entradas en 'Reshimot' categoría

¡Nuestro “Yo” está fuera de de nosotros!

Reportaje noticioso (tomado de The Epoch Times): La mayoría de las personas suponen que nuestras memorias deben existir en algún lugar dentro de nuestra cabeza. Pero, a pesar de muchos intentos, a los investigadores no les ha sido posible determinar qué región cerebral almacena lo que recordamos. ¿Será posible que nuestras memorias moren realmente en un espacio fuera de nuestra estructura física?

Según el biólogo Dr. Rupert Sheldrake, autor de numerosos libros científicos y artículos, la memoria no reside en ninguna de las regiones geográficas de nuestro cerebro, sino más bien en una especie de campo que rodea permeando el cerebro. Entretanto, el cerebro mismo actúa como un “decodificador” para el flujo de información producida por la interacción de cada persona con su ambiente. Sheldrake compara el cerebro a un receptor de televisión, presentando una analogía para explicar la manera en que la mente y el cerebro interactúan.

… todos los organismos pertenecen a su propio tipo de forma-resonancia, un campo que existe tanto dentro como alrededor de un organismo, que le da su instrucción y forma… el enfoque morfogénico ve a los organismos íntimamente conectados a sus correspondientes campos, alineándose a sus memorias acumulativas, que la especie como en un conjunto ha experimentado en el pasado

… “El concepto clave de la resonancia mórfica es que cosas similares influyen a cosas similares a través tanto del espacio como del tiempo…”, escribe Sheldrake.

Mientras la búsqueda de la memoria constituye un reto para la biología tradicional, los investigadores como Sheldrake creen que la evidencia real de la memoria debe encontrarse en una dimensión espacial que no se puede observar… el cerebro no actúa como un servicio de almacenamiento, ni siquiera la mente misma, sino es el nexo físico necesario para relacionar al individuo con su campo mórfico.

Mi comentario: La Cabalá nos explica que tenemos una cadena de registros informativos (Reshimot). Estos registros “cobran vida” uno tras otro bajo la influencia del campo que nos rodea (Luz), convirtiéndose en la imagen dinámica del mundo que percibimos. Es similar a la manera en que una computadora reproduce una grabación de video que descarga de su memoria.

No podemos influir en la cadena de grabaciones. Sin embargo, tenemos la capacidad de aprender el programa que los reproduce y facilitar que se lleve a cabo con éxito por medio de nuestros esfuerzos. En este caso, echamos a andar el programa y logramos su causa, flujo y propósito, por lo tanto, elevándonos al nivel del Creador.

Material Relacionado:

Un reshimot es es estado futuro completo de una persona

Los reshimot que surgen hoy en día exigen el ascenso espiritual de toda la humanidad

Un reshimot es el estado futuro completo de una persona

Recibí una pregunta: ¿Qué es un Reshimot?

Mi respuesta: Es el estado completo de uno, el siguiente grado más elevado, que uno percibe de manera oculta, oscura y confusamente.  Además, un Reshimot despierta la aspiración de uno hacia ese futuro estado.

Cuando yo trabajo duro dentro de mi ambiente (el maestro, el grupo, los libros y el estudio) con el propósito de adquirir la importancia del estado futuro, entonces en la medida en que yo aspire a este, la Luz de mi futuro estado (el siguiente grado) brilla sobre mi desde lejos;  por eso se le llama Or Makif, la Luz Circundante. Brilla en mi Reshimot con una fuerza igual a la fuerza que he adquirido al recibir la importancia de mi futuro estado desde mi ambiente (el maestro, el grupo, los libros y el estudio), la fuerza de mi aspiración hacia el estado futuro.  Y entonces este Reshimot se convierte en mi estado actual, mi siguiente grado.

