

Pregunta: ¿Es fija la energía, la fuerza, que conecta a la gente?

Respuesta: El sistema en sí es fijo, pero nuestra actitud hacia él no lo es, porque estamos en movimiento perpetuo en nuestro intento de alcanzarlo. En otras palabras, el sistema es fijo, pero nosotros nos movemos constantemente con respecto a él para alcanzarlo cada vez más.
[202319]
De la lección de Cabalá en ruso 30/oct/16

Material relacionado:
Convertirse en un ejemplo de bondad y amor
La Tarea del hombre: convertirse en un conducto para la Luz
Convertirse en una vasija para la Luz

En un sistema estrechamente conectado

Pregunta: ¿Un alma que abandona nuestro mundo, decide por sí misma cuando reencarnar en un cuerpo o el Creador lo decide?

Respuesta: Como todos estamos conectados, en este sentido no tenemos libre albedrío. Cada uno somos parte de un inmenso sistema general cerrado; por lo tanto, sin excepción, nuestros movimientos están estrictamente limitados y estipulados. Sólo podemos cambiarlos de más a menos, de menos a más, como en un sistema binario en la computadora, nada más.

Inicialmente estamos incluidos en el sistema único y somos interdependientes totalmente, como engranajes pequeños en un solo sistema. Por lo tanto, el alma de una persona no puede manifestarse en diferentes estados, está conectada a todas las otras almas.

Desde el principio del sistema hasta su fin, todo está predeterminado: cuándo nacemos, cuándo morimos, cómo estamos con respecto a los demás. Lo único que podemos hacer es guiar el sistema más rápido, hacia la corrección completa, de buena manera, a través de nosotros mismos y a través de otros.

Pregunta: ¿Significa que el Creador toma decisiones con base en las circunstancias?

Respuesta: El Creador no toma ninguna decisión en absoluto. Desde el principio, estamos en un sistema de leyes rígidas del mundo superior. Existe y funciona dentro de sí mismo y no requiere ningún poder superior único.

Elevamos un deseo (MAN) y en consecuencia, recibimos una respuesta (MAD) del sistema. Es decir, existimos en relación con un sistema ideal y todo depende de las señales que le enviamos. De la misma manera que que influimos en él, recibimos respuesta.

Este sistema general se llama, Creador. No toma ninguna decisión porque es absoluto. Tomar decisiones es algo que sucede a la gente. Activamos el sistema cuando nos introducimos en él, como unidad constituyente y recibimos respuesta de acuerdo con la manera en que nos conectamos a él.
[202299]
De la lección de Cabalá en ruso 1/ene/17

Material relacionado:
El arte de seguir al guía
Los 600 mil rostros del alma común
La vida con muchos desconocidos

Un alma y su substancia

Pregunta: ¿Qué es el alma?

Respuesta: El Creador creó la criatura, la cual es el deseo de recibir placer. El Creador es la Luz que creó el deseo de recibir placer.

Un estado en el cual la Luz, el Creador satisface este deseo y mora dentro de él, es llamado “mundo del infinito”. Y el placer en sí es llamado “Luz” o “Creador”.

 

En el desarrollo del deseo posterior, sucede un rompimiento en multitud de deseos individuales; la cantidad estipulada de estos deseos es 600,000. Dado que todos ellos fueron rotos, cada uno tiene una pequeña porción de la Luz.

Este estado es llamado “alma individual”, pero no es un alma, sólo un punto del alma dentro del cual no podemos sentir nada, excepto el anhelo de retornar el estado perfecto anterior, en el cual todas las partes están conectadas juntas y son una sola alma, que es una para todos.

En nuestros días, podemos conectar todas estas partes, es decir, podemos organizar un sistema cerrado entre nosotros, que será un segmento particular del alma

 

¿Cómo es un segmento particular? La parte del alma es el punto en el corazón que anhela retornar al alma perfecta, mientras que un segmento del alma es la reunión de un grupo de diez, el cual es la mínima parte del alma colectiva que puede funcionar como un alma completa.

Dado que cada alma está compuesta de diez Sefirot, es posible diferenciar sus partes, que trabajarán exactamente como el todo, pero a escala reducida. Si empezamos a conectar estas partes la escala aumentará.

En principio, todas las leyes descubiertas en un grupo de diez serán idénticas a las leyes que existen en el alma colectiva, sólo que en grado más pequeño, porque serán menos evidentes, dispuestas de diferente forma.

Nuestro papel es crear un grupo de diez personas, cada una posee una parte del alma, es decir, un punto en el corazón. Diez de estos puntos que se conectan juntos se llaman “segmento” y la suma de segmentos es llamada “alma completa”.

Pregunta: ¿Es el alma el deseo de recibir?

Respuesta: El deseo de recibir placer es la substancia del alma, pero aún no es un alma.

Para entender dónde nos encontramos, es simplemente necesario alcanzar las características del estado llamado el alma. Esta es la característica de otorgamiento, de conexión mutua, salir de tí mismo.

Por lo tanto, todos los ejemplos y ejercicios en el estudio de la sabiduría de la Cabalá están fundados en alcanzar la máxima conexión entre nosotros.

Pregunta: ¿Se puede llamar alma a un segmento?

Respuesta: Si, pero es similar a la forma en la cual ves sin ayuda, un pequeño segmento de alguna imagen; luego, conforme le agregas otros segmentos, es decir, cada vez más partes del alma, ves la forma completa de la imagen, como si estuvieras viendola con binoculares.

