entradas en 'cabala y la religion' categoría

Como convertir la tristeza en alegría

Pregunta: ¿Por qué Yom Kipur no se percibe en el pueblo como un día festivo, sino triste, incluso un día de pesar?

Respuesta: Porque la gente no entiende que “lo malo” en la percepción puede ser un trampolín hacia lo bueno y dependiendo de nuestra relación se entiende no como un mal sino como un bien. Por ejemplo. El hombre hace un reconocimiento médico y se le descubre una enfermedad: se descubre el mal. ¡Pero ahora ya se le puede curar y significa que el descubrimiento del mal es el bien!

Pero se ha dicho: “La opinión de la gente común es contraria a la opinión de la Torá”, y el hombre rechaza las correcciones. Él no entiende por qué las necesita. Clama que está mal y pide al Creador que haga que se encuentre bien: o sea, llora por su egoísmo, quejándose de que el Creador no le llena. Como si dijera al Creador: ¡¿Por qué eres tan malo, tan cruel?! Que más te da… ¡Dame la posibilidad de recibir placer!

No entiende que el descubrimiento del mal es para su bien, para su crecimiento. Con el ejemplo de nuestra milenaria historia tendríamos que entender ya que el Creador responde sólo al deseo que esté dirigido a la corrección, a la meta de la creación. Y a ninguna otra petición.

Pero ahora ha llegado el momento de explicar a todos lo que significa realmente llegar al día del Juicio – para descubrir “Yo he creado el mal” y después “Yo he creado la Torá para su corrección”, y después “porque su Luz retorna a la Fuente”.

(Extracto de la lección sobre los artículos de Rabash, correspondiente al  15 de septiembre 2010.)

Material Relacionado:

El dia de la expiación

Deseo que tengan un buen registro en el libro de la vida

Ubicados entre el bien y el mal

Los inventos culturales de la humanidad

idra_raba_100_wp[1]Pregunta: Unos amigos me enviaron el clip “El Muro de los lamentos” de un videoclub cristiano.

En este video hay unas partes con su participación, las que fueron filmadas en la tumba de Baal HaSulam ¿Qué puede decir al  respecto?

Respuesta: En nuestro archivo tenemos dos películas La Noche de la Cabalá y Somos Bnei Baruj, filmadas en 1999 durante los viajes por los lugares cabalísticos, a la ciudad de Safed y en la cueva Idra Raba.

No sé de dónde tomaron estos cuadros los cristianos. Por supuesto, somos conocidos, nos estudian. Ya escribí en este blog que en la universidad del Cairo escriben tesis sobre nuestro grupo.

Lo mismo pasa en las universidades de los Estados Unidos, donde dicté conferencias varias veces. Tenemos un gran centro de estudios en los estados centrales de los Estados Unidos (en Saint Louis). Hay muchos alumnos protestantes. Somos abiertos para todos.

Baal HaSulam escribe que la Cabalá es el único concepto mundial que postula “ama a tu prójimo como a ti mismo”, mientras que las tres principales religiones y las creencias son invenciones culturales de la humanidad.

Por eso cada uno puede quedarse en los límites de estas costumbres, corrigiendo la naturaleza egoísta a través del estudio de la Cabalá.

Si se extrageran de las religiones el tema del mundo después de la muerte y el de la gobernación sobre el destino —que en realidad no tienen ninguna relación a las religiones—, no quedaría nada de ellas, excepto las costumbres de la casa y el club (la casa de la reuniones en un día festivo).

La persona revela el mundo después de la muerte en este mundo, atrayendo la Luz a través del estudio de la Cabalá ¡Y el control sobre el destino es posible sólo por la Luz Superior Or Makif, usando el libro del Zóhar!

Así que nosotros los cabalistas, no estamos en de contra las religiones. Estamos a favor de considerarlas como otra obra cultural más de la humanidad, no más que eso.

