entradas en '' categoría

Prefacio a la Ciencia de la Cabalá – Puntos 13 al 16

Prefacio a la Ciencia de la Cabalá (Ptija) – Puntos 13 al 16, Compendio

13. De la misma forma en que los objetos corporales están separados por el espacio, los objetos espirituales están separados por la diferencia de atributos. Dos personas cuyas opiniones son similares están cercanas, mientras que aquellas cuyas opiniones son opuestas están alejadas e incluso estando en estrecha proximidad física, se sienten distantes. Por consiguiente, los objetos espirituales se encuentran cercanos o alejados entre sí únicamente debido a sus atributos. La diferencia de atributos los separa, mientras que la similitud de atributos los une llevándolos a la adhesión.

El deseo fue creado por el Creador y no es ni bueno ni malo. El estado de la criatura no lo determina el deseo, sino para quién utiliza el deseo. El Creador otorga y por lo tanto, cuando la criatura utiliza el deseo “para otorgar”, es similar y cercano al Creador. Por otra parte, la criatura que utiliza el deseo “para su propio beneficio”, (para recibir) está en oposición al Creador y por consiguiente alejado de Él.

En aras de la brevedad, en la Cabalá utilizamos los términos: “deseo de recibir” y “deseo de otorgar”, pero ambos aluden a la utilización del mismo deseo:

  • “Para sí mismo” – llamado ” recibir”, o

  • “Para el Creador” (o para el amigo) – llamado “otorgar”.

Sin embargo, no debemos olvidar que el deseo de otorgar no existe en la naturaleza. Sólo existe el deseo de recibir (recibir llenado, placer). Sin embargo, si este deseo se utiliza “para el Creador”, entonces es completamente equivalente al otorgamiento.

14. La cuarta fase que experimenta, que es opuesta al Creador, deja de recibir la Luz. A esta acción se le llama Tzimtzum Alef (la Primera Restricción). Como resultado, el deseo continúa vacío. Entonces decide que continuará recibiendo únicamente si esto complace a Quien da, el Creador.

15. Así surge una nueva condición de recepción: recibir sólo para el Creador. Al hacerlo, la criatura alcanza la equivalencia de forma con el Creador. Por ejemplo: una persona llega a la casa de su amigo, quien le invita a quedarse a cenar. Naturalmente, el invitado rechaza la comida, sin importar cuan hambriento esté, porque no le gusta sentirse como un receptor que no da nada a cambio (como lo haría en un restaurante, por ejemplo). Sin embargo, el anfitrión insiste y lo convence, diciendo que al aceptar la cena el invitado le estará dando al anfitrión una gran alegría. Cuando el invitado siente que esto es realmente así, está de acuerdo en aceptar la cena, porque ya no se siente como un receptor, por el contrario, siente que él está complaciendo al anfitrión y que le hace un favor al aceptar recibir de él

De ello se deduce que, a pesar del hecho de que el invitado tenía hambre y no podía recibir por causa de la vergüenza de recibir, la persuasión del anfitrión y la negativa del invitado dieron pié a una nueva condición, la recepción se volvió otorgamiento gracias al cambio de intención en el invitado. El invitado recibe, pero su intención ha cambiado. Es precisamente la fuerza de rechazo de los alimentos, y no la sensación de hambre, la cual es el deseo verdadero, lo que se convirtió en la base para la recepción de la comida.

16. Vemos que en lugar de la utilización directa del deseo, se plantea su uso “contrario”: el placer se convierte en rechazo, la Pantalla, la cual se interpone en el camino de la Luz hacia el deseo. Luego viene la Luz Reflejada, el deseo de recibir para el anfitrión. Y sólo en la medida de esta intención, la Luz Reflejada, puede entrar la Luz Directa en el deseo. A esta recepción de la Luz se le llama “Zivug de Hakaa” (la interacción que golpea) en primer lugar, el golpe, luego la interacción.

Los deseos que reciben para el Creador son llamados “puros” (del egoísmo). Los deseos de recibir para beneficio propio se llaman “impuros” (sumidos en el egoísmo). Ellos no pueden recibir la Luz Superior y, por tanto, son llamados “espiritualmente muertos”.

Material Relacionado:

Descargue la versión en PDF de Ptija

La verdadera crisis todavía está por venir

Recibí una pregunta: ¿La crisis se ha terminado?

Mi respuesta: No soy economista, pero en mi opinión, la verdadera crisis está todavía por venir. Esta opinión se basa en información real y el hecho que aún no hemos llegado a la conclusión que tenemos que corregirnos. Después de todo, la razón de la crisis es despertarnos hacia la corrección.