Así que cuando juntas las almas, obtienes una imagen mucho más completa y ves características en las que tal vez no habías puesto atención antes, porque estaban ocultas debido a lo pequeño de la escala.  

Por ejemplo, si ves todo un mapa, es posible ver una ciudad como un punto. Si aumentas la escala, ves el nombre de la ciudad. Si la aumentas aún más, las calles son visibles y así sucesivamente. Es lo mismo aquí. Es decir, gracias a la adición de otros grupos de diez a nuestro grupo de diez, comenzamos a ver más características, conexiones y leyes.
[202722]
De la lección de Cabalá en ruso 6/nov/16

Material relacionado:
La estructura del alma de la humanidad
Una oración común a sanar el alma enferma
Anatomía del alma

¿Cuántas personas permanecerán en la Tierra?

Pregunta: ¿Si el alma de Adam HaRishon (primer hombre) fue fragmentada en 600,000 partes, significa que 600,000 personas deben permanecer en la faz de la Tierra en el momento de la corrección?

¿Por qué debemos desarrollar la sabiduría de la Cabalá si, según la Torá, todo ya ha sido determinado con respecto al número total de la población?

Respuesta: Ya he escrito sobre esto más de una vez, como dice en todos los libros originales de la sabiduría de la Cabalá, en espiritualidad, la cantidad no importa. Es sólo la intensidad de la corrección del egoísmo hacia la característica de otorgamiento.

La culminación se llama 600,000. No indica el número de gente en el mundo, porque los cuerpos no existen en el mundo espiritual. Lo que existe allí son solamente deseos que se unen en un deseo común por el Creador.
[198349]

Material relacionado:
600.000 es la altura de la corrección final
125 pasos hasta el Creador
La película, “El camino de regreso a ti mismo”, en Suecia

En el sistema general de almas

Dr. Michael LaitmanTorá, Deuteronomio 12:21: Si el lugar que el Señor elija para hacer reposar Su Nombre está distante de ti, podrás matar del ganado mayor y del ganado menor que el Señor te diera, de la forma que el Señor te ordenó y podrás comer allí donde vivas, todo lo que desees.

Si una persona vive lejos de Jerusalén, en el pasado, vivir a 100 o 200 kilómetros de la ciudad se consideraba una gran distancia, no tiene que viajar para pagar su diezmo al Templo de Jerusalén ni para donar un cordero, porque lo puede dar a los representantes locales (los Cohen) en el lugar donde vive. Y ellos, a su vez, la pasan a Jerusalén.

En ese momento, todo estaba bien organizado localmente: servicios, educación, desarrollo y escuelas. Todos tenían que aprender a cumplir ciertas obligaciones con la sociedad, pagar impuestos y todo era registrado por los servidores públicos – los levitas y los Cohen.

Por lo tanto, no era necesario ir a Jerusalén para entregar algo al tesoro del estado. Todo se podía hacer localmente.

Desde el punto de vista espiritual, todos estamos en el sistema general y a través de su centro de poder, la Luz Superior se revela y se dispersa a todo el sistema. Sin embargo, la persona no tiene que estar en el centro del sistema, ese nisiquiera es su lugar. Su lugar es donde está y desde donde debe estar correctamente conectada al sistema que la rodea para crear una conexión integral con él.

Pregunta: ¿Qué significa en tus puertas´?

Respuesta: Puertas significa las condiciones, según las cuales te conectas con el sistema común: tú lo afectas y él te afecta; lo das todo para que funcione correctamente y él te provee todo lo necesario para que existas en él. Puertas son el poder de tu conexión interna con el sistema común de almas para organizar un alma común – Adam.
[196949]

Material relacionado:
El terrorismo arruina la imagen del islam
¿Cómo llegar al cielo?
La influencia de la Cabalá en el oriente

El Templo en nuestro corazón

dr-michael-laitmanTorá, Deuteronomio 12:4-12:5: Al Señor, su Dios, no deben adorarlo de esa manera, sólo en el lugar que el Señor, su Dios, elija de entre todas las tribus para establecer allí Su Nombre. Es allí adonde deberán ir buscando Su Presencia.

El templo está en el corazón de la persona.

Un templo no es cierta construcción en Jerusalén o en algún otro lugar de Israel, donde la gente se apresura a besar sus piedras y el muro, como sucede hoy.

La única vez que mi gran maestro Rabí Baruj Ashlag y yo estuvimos en Jerusalén, en el Muro de occidente, no se acercó más de dos metros, observó y calmadamente, sin detenerse, regresó.

No sintió ninguna santidad en las piedras ni siquiera se acercó, en su proceder, claramente vi una total desconexión con el lugar. Sin embargo, una persona común es atraída a eso, necesita ese juguete, como un bebé se siente cómodo sólo cuando sostiene la sonaja familiar en sus manos, también la persona.

Es necesario educar a la gente para que cada una sienta su relación con nuestro templo común -la unidad de los corazones. El templo común es el alma.

La Torá habla sólo de la construcción del templo en nuestro corazón y de nuestro corazón.

El lugar es el deseo. El deseo en Cabalá, es llamado “el lugar”, porque sólo en el deseo corregido, que está en el lugar correcto, es posible recibir la Luz Superior, la revelación del Creador.
[195605]
De Kabtv “Secretos del Libro Eterno” 30/jun/16

Material relacionado:
El templo – ubicación del deseo común
El templo que está en tu corazón
Escribe la Torá en tu corazón