Entonces, cesará la explotación espiritual del ser humano, terminará el dictado religioso, y la humanidad obtendrá la visión clara.

Material Relacionado:

La religión es una invención humana que causa separación

Cabalá, filosofía y religión

Todas las religiones son un reflejo de nuestra desunión

laitman_2008-08-21_0594_wp[1]Todas las creencias que van más allá de los límites de las más primitivas creencias sobre las fuerzas de la naturaleza, llegan hasta nosotros por la ciencia de la Cabalá, la cual se originó en la revelación de la Fuerza Superior a Abraham, quien reconoció la relación entre el Creador y todos los niveles del deseo.

En el nivel más bajo del deseo, esta relación se revela como “los regalos”, repartidos por Abraham a los hijos de sus concubinas, a quienes después envió al Oriente. Este es el origen de las religiones orientales, que se encuentran muy cercanas a la naturaleza y al cuerpo del hombre.

En el más alto, más egoísta, el cuarto nivel del deseo, opera una metodología diferente  que Abraham enseñaba a sus estudiantes, quienes después se convirtieron en el pueblo de Israel (Isra-el, que significa, “directo al Creador”). Cuando sus discípulos (la nación de Israel) cayeron del nivel espiritual de otorgamiento y amor por el prójimo, al egoísmo y el odio mutuo (conocido como la destrucción del Segundo Templo), entonces en sustitución de la Cabalá, o “la vida con el Creador”, la gente se adhirió al judaísmo que es “la vida sin la sensación del Creador”.

Cuando el deseo de la gente se corrigió y se usó para el otorgamiento y el amor, ellos sintieron al Creador y la Vida Superior dentro del deseo. Pero cuando el mismo deseo cayó del otorgamiento a la recepción, en la intención egoísta de “para mi mismo”, la gente empezó a sentir solamente este mundo. Fue entonces cuando la Cabalá (la sensación, el alcance y la revelación) fue sustituida por la religión (la fe, el misticismo, la tradición).

Por lo tanto, la religión del judaísmo es la huella de la ciencia de la Cabalá y el deseo de otorgamiento en el deseo roto de recibir (la cuarta capa del deseo). Las chispas del rompimiento cayeron en las otras capas del deseo, y es así como se formaron la tercera capa, el Cristianismo y la segunda, el Islam. Estas religiones fueron creadas conforme a  la interpretación de la gente respecto a la huella de la Cabalá dentro de su deseo egoísta. También queda claro que según el plan del Creador, la humanidad debe pasar por estas etapas de su desarrollo egoísta, para comprender su oposición al Creador, por el principio, “El valor de la luz proviene de la existencia de las tinieblas”.

Todas las religiones, creencias y credos (hasta 3800 en todo el mundo) provienen de las diferentes maneras de imaginar al Creador en el deseo egoísta, en todas sus variaciones.

Y por eso existen en el mundo tal cantidad de propuestas religiosas y ninguna de ellas entiende a la otra. Se debe a que todas se derivan de la división de la Cabalá en diversas religiones, el cambio de la sensación de unidad a la sensación de desunión.

En el pasado, el rompimiento del Nivel Superior, (la caída del Segundo Templo) originó  las relaciones egoístas en la sociedad, una actitud egoísta del deseo común hacia el Creador, que causó el surgimiento de todas las religiones y creencias. Sin embargo, si nosotros, quienes tenemos el punto en el corazón corregimos ahora la conexión entre nosotros a un nivel más elevado, entonces podremos corregir a las religiones y a los credos. Todo se volverá parte de la unidad con el Creador.

(Extracto de la lección sobre la Carta de Baal HaSulam, correspondiente al 23 de noviembre 2009)

Material Relacionado:

El significado de los regalos de abraham a los hijos de las concubinas

El origen y propósito de las enseñanzas orientales

 Las enseñanzas orientales no tienen relación alguna con la cabalá

 Jerusalén y su profundo significado