El Reshimot contiene toda la información sobre nuestro estado futuro.  Sin embargo, una persona no tiene suficiente Luz o fuerza para realizarlo.  Se nos entregó la Cabalá para atraer esta fuerza más rápidamente y acelerar la velocidad de nuestro desarrollo espiritual.  De una forma o de otra, todos van a llegar a su corrección total.  Sin embargo puede ocurrir ya sea:

Coercitivamente, por medio del sufrimiento, como crisis y guerras, de la manera en que se desarrolla el mundo de hoy; o, Voluntariamente, ocurre en forma  agradable a un paso acelerado, que es lo que la Cabalá nos propone.

Material Relacionado:

La formula del alma

Los reshimot que surgen hoy en día exigen el ascenso espiritual de toda la humanidad

La redención llegará en las manos del Creador

La historia es el desenvolvimiento de Reshimot dentro de nosotros

Recibí dos preguntas sobre la evolución y la historia
Pregunta:
¿Si fuimos monos en el pasado, entonces quién creo a los monos? No sé muy bien en qué debo creer, la evolución o la religión.

Mi respuesta: La Cabalá dice que el desarrollo en nuestro mundo no ocurre por selección natural, en que se eligen las cualidades del más hábil, sino por el surgimiento consecutivo de Reshimot dentro de nosotros. Reshimot es la información sobre el descenso de las almas desde arriba hacia abajo, desde el Mundo del Infinito a nuestro mundo. Estos datos informativos se formaron dentro de nosotros como resultado del descenso de la creación desde el Mundo del Infinito a nuestro mundo y por tanto están construidos en nosotros como una espiral de datos sobre cada grado de descenso.

Hoy en día (al igual que todo lo que existe en general), nosotros sentimos en nuestro interior la manifestación de estos datos (Reshimot) sobre los grados (de abajo hacia arriba) y tenemos que realizarlos. Podemos realizar los Reshimot de dos formas: ya sea por el camino de la Luz o el camino del sufrimiento. El camino de la Luz es cuando estudiamos Cabalá con el fin de aprender sobre los futuros grados y por lo tanto atraemos la Luz que Corrige, Or Makif. El camino del sufrimiento es cuando no estudiamos la estructura del sistema y no atraemos la Luz del siguiente grado, sino que sólo sentimos la presión del siguiente Reshimo que pide que se le realice.

En consecuencia, no existe la evolución, sino una expresión gradual de datos que ya se conocen de antemano. Todo se conoce de antemano, excepto el método para ascender los grados, ya sea que pase conscientemente (rápida y placenteramente) o a fuerza (lenta y dolorosamente). Es como una película cinematográfica en donde ya existen todos los cuadros, pero gradualmente aparecen frente al espectador.

Así pues, tanto Darwin como la religión son incorrectas.

Pregunta: ¿Cree usted que la historia pueda repetirse? ¿Y cree usted que las personas tienen derecho a nombrar a sus métodos usando sus propios nombres, o deben explicarlos en forma anónima.

Mi respuesta: La historia no se repite. La historia que se desenvuelve frente a sus ojos son Reshimot (datos informativos) que se va expresando consecutivamente (paso a paso).

Por lo que respecta a su segunda pregunta. No me preocupa si las personas tienen derecho a hacer algo o no lo tienen; lo único que me interesa saber es si su método es una ciencia. Si no es una ciencia que se fundamente en hechos según el principio, “El juez no tiene más que lo que sus ojos ven,” entonces no los tomaré en cuenta. En nuestra época, todas las “ciencias” y “métodos” serán examinados para probar su autenticidad, y en la medida que sean auténticos, pasarán a formar parte de la Cabalá.

Hoy en día, esta revolución en nuestra consciencia no es aún evidente, porque la Cabalá aún está oculta. Pero cuando se revele la Cabalá, entonces los científicos se sorprenderán con la posibilidad de experimentos “puros”: que no estarán oscurecidos por la mente egoísta. Van a descartar todo lo que no esté relacionado con una clara aprehensión del mundo según el principio que se explica en El Libro del Zohar: Uno sólo puede alcanzar la materia y su forma, pero no la forma abstracta y la esencia. (Ver el artículo “Prefacio al Libro del Zohar”).

