entradas en '' categoría

Stanley Fischer es pesimista sobre el futuro de la economía global

57_100_wpEn las noticias (del GlobesOnline): “La sensación de pesimismo por el comercio a nivel mundial es el factor más importante, pues la exportación es una parte sustancial de nuestra producción. Las previsiones de crecimiento mundial para la segunda mitad de 2009 son muy pesimistas”, dijo hoy el gobernador del Banco de Israel, el Profesor Stanley Fischer ante el Comité de Asuntos Económicos del Parlamento Israelí.

“Hay una previsión de caída del 9% de las operaciones de comercio a nivel mundial. Si estas previsiones resultan ser verdaderas, esto querrá decir la peor situación económica global desde la Segunda Guerra Mundial. Obviamente, si el comercio mundial cae en picado, nos veremos afectados. El desempleo continuará aumentando hasta mediados del 2010. En otras palabras, nos espera un año difícil. Tendremos que prestar atención a la economía real cuando el gran optimismo abandone los mercados financieros”.

Mi comentario: Aplaudo al Profesor Fischer por ser tan directo y honesto. Dado que la naturaleza del hombre es “el deseo de disfrutar”, tiende a disipar las emociones negativas experimentadas en el pasado. Por eso, cuando nuestro sufrimiento se hace permanente, dejamos de percibirlo. Eso es lo que está ocurriendo con la crisis: nos parece que ha acabado pero, en realidad, no sólo no ha terminado sino que va a peor.

Material relacionado:

El alza de los mercados es como la calma antes de la tormenta
Las predicciones de Ben Bernanke caducaron
Toda la humanidad está saliendo de Egipto ahora

10+10 = La base de la vida en el universo

laitman_2007-03_ba-iam_045_wpEn las noticias (MIT Revista Tecnológica): “Por qué el código genético de ET podría coincidir con el nuestro”. Sabemos que los aminoácidos son frecuentes en nuestro sistema solar y fuera de él. Varios experimentos reproduciendo las condiciones de la atmósfera primigenia de la Tierra han dado como resultado 10 de los aminoácidos que se encuentran en las proteínas. Curiosamente, los análisis de meteoritos han ofrecido también estos mismos 10 aminoácidos. Los primeros códigos genéticos deben haber evolucionado a partir de estos 10 aminoácidos prebióticos. En el momento de aparición del  primer organismo precursor de todos los demás organismos del planeta, hace al menos 3.500 millones de años, la naturaleza ya se había constituido en estos 20 aminoácidos completos que vemos hoy.

Mi respuesta: La ciencia de la Cabalá describe las 10 fases de la expansión de la Luz desde arriba hacia abajo (las diez Sefirot de Ohr Yashar, la Luz Directa), así como las 10 fases de vuelta de la expansión de la Luz, desde abajo hacia arriba (Las 10 Sefirot de Ohr Hozer, la Luz que Retorna). La vida (un Partzuf) sólo puede formarse cuando todas esas fases están presentes.

Los 10 aminoácidos principales (las 10 Sefirot de Ohr Yashar) son la base, pero el material proteínico aparece únicamente cuando hay un juego completo de Luces Directas y de Retorno, o dicho de otro modo, cuando hay una pantalla que las conecta entre ellas.

Material relacionado:

Prefacio a la Ciencia de la Cabalá. Puntos 6 al 9
Creación del mundo ¿Cómo conciliar el Génesis con el Big-Bang?

¿Cuál es la diferencia entre el dinero y el llenado auténtico?

it-all-comes-back-to-youRecibí una pregunta: La igualdad que usted describe suena a opresión. Si una persona recibe lo mismo que los demás, esto anulará la iniciativa de la gente para otorgar más a otros. Entonces ¿qué hay de bueno en dicha igualdad?

Mi respuesta: El hombre existe dentro del deseo de recibir, de ser llenado. Y este deseo es la esencia de la creación. De hecho, es lo único que fue creado y no experimenta cambios. Lo único que se transforma es la intención, el propósito, o cómo uno usa este deseo: “en beneficio propio” o “en beneficio del prójimo”.

Digamos que poseo una cuenta bancaria que asciende a cifras de ocho dígitos. Lo que me proporciona satisfacción es la sensación de tener mucho dinero y no la cifra en sí. Me otorga una sensación de poder y de tranquilidad en el presente y de cara al futuro. Sin embargo, el deseo del hombre no puede ser llenado con esos billetes.

Estos deseos que se encuentran en nosotros vienen estrictamente dictados por la naturaleza, y son de dos tipos:

  • Los deseos corporales: comida, sexo y familia
  • Los deseos sociales: riqueza, fama, poder y conocimiento

En cualquiera de los casos, nuestro llenado proviene siempre de nuestras sensaciones, nunca de los objetos materiales.

Si alguien tiene prestigio social, honor y reconocimientos, y si sus hijos se sienten orgullosos de esta persona (en lugar de presenciar que su progenitor sufre un rechazo social), entonces ¿no supone esto un incentivo suficiente como para que esa persona trabaje en beneficio de la sociedad?

Un verdadero experto considera su trabajo como una obra de arte, como si él fuera un artesano. Realiza su trabajo para alcanzar un resultado final, nunca para recibir una recompensa. Y así es como satisface su deseo.

Lo que hemos hecho es cubrir el deseo de la gente con “ese papel para envolver” que es el dinero. Y por eso, el la palabra “dinero” deriva del término “cubrir” o “pantalla” (en hebreo la palabra “dinero” es Kessef, que proviene de la palabra Kissui: “cubrir”). Sin embargo, el dinero no es más que una medida provisional para el llenado del deseo. La actual crisis hará desaparecer todas las compensaciones de tipo superficial, dejando sólo el llenado puro. ¿Y en qué consiste éste? En la satisfacción que obtenemos al otorgar. Es el único llenado que no desaparece y que es totalmente respaldado por la sociedad.

Material relacionado:

Un estudio científico descubre que paradojicamente los altruistas son más afluentes
En el nuevo mundo competiremos con los demás por el otorgamiento
Una receta para la vida eterna
El desarrollo de reshimot a través de la historia