Por el momento, estamos presenciando la crisis del mercado de valores, pero puede pasar todo un año para que se manifieste en la economía. La ola provocada por el tsunami de la crisis financiera aún no ha alcanzado a la humanidad. Por ahora, todas las bajas de los mercados de valores son precursoras de una crisis financiera.

¿Cómo se va a manifestar? Habrá una ola de desempleo, reducción de salarios, la desaparición eventual de la alta tecnología, una caída en los precios de bienes raíces, incremento de la inflación, bancarrotas, nacionalización de las bancas y cancelación de los ahorros de inversionistas. Y todo lo anterior continuará hasta que reconozcamos la razón de esta crisis: ¡nosotros!

Reportaje noticioso (de zibb.com): El Rey de Arabia Saudita Abdallah Bin-Abd-al-Aziz manifestó en una entrevista: “Los expertos monetarios y los líderes de los principales países afectados por la crisis esperan que la crisis llegue a su fin dentro de un año y medio. Según ellos, se necesita restaurar la confianza y tranquilizar a la gente. Yo creo que si cooperan estas enormes economías internacionales, podrán salir de esta crisis, como lo han hecho de crisis anteriores.”

Mi comentario: ¡Larga vida al rey! Tiene razón, siempre y cuando esté hablando de una cooperación verdadera, como convendría a una aldea o a una familia. Esto muestra que el hombre empieza a cambiar.

Material Relacionado:

La solución de la Cabalá a la crisis financiera difiere de una solución con sentido común

La crisis durará tanto como sea necesario

¿Cuánto tiempo va a durar la crisis?

Crisis económica (00:36:36)

Los países más cercanos a la integración y la globalización sufrirán menos por la crisis

Reportaje noticioso (de The Telegraph): “Los rusos se alejan del vodka en los momentos difíciles”. Con los mayoristas luchando por encontrar crédito y los rusos comunes forzados a cambiar su forma de gastar, un gran lago de vodka se acumula en las destilerías a lo largo y ancho de Rusia.

Las estadísticas oficiales indican que ha habido una caída en la venta de vodka durante los dos últimos meses. Los inventarios de noviembre de vodka en existencia se han incrementado a 82 millones de litros, un 600 por ciento de incremento desde 2007 según la Asociación Nacional de Bebidas Alcohólicas.

“Las personas gastan menos dinero en alcohol y otros productos debido a la crisis financiera”, dijo Pavel Shapkin, el secretario ejecutivo de la Asociación Nacional de Bebidas Alcohólicas

Mi comentario: Por supuesto, el señor Shapkin tiene razón. Sin embargo, la gente va a encontrar la manera de embriagarse, recurriendo tal vez a los destilados baratos del mercado negro, que los va a perjudicar aún más. La interrogante nacional en Rusia es cómo encontrar el equilibrio entre la cantidad de licor recomendable para todos y ponerlo a la disposición a un precio razonable para que las personas no apaguen su sed con sustancias venenosas.

Recibí una pregunta: ¿En donde se sentirá menos la crisis?

Mi respuesta: Esta pregunta no tiene relación con la Cabalá y yo no soy especialista en economía. Sin embargo, pienso que la crisis será menos dañina en los países con las economías más desarrolladas: Los Estados Unidos, después Europa, seguidos de Japón. Según la Cabalá, aquellos que se encuentren más cercanos a la integración y la globalización saldrán mejor. Lo mismo se aplica a sus monedas.

Material Relacionado:

¿Quién se verá más afectado por la crisis económica?

La paz de cada persona depende de todos

Crisis económica (00:36:36)

Conceptos fundamentales de Cabalá – Ahora en Lituano

La casa editorial lituana “Dialogo Kulturos Institutas” (El Instituto de la Cultura y el Diálogo) acaba de publicar un nuevo libro en lituano, que es una traducción del libro en inglés Basic Concepts in Kabbala. (Conceptos fundamentales de Cabalá).

La publicación del libro fue posible gracias a nuestros amigos Rimantas y Daina Meshkenas, quienes trabajan en la industria editorial.

La casa editorial y el grupo unido de Lituania están iniciando una campaña publicitaria del libro. Además, el libro será presentado en la feria anual del libro en Lituania en Febrero 2009.

Material Relacionado:

Mi blog en Lituano

Libros de Cabalá

Como superar la crisis global

La globalización es la revelación de un nuevo nivel de conexión entre nosotros. Debería ser beneficioso, pero vemos que sólo nos trae más y más problemas. ¿Por qué está ocurriendo? Porque estamos utilizando el sistema global integral al contrario: con el fin de erigirnos nosotros sometiendo a los demás, en lugar de aprender a trabajar unidos. Estamos siempre intentando derrotar, degradar y ser mejor que los demás.