En cuanto al nombre que debe dársele a un método, esto no tiene importancia alguna. Lo podemos llamar para complacer nuestras exigencias egoístas o según la necesidad de anotaciones y definición científica.

Material relacionado:

Creación y evolución

Lección 3 “el sistema de las reshimot”

La fórmula del alma

Video clip ciencia y dogma-duración 00:02:04

La fórmula del alma

Recibí una pregunta: ¿Tenemos una memoria (Reshimo) de la libertad?  Yo creo que sí la tenemos, pues de otra manera, ¿cómo se explicaría el hecho que siempre andamos en busca de la libertad?  Así que, suponiendo que tenemos este Reshimo, entonces la Luz también nos llena, sólo que, o no lo sentimos, o no lo recordamos.  Y nuestra aspiración por la espiritualidad también la determinan los Reshimot  ¿no es así?  Este anhelo por la espiritualidad y la libertad no pueden aparecer en nosotros de la nada y quiere decir que tenemos Reshimot de algo que alguna vez nos llenó.  Por tanto, mi conclusión es que el problema entero está en nosotros: ¿cómo despertar nuestros Reshimot, cómo despertar del sueño?

Mi respuesta: Es absolutamente correcto: nuestra tarea no es ni siquiera despertar o revivir los Reshimot, sino darnos cuenta que los Reshimot ya han surgido en nosotros.  Y la manera de lograrlo es atrayendo la Luz Superior (Ohr Makif) sobre los Reshimot.  Sin embargo, el trabajo debe ser constante, y sólo puede realizarse dentro de un grupo, recibiendo de él lo siguiente:

  1. La importancia de la meta
  2. Entender que es imposible alcanzar la meta con el deseo propio, sino con el deseo del grupo.
  3. La ayuda de la Luz Superior, Ohr Makif

Esto significa que los Reshimot se despiertan con el deseo que recibimos de nuestro ambiente.  Y los Reshimot que se han despertado, a su vez despiertan a la Luz (Ohr Makif) que les corresponde.  Esta Luz los corrige entonces, otorgándoles la pantalla y llena esta pantalla con Luz Interior (Ohr Pnimi).

Entonces:   El alma = Reshimot + pantalla + Ohr Pnimi

Construimos nuestra alma corrigiendo los reshimot que vienen a nosotros (avanzado)

Las preguntas que recibí sobre los Reshimot

Pregunta: Quisiera preguntar por los Reshimot: El punto en el corazón es un Reshimo, y Klipot son también Reshimot, pero rotos. ¿Qué otras clases de Reshimot están “registrados” en Cabalá? ¡Hay probablemente más de ellos que elementos en la tabla periódica!

Mi respuesta: Los Reshimot se acumularon durante el descenso del alma común de su nivel espiritual de amor y la concesión a la recepción y el amor para uno mismo. En conjunto hay Reshimot a partir de 125 niveles de descenso, y tenemos que corregirlos en el orden inverso. Realizando este Reshimot en orden, ascendemos a lo largo de sus niveles y revelamos nuestros sentidos espirituales, que sienten la Luz Superior, el Creador.

Pregunta: ¿Cómo puede una persona notar de qué nivel vienen los Reshimot, según las cualidades especiales de su alma individual? ¿Siempre vienen los Reshimot a ayudarnos crecer y desarrollarnos? ¿Y qué sobre los Reshimot de las Klipot – por qué vienen a una persona?

Mi respuesta: Los Reshimot surgen en nosotros uno tras otro, de debajo hacia arriba, y siempre se expresan bajo la forma de niveles quebrados (Klipot, el ego). Al corregirlos, construimos nuestra alma – el recipiente en el cual nos percibimos, nuestra vida espiritual.