Esto sucede porque hemos evolucionado al punto de una total interconexión entre nosotros, sin embargo, nuestra interconexión es contraria a la Naturaleza que está unida. La razón es que la interacción entre nosotros es absolutamente egoísta: cada persona está lista para devorar a los demás. Sin embargo, la ley del sistema afirma que todas sus partes deben trabajar en unión, de manera coordinada, conforme al principio “considera a los demás como te consideras a ti mismo”.

Cuando pretendemos estructurar nuestras interacciones según el más honesto principio, “lo que es mío es mío y lo que es tuyo es tuyo”, la humanidad como un sistema se deteriora y acarrea crisis aún mayores. Es porque hoy en día en nuestra interconexión global, una egoístamente honesta persona, negocio, banco, gobierno o regulación, sencillamente “no funciona”.

Por consiguiente, ¿qué debemos hacer? Debemos considerar las leyes de un sistema integral cerrado, que es como un cuerpo y gradualmente corregirnos conforme a él. En términos prácticos estos significa:

  • Organizar la distribución para que cada persona reciba únicamente tanto como necesite,

  • Instituir un sistema de educación universal que enseñe a las personas sobre las leyes de la existencia de la humanidad dentro de un sistema cerrado.

Aún las primeras acciones que se realicen en esa dirección van a poner fin a nuestra oposición a la Naturaleza y nos traerán la armonía con ella. Entonces el sufrimiento por la crisis se va a desvanecer. De hecho, la crisis actual libera a suficientes personas y fuerzas para llevar a cabo este proyecto. El conocimiento del mundo en donde de pronto nos encontramos, va a ser recibido y comprendido por todos. La crisis que se ha instalado nos ha preparado para ello. Hoy en día tenemos que recibir una reeducación sobre cómo vivir en un sistema interconectado cerrado en donde “todos estamos en un bote”, en donde la salvación de cada persona depende de cada uno. Tenemos que aprender y enseñar a nuestros hijos sobre el nuevo mundo.

Material Relacionado:

Baal HaSulam: Sobre la naturaleza humana

Solo la revelación del Creador puede corregir al mundo

Fundamentos de la naturaleza (31:00:48)

Tu único punto de libertad es tu reacción al Creador

Todos los pensamientos y deseos, ya sean privados o sociales, nos los envía desde arriba el Creador. Todos ellos se originan de una única fuerza de la Naturaleza (ver el artículo No hay nadie más aparte de Él). En este caso, es necesario estar en perpetuo diálogo interior con el Creador, constantemente examinar lo que usted descubre en su mente y en su corazón, intentando comprender lo que el Creador le dice, cómo Él lo organiza a usted y cuál debería ser la reacción suya.

Primero, se debe comprender que todo es enviado desde arriba con el propósito de desarrollarnos.  Por consiguiente, debe ser recibido con gratitud porque fue particularmente elegido para adecuarse a nuestro estado y asegurar el desarrollo óptimo para alcanzar al Creador.

Posteriormente, se debe hacer una petición.  Después de todo, si una persona no siente el deseo de avanzar, si siente que tiene otras cosas más importantes que atender y otros problemas que resolver primero, entonces se ocupará de ellas rápidamente para después regresar al Creador.  También esto se le envía desde arriba para que la persona pueda discernir, “¿Con qué objeto?”

Al ocuparse en hacer cálculos sobre lo que es más importante, la persona olvida que desde arriba se le está accionando, que se trata del Creador que le muestra cuan fácilmente se desconecta de Él.  Después de todo el Creador se revela sólo en virtud de los esfuerzos propios por mantener una conexión con Él.  Todo lo que existe dentro y alrededor de mi viene de Él.  Él existe dentro de mí, organizando todo lo que transpira en mí y hacia mí.

Él deja sólo un punto independiente de Él: mi reacción.  Allí es donde mi “Yo” puede expresarse.  Este punto está en mi interior y se despierta, se revela a mi, sólo si yo con fuerza me aferro a la comprensión que el Creador gobierna mis pensamientos, mis deseos y a mi mismo, desde arriba.

Este punto, dentro del cual yo discierno su gobierno desde arriba, dentro del cual yo deseo sentirlo a Él y responderle a Él, es el punto de la verdad, el inicio de nuestro “Yo”.

Material Relacionado:

Podemos controlar nuestros pensamientos

El jardinero espiritual

Curso Introductorio. Lección No. 2

La esencia de la Sabiduría de la Cabalá

La experiencia de la luz (00:31:50)